Transporte de carga

Los efectos en cadena de una huelga portuaria

La paralización de los servicios portuarios pone en riesgo la imagen de Panamá como ´hub´ logístico para prestar un servicio.

La última huelga de los trabajadores en las terminales de Balboa y Cristóbal, por reclamaciones laborales, ocasionó pérdidas millonarias y una congestión que aún persiste en los puertos.

“La huelga afectó a todos los clientes y actores del hub logístico de Panamá, al interrumpirse el flujo normal de carga hacia y desde todos los países de América Latina y el Caribe, la cual ha tomado varias semanas en recuperarse”, confirmó Rommel Troetsch, director de mercadeo de Panamá Ports Company, que opera los puertos de Balboa y Cristóbal.

A principios de abril, cuando se registró el paro, algunos contenedores se quedaron atrapados en el puerto y los barcos que no pudieron ser atendidos tuvieron que ir a Kingston (Jamaica) o Cartagena (Colombia), donde descargaron la carga para luego trasladarla a Panamá en otro buque.

Aparte de las líneas, también se afectaron con pérdidas cuantiosas el ferrocarril, las empresas de bunker, reparaciones, los servicios de logística de transporte, los clientes locales e inclusive el Canal de Panamá.

Operadores portuarios y representantes de navieras creen necesario aprobar una legislación para cuando haya algún tipo de reclamación laboral no se paralice el servicio portuario que ofrece el país, ya que los puertos, al igual que el Canal de Panamá, prestan un servicio internacional que los obliga a estar disponibles las 24 horas, 365 días del año.

“Por la importancia que tiene el sector marítimo para el país, se debe legislar de tal forma que antes de llegar a un paro se pueda ir a un arbitraje”, afirma el presidente de la Cámara Marítima de Panamá, Willis Delvalle.

Esta es una figura que se utiliza en otros países y funciona sin que se llegue al extremo de paralizar un servicio, indicó el también gerente de APL Panamá.

De hecho, en la Autoridad del Canal de Panamá (ACP) está prohibido realizar huelgas, pese a que se permite la organización de los trabajadores en sindicatos y cuando surge algún conflicto laboral se resuelve.

La Ley 19 de 11 de junio de 1997, por la cual se organiza la ACP, establece que “se prohíbe la huelga, el trabajo a desgano y cualquier otra suspensión injustificada de labores”.

Indica la norma que de ocurrir alguno de estos hechos, la administración de la Autoridad procederá a adoptar las medidas para restablecer de inmediato el servicio y aplicará las sanciones establecidas en la ley y en los reglamentos, incluyendo el despido”.

La industria marítima aporta a la economía panameña aproximadamente 24% del producto interno bruto y según los analistas si esto se resquebraja, todo lo demás se puede afectar, incluyendo la parte financiera del país.

“Todos debemos ser conscientes, trabajadores, empresa y Gobierno, de que está en juego mucho más que salarios o prestaciones o ganancias, está en juego el país”, argumentó Delvalle.

El golpe de las pérdidas a algunas navieras por el paro llegó en momentos que la industria se trata de recuperar de las pérdidas registradas el año pasado por más de 6 mil millones de dólares debido a la crisis global.

Tras la paralización, las principales navieras analizan qué rutas alternas se pueden utilizar.

“Si perdemos a estas líneas es muy difícil traerlas de vuelta, sobre todo si donde van les gusta más o les ofrecen mejores costos y conectividad”, dice Delvalle.

Navieras buscan rumbo

En estos momentos hay navieras que han considerado la opción de buscar otros puertos vecinos por la afectación que la congestión portuaria ha tenido en sus estructuras de costos y de cumplimiento con sus clientes.

Las navieras han recibido demandas, quejas y reclamos de los clientes. Esto las ha obligado a tener unidades especiales para atender la ubicación de los contenedores y hacer las conexiones, entre otros.

Hay una línea que por el momento ha dejado de transitar una vez a la semana por el Canal, ya que tuvo que cambiar su ruta para mudarse a otro puerto que le pueda atender su carga, informó Delvalle. Esto implica un alto riesgo para la industria naviera y portuaria, pero sobre todo a la imagen de Panamá como hub marítimo, añadió.

Varias fuentes vinculadas al sector coincidieron en que la competitividad del país no puede ponerse en juego. Dicen que se debe entender que el servicio se presta al transporte internacional, que tiene un requisito clave: justo a tiempo.

SECTOR EN CIFRAS

24%

porcentaje que aporta el sector marítimo al producto interno bruto del país.

6.6

millones de TEU o contenedores de 20 pies de largo movilizó el sistema portuario panameño en 2011.

8,000

Trabajadores laboran en los puertos que operan en Panamá y Colón.

ENFOQUE

 Graves daños a la industria marítima

LUCIANO FERNANDES * 

economia@prensa.com

OPINIÓN. El congestionamiento portuario en nuestro país es general, y está causando graves daños a la industria marítima y al comercio local y regional; los costos operativos se han multiplicado, causando un efecto dominó que va desde los retrasos y cancelaciones de recaladas a puerto panameño, obligándonos a buscar alternativas en terminales portuarias fuera de Panamá.

Por supuesto, toda esa carga tiene que regresar a Panamá y ese flete adicional no se le puede cobrar al cliente.

El tema se torna un poco más complicado cuando tomamos en consideración que muchas de estas naves tienen que transitar el Canal, siendo esto una prioridad, muchas veces se interrumpen las operaciones de carga y descarga para tomar el lugar determinado para el tránsito por el Canal.

Esto también contribuye con carga rezagada en las terminales portuarias panameñas.

Si bien es cierto que los operadores de estas terminales portuarias están tomando medidas correctivas, nos encontramos con que estamos enfrentándonos a la temporada alta sin haber aliviado el congestionamiento, lo cual nos alargará más la agonía que estamos viviendo las líneas navieras y nuestros clientes.

Un tema a considerar como país es que la industria marítima está atravesando una grave crisis que nos obliga a buscar alternativas donde podamos controlar los costos.

Esto puede repercutir, negativamente, al momento que estas alternativas sean encontradas fuera de Panamá. Una probabilidad es que una línea naviera cambie alguno de sus servicios evitando Panamá, repercutiendo en menos barcos en las terminales portuarias, menos contenedores a ser transportados por tierra, menos barcos a transitar por el Canal y así todos los negocios conexos que esta industria genera.

El autor es gerente de CMA CGM Panamá, Inc.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

24 Sep 2017

Primer premio

1 0 7 1

ACDA

Serie: 23 Folio: 11

2o premio

8324

3er premio

5691

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código