COPA AMÉRICA 2015

Finalistas, con sed de gloria

El equipo de casa nunca ha ganado este torneo sudamericano, mientras que su rival lleva 22 años sin saborear un título.
Lionel Messi (Izq.) conversa con Sergio Agüero durante el entrenamiento de Argentina. Lionel Messi (Izq.) conversa con Sergio Agüero durante el entrenamiento de Argentina.
Lionel Messi (Izq.) conversa con Sergio Agüero durante el entrenamiento de Argentina.

Casi un cuarto de siglo contra toda una vida. Atormentada por años de frustraciones que incluyen a Lionel Messi, Argentina saldrá en busca de una conquista histórica cuando se mida hoy con Chile por la final de la Copa América.

Argentina jugará justo el día en que se cumplirán 22 años de su último título oficial, que fue la Copa América de Ecuador 1993, mientras Chile lo hará con la ilusión de ganar por primera vez una corona a nivel de selecciones.

La decepción que envuelve a los albicelestes también arrastra a Messi, ganador de más de 20 trofeos con el Barcelona y quien se apresta a embolsar su quinto Balón de Oro, pero que nunca disfrutó un título de mayores con Argentina, con la que encara su tercera Copa América, además de haber jugado tres mundiales. Con 10 goles en cinco partidos, incluyendo el triunfo 6-1 ante Paraguay en semifinales, Argentina es dueña de un ataque goloso de gol, pero en el que Messi no los hace: aún no pudo convertir de jugada, en un equipo que tiene a Sergio Agüero como máximo artillero con tres, uno más que Ángel di María y el suplente Gonzalo Higuaín.

Pese a que en Barcelona sus goles no distinguen rivales, torneos ni geografías, Messi apenas pudo convertir uno en Chile y de penal. Pero la “Pulga” no parece desesperado por anotar, sino que más bien disfruta del armado de jugadas que terminan en la red, como pasó en la media docena a los paraguayos. Ya sea en antigua versión de goleador o en esta de asistidor, Messi es la gran preocupación de un Chile que es anfitrión de la Copa por séptima vez. Dos veces Uruguay (1920 y 1926) y cuatro Argentina (1941, 1945, 1955 y 1991) se consagraron campeones en el estadio Nacional.

“No soy el encargado de marcar a Messi, pero el equipo debe hacer un buen juego defensivo”, destacó el defensor central Gary Medel. “También están Di María, Agüero, hay que hacer un buen juego en la defensa, con mucha comunicación”.

Chile aún no pudo vencer a Argentina en la máxima competencia de clubes del continente: 19 caídas y 5 empates en 24 cruces. La primera victoria oficial de la Roja sobre la albiceleste se produjo recién hace siete años durante las eliminatorias para Sudáfrica 2010, cuando el técnico era el argentino Marcelo Bielsa y el resultado generó la caída de su compatriota Alfio Basile.

Dos argentinos, Gerardo Martino y Jorge Sampaoli, estarán otra vez frente a frente, ambos con estilos similares: sus equipos son ofensivos, buscan ser protagonistas, se defienden con control de la pelota jugada por abajo y con defensores que no la rifan por más que estén apremiados. Al margen de las cuestiones tácticas y estratégicas, a Sampaoli lo domina la ansiedad. “Las horas previas son interminables. Quiero que el partido comience ya”, señaló el técnico. “Solo nos falta la charla final”. Se hace muy largo, con charlas continuas y debates que tienen que ver con detalles que no se le informaron a los jugadores.

Con su andar filoso y su zurda revolucionaria, Messi es el eje de un equipo que parte de un sólido arquero como Sergio Romero, con laterales que se proyectan encarnados en Marcos Rojo y Pablo Zabaleta, con Javier Mascherano pulmotor por el medio y una ofensiva estética en la que Di María, Javier Pastore, Agüero o cualquier otro se turnan para dañar.

Chile, que en semifinales eliminó 2-1 a Perú, también tiene su columna vertebral con Gary Medel en la zaga, Marcelo Díaz como centrocampista de contención (se sacaría chispas con Mascherano), Arturo Vidal como carrilero, Jorge Valdivia con pinceladas para engranar un ataque que tiene a Alexis Sánchez por las bandas y Eduardo Turboman Vargas por cualquier lado, pero listo para embocarla y estirar así sus cuatro dianas, que lo tienen como máximo cañonero de la Copa.

Argentina aguarda la evolución del central Ezequiel Garay, quien en las horas previas a la semifinal sufrió dolores estomacales que lo marginaron del partido. Si no se recupera a tiempo, su reemplazante volvería a ser Martín Demichelis.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

INTERNET Y EL SER HUMANO El olvido y la memoria, frente a frente

Michel Gondry, el genial director de cine francés, expone en su película Eterno resplandor de una mente sin recuerdos (2004) la posibilidad de usar la ciencia para borrar la memoria. Para olvidar. ...

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

16 Ago 2017

Primer premio

7 8 9 4

DBDC

Serie: 14 Folio: 7

2o premio

6122

3er premio

5195

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código