VALOR RAZONABLE

VALOR RAZONABLE: Galileo tenía razón

OPINIÓN

Galileo Galilei pasó los últimos años de su vida en una cárcel como resultado de defender lo que en ese entonces se consideraba una herejía: la Tierra gira alrededor del sol. Este insigne hombre recabó por años información científica, con pensamiento agudo y autocrítico para lograr una sustentación que refutara categóricamente la teoría aceptada de esos días.

El problema de los siglos XVI y XVII es que los poderes que regentaban el mundo no podían aceptar o contemplar alternativas a la verdad absoluta, porque eso implicaba la pérdida automática del poder. Un par de siglos después parecemos encaminados a seguir poniendo en práctica ideas y alternativas que ya han fallado, que han generado crisis en el pasado y, peor aún, no han resuelto los problemas que pretendían resolver, creando algunos más oscuros.

Sé que nos jactamos de tener grado de inversión y crecimiento robusto, pero impera la pregunta: ¿A costa de qué se ha logrado? Pilares del crecimiento y de la reducción de la pobreza en Panamá durante los últimos 10 años han sido una expansión del tamaño del gobierno, así como de su intervención en programas de asistencia social acompañados de una agresiva contratación de deuda que sin duda se convertirán en interesantes desafíos en los próximos años, cuando los ingresos corrientes del Estado no se generen por la contracción ya evidente de la economía y menos aportes del Canal de Panamá. Otro componente que ha permitido ese inusitado crecimiento es el acceso al crédito a nivel personal. Sólo la pasada semana se anunciaba que el rubro de préstamos personales había subido casi 14% de año a año. Aplaudir como éxito el crecimiento en un rubro que seguramente se destaca por consolidaciones de deudas, financiamiento de viajes, placeres o desórdenes crediticios resulta tan preocupante o irresponsable como el aumento de la deuda a nivel país. ¿Qué tenemos entonces? Más deuda contratada a nivel país; una dispensa que permite llevar el déficit fiscal hasta casi 4%; altos niveles de deuda a nivel familiar en un ambiente de tasas de interés a los más bajos niveles históricos. Parece que quienes han manejado la política económica por los últimos 15 años han echado mano de la intervención estatal como mecanismo para promover una falsa impresión de crecimiento robusto, ya sea por la vía de deuda, megaobras de infraestructura con contrataciones ausentes de transparencia y planes de asistencia o subsidios. Esta fijación recuerda a los jerarcas de la iglesia en los tiempos de Galileo, cuando resultaba imposible e impensable ceder ante la evidencia, las pruebas científicas y la sustentación a través del método. La inversión, la empleomanía y el crecimiento robusto sostenible se logran con innovación, la mejor educación posible (en todos los sentidos) y estímulos y seguridad jurídica al sector privado. Como en los tiempos de Galileo: La evidencia es clara y apoya una teoría diferente a lo que hemos venido haciendo por años. Tiempo de repensar y cambiar.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

INTERNET Y EL SER HUMANO El olvido y la memoria, frente a frente

Michel Gondry, el genial director de cine francés, expone en su película Eterno resplandor de una mente sin recuerdos (2004) la posibilidad de usar la ciencia para borrar la memoria. Para olvidar. ...

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

16 Ago 2017

Primer premio

7 8 9 4

DBDC

Serie: 14 Folio: 7

2o premio

6122

3er premio

5195

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código