REORGANIZACIÓN

Tocumen, S.A. se queda con tres aeropuertos

En los próximos 60 días, la terminal de David cambiará de administración, mientras que Colón y Río Hato estarán bajo el control de la ACC hasta fin de año.

Finalmente el Gobierno decidió que Tocumen, S.A., administrará los aeropuertos de Río Hato, David y Colón, desechando la idea de concesionar las tres terminales que son objeto de remodelación a un costo en conjunto de 138 millones de dólares.

A través del Decreto Ejecutivo 654 de 5 de junio de 2012 se estableció que la Autoridad Aeronáutica Civil (AAC), traspasaría a título gratuito a Tocumen, S.A. la administración y el patrimonio de los tres aeropuertos.

Sin embargo, cinco meses después se conoció que el Gobierno eliminaría dicho decreto para licitar la administración de los aeropuertos en mención.

Ahora, Rafael Bárcenas, director de AAC, señaló que todo quedará como se estableció originalmente.

Indicó que se encontró la forma para que los tres nuevos aeropuertos, que no serán rentables en el corto plazo, no representen una carga administrativa que dificulte la obtención de los fondos que necesitan para construir la terminal sur del aeropuerto de Tocumen, en la que se invertirán 679.4 millones de dólares.

La semana pasada se conoció que la administración del Aeropuerto Internacional de Tocumen lanzará entre junio y julio una emisión de bonos por 600 millones de dólares para financiar la ampliación de la terminal aérea.

La deuda que contraiga Tocumen no aparece en el balance fiscal del Estado, luego que el Gobierno sacara al aeropuerto del sector público no financiero.

Juan Carlos Pino, gerente de Tocumen, S.A., indicó que las nuevas terminales no serán una carga para Tocumen.

“Al tener el control de los principales aeropuertos internacionales del país, podemos crear una estrategia aeroportuaria”, indicó, sin precisar los planes en este sentido.

Con la decisión de continuar con la vigencia del decreto 654 entonces los aeropuertos Enrique Malek en la provincia de Chiriquí, Enrique Jiménez, en Colón; y Scarlett Martínez, en Río Hato, Coclé, pasarán a manos de Tocumen, S.A. 90 días después que AAC reciba los proyectos ya terminados.

Se calcula que en los próximos 60 días la terminal de David, Chiriquí, esté bajo el control de Tocumen, S.A., mientras que el cambio de las otras dos terminales se dará a finales de 2013.

Ya la AAC adelantó el cambio del personal de David para que sea incluido en la planilla de Tocumen.

Dentro de los planes de Tocumen, S.A. estaría desarrollar un centro de carga en la terminal de Colón por su cercanía con la Zona Libre, mientras que Río Hato se utilizaría el aeropuerto para impulsar el turismo en la zona central del país.

Por su parte, David sería utilizado como un centro de conexión con Costa Rica y Centroamérica.

Con el cambio de administración, Aeronáutica Civil solo quedará administrando las terminales nacionales y el aeropuerto Marco A. Gelabert, de Albrook.

Sector aeroportuario

500

Pasajeros pueden manejar de forma simultánea los aeropuertos de David y Colón.

$200

Millones pidió prestado Tocumen, S.A., para cancelar el primer pago a la empresa Norberto Odebrecht que construye el proyecto de la terminal sur.

80%

De los pasajeros que abordan en Albrook tienen como destino las terminales de Chiriquí y Bocas del Toro.

Río Hato: El reto de atraer clientes

El aeropuerto Scarlett Martínez, en Río Hato, está llamado a ser el motor que terminará por impulsar el desarrollo turístico en el pacífico panameño. La terminal aérea representa una inversión de 53 millones de dólares y debe entrar en operación en el último trimestre del año.

Sin embargo, pasarán años para que las aerolíneas comerciales decidan establecer operaciones en la terminal, tal como ocurrió en el aeropuerto de Guanacaste, en Costa Rica. Alvaro González, presidente de Cámara de Turismo Guanacaste, indicó que al aeropuerto costarricense le tomó 10 años conseguir que una aerolínea comercial estableciera una frecuencia regular. Entre 1993 y 2012 solo llegaban vuelos chárter, principalmente porque las aerolíneas decían que la oferta hotelera era limitada para volar regularmente a la zona ubicada en el pacífico norte de Costa Rica.

Para atraer a las compañías aéreas el sector privado se unió y creó un fondo de garantía de cuatro millones de dólares, para cubrir las pérdidas que podrían registrar las líneas aéreas en sus operaciones iniciales y tratando de incentivar su llegada. Después de esto, Delta Airlines conectó por primera vez, en 2002, el aeropuerto de Guanacaste con Estados Unidos.

“Esa fue la clave para poner en el mapa internacional a Guanacaste, además que los pequeños empresarios de la zona se unieron para crear productos turísticos que le permitieron a los operadores mercadear la zona”, señaló González.

Las autoridades panameñas calculan que en dos años Río Hato contará con vuelos chárter regulares, principalmente de Estados Unidos y Canadá. En el último año cuatro aerolíneas de vuelos privados se han acercado para solicitar información del aeropuerto Scarlett Martínez.

Alberto Quirós, consultor y empresario, indicó que ya se trabaja en un plan para organizar a los 10 corregimientos de la provincia de Coclé, para que desarrollen productos que destaquen los atractivos de la provincia. A su vez, Germinal García, gerente del hotel JW Marriott, antiguo Buenaventura, señaló que el aeropuerto tendrá un impacto significativo en el desarrollo de la zona.

Alex E. Hernández

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia S.A.

Ediciones anteriores

Loteria nacional

17 Dic 2014

Primer premio

9 7 5 3

AACC

Serie: 7 Folio: 4

2o premio

9089

3er premio

0829