Avance: Cancillería de Panamá activa el Centro de Coordinación de Información tras terremoto en México.

ENFOQUE

ENFOQUE: Los retos para erradicar el hambre

Israel Ríos*

OPINIÓN

Recientemente, un equipo de investigadores latinoamericanos realizó una revisión sobre la situación de anemia en América Latina y el Caribe.

El objetivo del trabajo fue examinar los datos disponibles y actualizados de prevalencia de anemia reportados en los países de la región. El artículo fue publicado en la revista Food and Nutrition Bulletin en junio de 2015.

Entre los resultados obtenidos resalta que la anemia en niñas y niños menores de 5 años es un problema de salud pública severa en Guatemala, Haití y Bolivia, afectando de 5 a 6 de cada 10 niñas y niños.

En países como Panamá, Nicaragua, Brasil, Ecuador, El Salvador, Cuba, Colombia, República Dominicana, Perú, y Honduras, la anemia se clasificó como un problema moderado, afectando de 2 a 4 de cada 10 niñas y niños menores de 6 años de edad.

Por su parte, la anemia en mujeres de edad fértil es un problema severo en Panamá y Haití que afecta a 4 de cada 10 mujeres.

La anemia, en conjunto con otras deficiencias de vitaminas y minerales tales como vitamina A, yodo y zinc, es la causa más importante del “hambre oculta” y desnutrición en el mundo.

El “hambre oculta” no produce las mismas sensaciones que el hambre normal.

Sin embargo el “hambre oculta” afecta la salud, con efectos negativos a largo plazo en la educación, el crecimiento económico de los países y la dignidad humana.

El hambre oculta también limita a que las niñas y niños alcancen un pleno desarrollo de su potencial físico, intelectual y social.

La anemia es considerada la carencia de micronutrientes más prevalente en todo el mundo y afecta principalmente a niñas y niños pequeños, mujeres embarazadas, en período de lactancia y en edad fértil.

La anemia tiene serias consecuencias de salud, en la infancia puede provocar alteraciones en el desarrollo cognitivo, incrementa la mortalidad materno infantil y reduce la capacidad de trabajo físico en los adultos.

Mejorar la nutrición es fundamental para lograr la meta de erradicar el hambre en todas sus formas.

De acuerdo a la Organización de Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO, por sus siglas en inglés), la naturaleza propia del problema del hambre y la malnutrición es multidimensional y requiere del compromiso de los países para establecer políticas nacionales destinadas a erradicar la malnutrición y a transformar los sistemas alimentarios, facilitando el acceso de toda la población a patrones alimentarios más nutritivos y empleando primordialmente los alimentos locales y tradicionales.

Durante la Segunda Conferencia Internacional de Nutrición (2014), los gobiernos de los países miembro de la FAO adoptaron la Declaración de Roma sobre la Nutrición.

La Declaración aporta recomendaciones de gran alcance para los responsables de formular las políticas nacionales destinadas a combatir el hambre y la malnutrición, destacando la importancia de situar la alimentación saludable y la sostenibilidad del medio ambiente en el centro de las políticas de producción y distribución de alimentos.

La Declaración también compromete a los países a erradicar el hambre y a prevenir todas las formas de malnutrición en el mundo –especialmente la desnutrición crónica infantil y la anemia en las mujeres y niños-, y propone aumentar las inversiones en los sistemas alimentarios para mejorar las dietas y la nutrición de las personas.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

17 Sep 2017

Primer premio

7 8 4 2

ACBC

Serie: 13 Folio: 13

2o premio

1718

3er premio

2529

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código