PARTIDO DE IDA DE LOS OCTAVOS DE FINAL

El Madrid quedó frío

El CSKA Moscú rescató un agónico empate 1-1 ante los merengues, producto de un gol en la última jugada del partido.

EMPATE. El portero del Real Madrid, Iker Casillas (Cen.), recibe un gol marcado por Pontus Wernbloom (Izq.), del CSKA. EFE/Maxim Shipenkov EMPATE. El portero del Real Madrid, Iker Casillas (Cen.), recibe un gol marcado por Pontus Wernbloom (Izq.), del CSKA. EFE/Maxim Shipenkov
EMPATE. El portero del Real Madrid, Iker Casillas (Cen.), recibe un gol marcado por Pontus Wernbloom (Izq.), del CSKA. EFE/Maxim Shipenkov

El CSKA mantuvo viva su eliminatoria de Liga de Campeones ante el Real Madrid, al empatar ayer 1-1 gracias a un gol de Wernbloom en el tiempo de descuento en la única ocasión clara generada por el conjunto ruso.

El equipo de José Mourinho no pasó apuros y se adelantó con un gol de Cristiano Ronaldo, pero lamentó no haber dejado sentenciada la eliminatoria y fue castigado con un tanto en la última jugada.

Al Real Madrid le costó entrar en el partido, cosa esperada por el terrible frío (10 grados bajo cero) y el terreno sintético.

Las condiciones del encuentro tuvieron un alto coste para los blancos, pues el francés Karim Benzema cayó lesionado al intentar golpear un balón y tuvo que retirarse por una dolencia muscular, siendo sustituido por Gonzalo Higuaín.

Tal circunstancia no alteró lo más mínimo los planes de Mourinho, quien preparó un equipo dispuesto a defender bien y salir al contraataque. A cambio, sacrificó la alegría de los últimos partidos. Pero Mourinho conoce como nadie en qué consisten las eliminatorias, donde cualquier error se paga.

Y tal enseñanza también la aprendió pronto el CSKA, justo el tiempo que tardó en equivocarse y recibir un gol. Ocurrió a los 28 minutos, cuando la defensa rusa se enredó al intentar sacar un balón, Higuaín peleó y Cristiano Ronaldo remató con su conocida eficacia.

El portugués no se cansa de marcar goles.

El Real Madrid ya había disfrutado antes de una gran ocasión, con un doble remate que sacó el arquero Chepchugov. Aun así, nunca llegó a encontrarse cómodo en el campo, perdiendo muchos más balones de la cuenta y sin encontrar el auxilio del alemán Mesut Özil, desaparecido en combate.

Pero no se puede decir que los blancos sufrieran, ni mucho menos. Porque el CSKA se fue al descanso asfixiado –lleva dos meses sin competir por el parón que sufre la Liga por estas fechas– y sin un solo disparo entre los palos defendidos por Casillas.

La segunda parte fue todavía más tranquila para el Real Madrid, que además pudo imponer su superioridad física sobre un rival muy partido y con las líneas muy distanciadas. Sin embargo, al conjunto blanco le faltó paciencia, contundencia y precisión para traducir su dominio en goles.

Suyas fueron las ocasiones más claras, con Callejón y Cristiano Ronaldo como principales protagonistas, y con el arquero Chepchugov realizando buenas intervenciones. En cambio, el CSKA no tuvo ni una sola ocasión clara en todo el partido... hasta el tiempo de descuento. El Real Madrid jugó los últimos minutos con una línea de cinco defensas, señal de que Mourinho daba por bueno un resultado más que satisfactorio en Europa.

Al tiempo, fue un mensaje de conformismo lanzado hacia sus jugadores.

Porque el CSKA dispuso de una oportunidad final, con una jugada a balón parado mal defendida y con un remate afortunado de Wernbloom que provocó el delirio en la grada.

Una historia mil veces repetida en el fútbol: quien perdona lo acaba pagando.

Mou: ´El resultado nos deja tristes´

El técnico del Real Madrid, José Mourinho, aseguró que su equipo jugó para ganar y mereció la victoria ante el CSKA Moscú (1-1) en el partido de ida de los octavos de final de la Liga de Campeones.

“El resultado nos deja tristes, ya que jugamos para ganar y tuvimos muy buenas ocasiones de marcar el 2-0”, señaló Mourinho en rueda de prensa. Con todo, el portugués aseguró que el empate “es un buen resultado” con vistas al partido de vuelta en el Santiago Bernabéu. “Ya me gustaría empezar todas las eliminatorias con un empate a un gol. Espero ganar en Madrid. Por el momento, llevamos ventaja”, señaló.

Con relación al gol del sueco Wernbloom en el minuto 93, el técnico madridista criticó al árbitro por no haber pitado una falta previa. “Antes del gol hay una falta clarísima sobre Cristiano. El cuarto árbitro estaba cerca y no la ha visto. Es parte del juego. 

Los árbitros se equivocan, a veces a favor y otras en contra. Así es el fútbol”, dijo. Mourinho también sustentó su decisión de introducir en el campo en los últimos 10 minutos al defensa español Albiol, para anular al delantero checo Necid. 

“Lo vi como una buena opción. Un adversario mete un jugador de casi dos metros para jugar en el ataque junto a Doumbia y lo veo como una buena opción para cerrar los últimos minutos”, indicó. Finalmente, Mou aseguró que desconoce el alcance de la lesión del francés Benzema.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

16 Ago 2017

Primer premio

7 8 9 4

DBDC

Serie: 14 Folio: 7

2o premio

6122

3er premio

5195

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código