NFL está bajo fuego

Otro escándalo

El jugador Jonathan Dwyer fue inhabilitado por los Cardinals de todas las actividades del equipo por su comportamiento.
Agentes de la policía de Phoenix trasladan al running back Jonathan Dwyer, de los Cardinals de Arizona, a la cárcel tras su arresto. AP/David Kadlubowski. Agentes de la policía de Phoenix trasladan al running back Jonathan Dwyer, de los Cardinals de Arizona, a la cárcel tras su arresto. AP/David Kadlubowski.
Agentes de la policía de Phoenix trasladan al running back Jonathan Dwyer, de los Cardinals de Arizona, a la cárcel tras su arresto. AP/David Kadlubowski.

El running back Jonathan Dwyer, de los Cardinals de Arizona, propinó un cabezazo a su esposa después de que ella se rehusara a sus insinuaciones sexuales, de acuerdo con la policía.

En un reporte de la policía, se explicó que el jugador de NFL le quebró la nariz a su esposa con el cabezazo y al día siguiente la golpeó en el rostro.

Los detalles del ataque surgieron en el reporte un día después de que Dwyer fuera arrestado por cargos de agresión agravada e inhabilitado por los Cardinals de todas sus actividades.

El running back pasó la noche en prisión y tuvo una breve audiencia en la corte antes de ser liberado ayer por la mañana.

El arresto se da en un momento en que la NFL y su comisionado se encuentran bajo fuego por una serie de incidentes violentos fuera del campo que involucran a varios de los jugadores estelares de la liga, entre ellos Ray Rice, Adrian Peterson y Greg Hardy.

Los Cardinals han inhabilitado a Dwyer de todas las actividades del equipo.

Dwyer fue arrestado el miércoles como parte de la investigación de dos altercados que sucedieron el 21 y 22 de julio en su hogar en Phoenix, pocos días antes de que los jugadores de los Cardinals se reportaran al campamento de pretemporada.

Su esposa abandonó el estado tras los incidentes, pero regresó hace una semana después de que Dwyer aparentemente enviara mensajes de texto con alusiones suicidas incluyendo una foto portando un cuchillo.

De acuerdo con la policía, en el primer incidente Dwyer trató de besar y desvestir a su esposa, pero ella se negó. Alguien que escuchó la discusión contactó a la policía y agentes acudieron al apartamento del jugador pero no realizaron arrestos.

Dwyer se ocultó en el baño y la esposa negó que él se encontrara en casa porque el running back había amenazado con matarse frente a ella y su pequeño hijo si reportaba la agresión a la policía, según los agentes.

Al día siguiente, Dwyer asestó un puñetazo a su esposa en el lado izquierdo.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

23 Ago 2017

Primer premio

8 3 0 1

ACCD

Serie: 19 Folio: 11

2o premio

3552

3er premio

1426

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código