TERCER JUEGO DE ESCLUSAS

GUPC cambia de propuesta a diario

Salini Impregilo divulgó en Italia una propuesta mientras los otros miembros de GUPC estaban en Panamá.

Temas:

En un día Grupo Unidos por el Canal (GUPC) aumentó de $400 millones a $1,000 millones la solicitud de dinero que le hizo a la administración del Canal en concepto de pagos adelantados para terminar la construcción del tercer juego de esclusas.

La diferencia entre lo que pidió el consorcio el pasado martes y lo que propuso ayer, no solo es desproporcionado respecto a sus propias pretensiones. Es abismal considerando los $2 mil 831 millones que ha desembolsado la Autoridad del Canal de Panamá (ACP) y los trabajos que debe hacer, ya que la obra tiene un 65% de avance.

También representa una diferencia de $900 millones si se toma en cuenta que la ACP estaba dispuesta a adelantarles el pago de $100 millones, mientras sugería que el consorcio aportara una suma igual, lo que les daría una liquidez inmediata de $200 millones.

El contrato firmado entre GUPC y la ACP estableció la figura de pagos adelantados a favor de la empresa con el propósito de que el dinero sirviera para empezar con la compra de maquinaria. Este dinero debía ser repagado a la ACP con base a un calendario que ha sido modificado a solicitud del contratista.

Cuando el consorcio reconoció públicamente problemas financieros que le impiden seguir con el proyecto, la ACP les propuso sacarlos a flote bajo la figura de “pagos adelantados”, pero la inyección que planteó la entidad está lejos de resolver la débil situación financiera del grupo y lo que salió a relucir fue el resquebrajamiento de las relaciones entre las empresas que forman parte del consorcio.

Impregilo se desmarca

Ayer, la empresa italiana Salini Impregilo, uno de los socios mayoritarios del grupo, se sacó de la manga la ambiciosa propuesta de los $1,000 millones en pagos adelantados. El anuncio lo hizo desde Italia, cuando en Panamá sus propios representantes estaban en una mesa de conversación junto a Manuel Manrique, presidente de la española Sacyr Vallehermoso, que también forma parte de GUPC.

Hasta ayer, Sacyr se había manejado como líder del grupo, pero las declaraciones de Pietro Salini, presidente de la compañía italiana relegaron a la española.

Salini anunció que la primera opción para la ACP es hacerles un pago de $1,000 millones adicionales como parte de los sobrecostos de $1,600 millones que han comunicado, o hacer un pago anticipado de $500 millones. Salini propone a la ACP salirse del contrato, pues la entidad no puede aceptar el pago de sobrecostos que no han pasado por las instancias plasmadas en el pacto, hasta llegar a un arbitraje internacional.

En un extenso comunicado, Salini manifestó que la construcción del tercer juego de esclusas “no es una obra de caridad” y la ACP como cliente debe “pagar los gastos, incluidos los imprevistos”.

El 30 de diciembre pasado, el consorcio envió una carta a la ACP, en la cual propuso que se le reconocieran $1,600 millones por sobrecostos en la construcción de las esclusas. De lo contrario, suspendería los trabajos el 19 de enero.

La amenaza originó el viaje a Panamá de la ministra española de Fomento, Ana Pastor, quien se reunió con el presidente Ricardo Martinelli para mediar entre la ACP y el consorcio.

Pastor informó que el consorcio se comprometía a seguir los pasos establecidos en el contrato para presentar los reclamos por los tres mecanismos establecidos en el contrato.

El administrador de la ACP, Jorge Luis Quijano, reiteró que la institución no podía negociar propuestas por fuera de lo establecido en el contrato al referirse a la divulgación de Salini Impregilo.

“Esto, por supuesto, nos lleva a negociar fuera del marco contractual y de derecho, lo que no puedo hacer, ya que el Estado es propietario del proyecto y debe seguir de manera explícita lo que dicta la ley”, sentenció Quijano.

La pretensión de Salini muestra que la firma italiana busca liderar el consorcio, en el cual tiene el 48% de participación, el mismo porcentaje que la española Sacyr.

Aferrados al contrato

La posibilidad de que la ACP tome el control de las obras de construcción del tercer juego de esclusas es una de las alternativas que baraja la institución.

El propio Quijano reconoció ayer que desde el 30 de diciembre, cuando el grupo anunció la posibilidad de abandonar los trabajos, eso está “en nuestra cabeza”.

“Nosotros estamos preparados con la fuerza laboral, incluso extranjeros que están allí trabajando y que pueden seguir con nosotros”, afirmó el administrador.

Sin embargo, Salini descalifica esta probabilidad al asegurar que esto causaría un retraso de tres años y llevaría a la ACP a malgastar el dinero de los panameños.

En la comunicación, la empresa italiana asegura que la posición asumida por la ACP solo puede justificarse por la falta de experiencia de las autoridades del Canal de Panamá en el tratamiento de proyectos de este tamaño y complejidad.

Quijano se aferra el contrato. Dice que están siguiendo al pie de la letra lo que dicta el documento, antecedido por estudios, asesorías internacionales y una licitación que se trabajó por un año de la mano con los interesados para evitar sorpresas.

Las movidas de Sacyr e Impregilo

Las acciones de la empresa española Sacyr cerraron ayer con una caída de 2.65% en la Bolsa de Madrid, atribuida al conflicto que mantiene Grupo Unidos por el Canal (GUPC) –consorcio al cual pertenece– con la Autoridad del Canal de Panamá.

La compañía anunció a través de un hecho relevante remitido a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) que puso a la venta su división de promoción inmobiliaria, Vallehermoso, “ante el interés de terceros”, sin que se concretara más sobre esos posibles compradores.

No deja de ser curioso que el anuncio de suspensión de las obras del Canal en seno de GUPC haya coincidido con los cambios societarios en la fusión por la absorción del coloso de la construcción en Italia, Salini Spa, el 2 de enero de 2014. Sin duda, algo había cambiado en el seno de la empresa italiana.

La empresa resultante, que ha pasado a denominarse Salini-Impregilo Spa, redujo su capital de $718 millones a $500 millones tras destinar $218 millones a reservas y a partir de ahora será dirigida por el anterior equipo ejecutivo de Salini Spa, presidido por Simon Pietro, quien firma el comunicado.

Los vaivenes en las obras del Canal han afectado la posición de Impregilo en la bolsa de Milán. En los últimos días había caído en picado su valor. Al día siguiente del anuncio de suspensión de obras de Canal se dejaba un 1.3%. Durante la semana se ha ido recuperando; el martes ganaba un 0.1% y ayer miércoles, cuando ha sido público el comunicado de Impregilo, se situaba en 0.37%.

Isabel Cerdán

Wilfredo Jordán

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

16 Ago 2017

Primer premio

7 8 9 4

DBDC

Serie: 14 Folio: 7

2o premio

6122

3er premio

5195

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código