INDEMNIZACIÓN MILLONARIA

Secuestrable el Rod Carew

La sentencia final obliga al patronato del coliseo de cerro Patacón y a otras tres empresas locales a pagar 3.4 millones de dólares.
El estadio Rod Carew fue el escenario del incidente ocurrido el 5 de noviembre antes del partido entre Panamá y Estados Unidos en el marco del torneo preolímpico 2003. LA PRENSA/ Archivo. El estadio Rod Carew fue el escenario del incidente ocurrido el 5 de noviembre antes del partido entre Panamá y Estados Unidos en el marco del torneo preolímpico 2003. LA PRENSA/ Archivo.
El estadio Rod Carew fue el escenario del incidente ocurrido el 5 de noviembre antes del partido entre Panamá y Estados Unidos en el marco del torneo preolímpico 2003. LA PRENSA/ Archivo.

Guy Nachio, presidente del Patronato del estadio Rod Carew, quien afirmó que espera la notificación oficial de la Corte Suprema de Justicia para tomar decisiones, está claro en que hay que pagarle a los afectados por el accidente pirotécnico ocurrido el 5 de noviembre de 2003 en el Torneo Preolímpico de béisbol que se jugó en nuestro país.

Asimismo, Nachio reconoció que han tenido conversaciones para ver cómo se manejará esta sentencia final “y a nosotros (patronato) nos toca hablar con Pandeportes y decirles, señores, el patronato no tiene esa fuente de ingreso” para hacerle frente a la millonaria indemnización ordenada por el Juzgado Sexto de Circuito de lo Civil de Panamá.

Embargar las cuentas

“No sé si pueden embargar las cuentas del patronato que no es mucha plata”, puntualizó Nachio, para dejar claro cuáles son las condiciones actuales del patronato de la principal instalación deportiva del país.

El directivo admitió que desde el punto de vista jurídico podría ser secuestrado el patronato del coliseo de cerro Patacón, aunque hizo la salvedad de que “el estadio es de Pandeportes”.

“Desde el punto de vista jurídico pueden secuestrar el patronato, porque este no es dueño del coliseo Rod Carew, el estadio pertenece a Pandeportes y eso es muy difícil”, aclaró Nachio.

3.4 millones

La sentencia final obliga al patronato y a otras tres empresas locales a pagar 3.4 millones de dólares.

La indemnización es por un monto de 3.4 millones de dólares, de los cuales 2.3 millones son para la familia del fallecido (Ricardo Vega) y 1.1 millón para el resto de los heridos en aquel accidente que se suscitó luego que un lote de cohetes de la empresa Pirotécnica de Guararé fuera lanzado desde el parque de pelota infantil, ubicado a un costado del coliseo.

Nachio: ´somos responsables´

El administrativo y también federado del béisbol local recalcó que tanto el patronato como la Cervecería del Barú se encuentran en espera de la notificación oficial.

“Nosotros estamos esperando la notificación para sentarnos y ver cómo vamos a manejar este asunto, porque todos somos responsables solidariamente. Había cuatro demandados ahí y la pirotécnica admitió culpabilidad, pero anunció hace unos años que la compañía quedó liquidada y ya no existe”, afirmó Nachio.

“Ahora recae la responsabilidad en los tres entes demandados, que son la Cervecería, su distribuidora y el patronato del estadio”, agregó.

Añadió que “los abogados básicamente nos han recomendado que esperemos hasta que la Corte nos notifique oficialmente para poder ya tomar decisiones y nos tenemos que sentar a coordinar con la Cervecería, Pandeportes y los afectados”.

Punto de vista legal

El abogado Gustavo Padilla, quien fungió como asesor legal del Inde y en representación del patronato interpuso en 2005 un recurso de apelación ante los juzgados del Primer Tribunal Superior de Justicia del fallo condenatorio, enfatizó que los afectados cobrarán de alguna forma su dinero “y es embargable y secuestrable el patronato”.

“La figura del patronato podría desaparecer jurídicamente y a final de cuenta el Estado tendría que hacerle frente a esta sanción solidaria”, expresó Padilla.

La tragedia

El accidente que le costó la vida a Ricardo Vega tras ser impactado por uno de los cohetes lanzados desde el estadio infantil, ocurrió el día 5 de noviembre de 2003 antes de iniciarse el partido Estados Unidos- Panamá, con un estadio, se estima, que tuvo una afluencia de más de 22 mil personas.

La noche del 5 de noviembre, minutos antes de empezar el partido, explotaron en las graderías fuegos artificiales que causaron 10 heridos, uno de gravedad y dos de consideración.

Los heridos de mayor consideración fueron Carlos Julio, de 37 años; Carlos Julio hijo, de 11, y Ricardo Vega, de 42 años, quien murió el 16 de noviembre, tras permanecer 11 días en coma.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

KNOCKOUT Julio Escobar: 'A los alumnos con subsidios les va peor que a los que no reciben subsidios'

A los alumnos con subsidios les va peor que a los que no reciben subsidios
Roberto Cisneros

Esta semana se cerró la etapa de pruebas del Concurso por la Excelencia Educativa. Hoy Julio Escobar, su creador, que además preside la Fundación para la Promoción de la Excelencia Educativa –que ...

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

16 Ago 2017

Primer premio

7 8 9 4

DBDC

Serie: 14 Folio: 7

2o premio

6122

3er premio

5195

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código