El gol: un acierto y un error

Al técnico Miguel Mansilla le escuché afirmar que el gol era el resultado de un acierto y de un error. Me pareció un argumento extremo porque no siempre se correspondía lo uno con lo otro. Para mí el gol podría generarse, en su multiplicidad de formas, igualmente por una genialidad o una circunstancia imprevista no controlable, que no siempre ameritaba calificarlo como un acierto del rival y un error de quien lo padece.

Con el tiempo comprendí el sentido de su posición. Él lo veía desde su óptica de exjugador y técnico, yo lo razonaba desde la tribuna del periodista. Pero Mansilla tenía razón en el enfoque general, al gol hay que verle todo el tramo que lo antecede hasta el final. Si lo apreciamos desde allí encontramos que en su gestación el gol, que es la esencia del fútbol, va dejando huellas que ayudan a los entrenadores a determinar positivamente responsabilidades.

Una placa radiográfica del momento en el que comienza a alimentarse una situación de gol visto desde quien lo recibe nos podría llevar a establecer, línea por línea, los códigos que no se cumplieron, por ejemplo: el delantero que no ayudó a obstruir la salida del rival, el mediocampista que se distrajo posibilitando el crecimiento de una jugada, los defensas que no atinaron a coordinar un buen cierre en la marca, el portero que no dosificó su adrenalina y se lanzó antes de tiempo.

Desde la perspectiva de quien lo celebra el gol también tiene una génesis, aunque la gloria se la termine adjudicando principalmente el último que empuja la pelota: el mediocampista que se roba un balón anticipándose, el defensa que se incorporó al ataque rompiendo la inefectividad ofensiva, el portero que con su saque de puerta da vida a una jugada preparada en el entrenamiento, el delantero rapaz que aprovecha el mínimo instante para dar el zarpazo.

Las circunstancias que se suceden en un campo de juego son múltiples, muchas incontrolables, pero parte del trabajo de los técnicos de fútbol es reducir estas últimas a la menor cantidad en su área de responsabilidad. Videos, apuntes rutinarios, notas específicas sobre movimientos o determinado jugador, información recabada cuya fuente principal es un allegado al rival etc., son algunos de los recursos que hoy priman en la preparación de un partido o de un torneo.

El fútbol aunque maneja otra dinámica por su concepto está emparentado también con el ajedrez, pues las piezas adquieren mayor fortaleza o debilidad no solo por lo que representan sino también por cómo se posicionan en el campo de juego o el tablero, debido a sus movimientos. Lo acertado o fallido de estos movimientos puede conducir al mate o al gol y por ende tiene responsables. Por aquella charla que tuvimos en esos lejanos años en los que Anaprof comenzaba su viaje, como por su amabilidad para compartir su valioso conocimiento yo le estaré siempre agradecido. Haga usted la prueba, analice un gol ¿ve un acierto y un error?

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

KNOCKOUT Julio Escobar: 'A los alumnos con subsidios les va peor que a los que no reciben subsidios'

A los alumnos con subsidios les va peor que a los que no reciben subsidios
Roberto Cisneros

Esta semana se cerró la etapa de pruebas del Concurso por la Excelencia Educativa. Hoy Julio Escobar, su creador, que además preside la Fundación para la Promoción de la Excelencia Educativa –que ...

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

16 Ago 2017

Primer premio

7 8 9 4

DBDC

Serie: 14 Folio: 7

2o premio

6122

3er premio

5195

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código