BLOQUES ECONÓMICOS

Nuevos gigantes despiertan

El economista que apuntó hacia las economías BRIC ahora revela sus cuatro nuevos candidatos para liderar el crecimiento global.

Temas:

Nigeria es el país más poblado de África y el séptimo del mundo, superando a Japón y a Rusia. Hasta 2012 tenía registrados 168 millones de habitantes. BLOOMBERG. Nigeria es el país más poblado de África y el séptimo del mundo, superando a Japón y a Rusia. Hasta 2012 tenía registrados 168 millones de habitantes. BLOOMBERG.
Nigeria es el país más poblado de África y el séptimo del mundo, superando a Japón y a Rusia. Hasta 2012 tenía registrados 168 millones de habitantes. BLOOMBERG.

Todo país busca, de una forma u otra, ser como Estados Unidos (EU). Debido a su temprana y rápida industrialización y su eficiente modelo de innovación, EU se convirtió en uno de los principales actores del mundo durante el siglo pasado y ha definido en muchos sentidos –quizás en detrimento de mejores modelos– lo que significa ser una nación próspera.

En 2001, Jim O´Neill, como jefe de investigación económica global para Goldman Sachs hizo un ejercicio singular de predicción. En un documento titulado Construyendo Mejores BRIC Económicos Globales –brick es también la palabra para ladrillo en inglés– O´Neill describió como el panorama de la siguiente década se vería fuertemente influenciado por el surgimiento de cuatro nuevas economías que en su búsqueda de obtener estándares de vida similares a los de EU, modificarían las tendencias del comercio global.

Aunque hoy no hay revista de economía que hable sobre Brasil, India, China y Rusia, conocidos por sus siglas como BRIC, en 2001 todavía no se tenía una visión integral de cómo participarían estos actores en la economía del mundo.

Los cambios han sido trascendentales. Desde la profundización de la dependencia de EU sobre India para obtener mano de obra hasta el empuje de China sobre los mercados internacionales de materia prima, el surgimiento de los BRIC ha verdaderamente cambiado el panorama del mundo.

Este surgimiento no puede ser descrito como un despegue ya que en el mundo económico las cosas se mueven mucho más lento. Su alza ha sido un proceso de cambios estructurales en sus fundamentos legales, una alteración profunda de las aspiraciones y forma de vida de sus clases económicas más vulnerables y muchas veces el surgimiento de un antagonismo contra la adopción de un modelo extranjero.

Por todo esto, resultan relevantes las noticias recientes de que el señor O´Neill ha levantado y apuntado su dedo nuevamente a cuatro economías adicionales, como oráculo en una ciencia totalmente impredecible.

O´Neill, hoy cerrando su carrera como presidente de la división de Activos Globales de Goldman Sachs, ha nombrado a México, Indonesia, Nigeria y Turquía.

¿Suena extraña la selección de países? Quizás ese es el mismo sentimiento que se tuvo cuando O´Neill propuso a economías como Brasil e India.

En un especial escrito para la BBC, O´Neill establece sentenciosamente que “si México, Indonesia, Nigeria y Turquía son capaces de poner la casa en orden, algunos podrían alcanzar el crecimiento anual de dos dígitos que China experimentó entre 2003 y 2008”.

Se debe considerar que O´Neill hace esta aseveración viendo los números internos de Goldman Sachs sobre movimientos del capital internacional y destinos eventuales de inversión.

Según estos números, México, con un producto interno bruto (PIB) de $1.18 millón de millones en 2012 podría hacer un salto hasta los $6.95 millones de millones en 2050, casi cinco veces su tamaño actual. No es un salto fácil.

Más extraño sueña Nigeria, que podría ver un salto en su PIB en el mismo periodo de tiempo de $262 mil millones hasta los $4.91 millones de millones.

Para concluir con las cifras, Indonesia pasaría de los $88 mil millones hasta los $6.04 millones de millones y Turquía de $79 mil millones hasta los $4.45 millones de millones.

Sin sorpresa, entre los primeros cinco países que verán un mayor crecimiento en este periodo hasta 2050, incluye a China, India y Brasil, mientras que Rusia llega de sexto.

¿Qué significa que estos países –llamados países MINT por O´Neill– verán un alto crecimiento en las próximas décadas? Lo primero que se nota es un posible incremento en la sofisticación de los mercados de carga, algo que podría impactar positivamente a Panamá.

Según el análisis de O´Neill, todos estos países tienen “ventajosas ubicaciones geográficas en un contexto de comercio mundial cambiante”.

El economista de Goldman Sachs es claro en decir que las economías no son similares, salvo en su potencial de crecimiento. “En términos económicos, tres de ellos, México, Indonesia y Nigeria, son productores de materias primas; no es el caso de Turquía. Es un contraste con los BRIC, donde dos países, Brasil y Rusia, son productores de materias primas y los otros dos, China e India, no”.

Cada uno también tiene que enfrentar sus propios retos. Nigeria debe buscar estabilidad en una región bastante violenta, con un alto índice de inestabilidad política y social. Por su lado, México debe comenzar a recortar su problema de violencia, producto de la enorme industria del narcotráfico.

No obstante, ambos también comparten similitudes. “Resolver la política energética es prioridad tanto para los mexicanos como para los nigerianos, para poder ejecutar este año nuevas iniciativas que permitan acelerar los ritmos de crecimiento”, explica el economista.

Por último, O´Neill señala que, igual que los países del BRIC terminaron forjando una especie de alianza económica, los países MINT se verían favorecidos por el trabajo en común, lo que podría inspirar el surgimiento de un club MINT dentro de la economía global.

La opinión de O´Neill ya ha comenzado a ser analizada y discutida por la comunidad global de economistas y hay varios que tienen críticas al modelo, muchos centrados en la data reciente de los países BRIC, que han mostrado un descenso importante y la necesidad de una mayor inversión en educación y capacitación.

La razón por la cual es importante tener en cuenta la opinión de O´Neill es porque apunta a tres realidades que serán cada día más importantes para el país.

La primera es que el mercado internacional está cambiando de forma sustancial y Panamá todavía depende de estructuras legales y financieras formuladas a mediados del siglo pasado. La lección de los países MINT es que existe una necesidad para reformar de forma inteligente el país hacia una mayor flexibilidad, como ha mostrado México.

La segunda realidad es que el juego del comercio internacional se está complicando y Panamá no puede desperdiciar tiempo sin haber asegurado una mejor educación de la mano de obra del país para poder trabajar con estos nuevos niveles de interacción comercial.

Finalmente, la lección más importante es que es posible hacer una transición rápida a una economía de mayor creatividad, pero antes se debe resolver una importante cantidad de temas sociales.

Esta lección será importante para México y Nigeria, expuestos de forma tan particular a la violencia.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

INTERNET Y EL SER HUMANO El olvido y la memoria, frente a frente

Michel Gondry, el genial director de cine francés, expone en su película Eterno resplandor de una mente sin recuerdos (2004) la posibilidad de usar la ciencia para borrar la memoria. Para olvidar. ...

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

16 Ago 2017

Primer premio

7 8 9 4

DBDC

Serie: 14 Folio: 7

2o premio

6122

3er premio

5195

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código