LUNES CON EL PIE DERECHO

LUNES CON EL PIE DERECHO: Lecciones de alta mar

LUNES CON EL PIE DERECHO: Lecciones de alta mar LUNES CON EL PIE DERECHO: Lecciones de alta mar
LUNES CON EL PIE DERECHO: Lecciones de alta mar

Stefy Cohen

OPINIÓN

La semana pasada asistí a Summit at Sea: una conferencia para 2 mil emprendedores, artistas, y agentes de cambio de todo el mundo. La conferencia tomó lugar en un crucero para que, sin WiFi ni posibilidades de salir, todos aprendiéramos y más importante aún, nos conectáramos.

El reparto de expositores cubría temas desde diseño hasta exploración espacial; desde yoga hasta ciberseguridad.

Dedico este artículo a compartir cuatro ideas de cuatro expositores que resonaron conmigo. A veces las ideas que vamos recolectando no están aparentemente correlacionadas con nuestra línea de trabajo, pero mantenerlas en mente nos permite utilizarlas cuando una ocasión así lo amerita. Por si acaso llegara un momento donde las ideas de estos expositores pudieran impactar su vida también, aquí les van:

1. Edward Snowden: era un oficial de la Agencia de Seguridad Nacional de Estados Unidos (NSA) hasta que filtró documentos que detallaban cómo el Gobierno norteamericano está guardando cientos de datos de sus ciudadanos. Snowden actualmente está refugiado en Rusia como medida de protección y, a través de un livestreaming nos contó que la mayoría de la gente piensa que como “no tienen nada que esconder” no consideran tan grave que el gobierno efectúe tal invasión de privacidad. Explicó entonces, que la data nunca se trata acerca de la data, sino acerca de cómo se analiza. Aunque el gobierno actual no haga nada con la información que se ha guardado, quién quita que un gobierno en el futuro pueda usar cualquier tipo de información personal en tu contra. Es entonces cuando la privacidad no se trata acerca de tener algo que esconder, sino acerca de tener algo que perder; y pueden ser tus derechos. Snowden hizo un llamado de acción a todos los emprendedores que guardan cualquier tipo de datos de sus clientes para que sean cuidadosos con esa responsabilidad.

2. Stefan Sagmeister: es un reconocido diseñador gráfico austríaco. En su ponencia, “¿Por qué la Belleza importa?”, Sagmeister analizó la diferencia entre (por ejemplo) el metro de Múnich, donde cada parada se ve justo igual a la anterior, y el metro de Moscú, donde cada parada tiene un estilo y una vida propia. Sagmeister explica que existe una vagancia detrás de la estandarización y una generosidad detrás de la personalización. Es esa generosidad lo que atrae que las personas nos conectemos con los productos bien pensados y bien diseñados. A veces con ansias de crecer nuestros negocios estandarizamos procesos o productos que, personalizados, pudieran tener un impacto enorme en nuestros clientes.

3. Tony Hsieh: “La manera en la que las compañías están estructuradas solo funciona cuando el mundo no está cambiando y, ese claramente no es el caso”. En Zappos, en vez de tener un título, los colaboradores tienen un rol y un objetivo que cumplir. Entonces, se les exhorta a que busquen la intersección entre lo que les apasiona, lo que hacen bien y lo que impacta positivamente a la compañía. Hsieh explicó que la remuneración es probablemente el elemento más difícil de su innovadora estructura organizacional, pero que ha identificado que el sentimiento de pago justo es lo que realmente motiva a sus colaboradores.

4. Martha Stewart: a sus 74 años de edad, es todavía una empresaria moderna y fabulosa. Su consejo después de 30 exitosísimos años en el negocio de cocina y lifestyle fue: “Asegúrate de que la calidad de tu trabajo esté a la par de tu ambición”. Demasiadas veces queremos lograr grandes cosas, pero nos olvidamos de los pequeños detalles que nos llevan hasta allá.

Escuchando charlas de personas tan exitosas, es imposible no sentirse embriagado de admiración. Aunque creo que todo trabajo tiene mérito por lo que es y por lo que logra, las ponencias con más mérito fueron las que vinieron de personas quienes a pesar de su éxito se mostraban pacientes y humildes. Se me hace claro que el mundo se está moviendo en la dirección donde no solo valoramos la inteligencia, sino la empatía. Creo que cada vez más somos intolerantes a casos de éxitos si para lograr ese éxito hubo que aplastar a todo el mundo en el camino. Es esperanzador vivir en un mundo donde nos estamos exigiendo no solo ser mejores en los negocios, sino ser mejores como personas.

Más noticias de Economía

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

23 Ago 2017

Primer premio

8 3 0 1

ACCD

Serie: 19 Folio: 11

2o premio

3552

3er premio

1426

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código