CHINA ADOPTA POLÍTICAS PARA ALENTAR CRECIMIENTO ECONÓMICO

Dos hijos por pareja, beneficio y desafío

Debido al costo de criar un hijo -unos $16 mil al año-, algunas familias chinas podrían vacilar en cuanto a aprovechar el cambio de política.
Algunos analistas indican que el fin de la política de un hijo podría ayudar eventualmente a la economía china, pero no en el futuro cercano. La edad de trabajar en la segunda economía más grande del mundo va desde los 15 a los 64 años. Algunos analistas indican que el fin de la política de un hijo podría ayudar eventualmente a la economía china, pero no en el futuro cercano. La edad de trabajar en la segunda economía más grande del mundo va desde los 15 a los 64 años.
Algunos analistas indican que el fin de la política de un hijo podría ayudar eventualmente a la economía china, pero no en el futuro cercano. La edad de trabajar en la segunda economía más grande del mundo va desde los 15 a los 64 años.

La decisión de China de abolir su política de un hijo es un beneficio inesperado para parejas y para las empresas que venden desde leche para infantes hasta pañales y juguetes, y podría ayudar a desactivar el estrés económico ocasionado por el envejecimiento de la población.

Se prevé que el impacto del sorpresivo cambio anunciado el jueves sea gradual. Pero con el aumento de ingresos en el país más poblado del mundo, incluso un pequeño incremento en el número de nacimientos podría traducirse en una mayor demanda por parte de los chinos que podría repercutir en todo el mundo.

La decisión de permitir a todas las parejas casadas tener dos hijos, dando fin así a una política que limitó a muchas familias urbanas a tener solo uno, coincide con esfuerzos oficiales de alentar el crecimiento económico con base en el gasto del consumidor.

Wei Guang, padre de un niño de ocho años, dijo que él y su esposa ya estaban considerando si tendrían un segundo hijo, a pesar de que el costo era intimidante.

Wei dijo que el alimento, la ropa, las niñeras, la educación y otros gastos pueden sumar $16 mil al año.

“Sabemos que el costo será considerable”, comentó Wei, de 51 años, quien trabaja en medios de comunicación y cuya esposa tiene treinta y tantos años. “Pero lo podemos manejar”.

Investigadores de Citigroup dijeron que esperan un incremento de 5% a 10% en los nacimientos chinos.

La política de un solo hijo tenía la intención de conservar recursos y el Partido Comunista ha señalado que llevó a 400 millones de nacimientos menos.

Pero eso también ocasionó que aumentara el promedio de edad en China, ocasionando preocupaciones acerca de si la fuerza de trabajo reducida podría sostener a una creciente cifra de jubilados.

China ya tiene uno de los promedios de edad más altos de Asia, con 37.3 años en 2014, y ese promedio podría incrementarse a 40 años en 2025, según Media Eghbal, de Euromonitor International, una empresa de investigación.

El tamaño de la población en edad de trabajar de China, de 15 a 64 años, comenzará a disminuir a partir del año próximo, según Eghbal.

Euromonitor calcula que la fuerza de trabajo se contraerá en 11 millones de personas en el período 2015-2020.

El cambio de política “es significativo y probablemente una respuesta a las presiones que se han estado acumulando”, dijo Eghbal. Nadie prevé un auge inmediato en bebés o en crecimiento económico en China.

Tomará décadas para que los bebés nacidos bajo la nueva directriz tengan un efecto significativo en la fuerza de trabajo.

“Todos los ingredientes para los próximos 15 o 20 años ya están horneados en el pastel”, dijo Nicholas Eberstadt, un demógrafo del American Enterprise Institute.

Debido al costo de criar a un hijo, algunas familias chinas podrían vacilar en cuanto a aprovechar el cambio de política.

“El efecto será menor porque mucha gente parece estar feliz ahora con un hijo”, dijo el antropólogo Stevan Harrell, de la Universidad de Washington, quien ha estudiado la demografía china. “Ese no hubiera sido el caso hace 30 o incluso 20 años”.

No obstante, algunos analistas indican que el fin de la política de un hijo podría ayudar eventualmente.

“Claramente ayudará a la economía, pero no en el futuro cercano”, dijo Seth Kaplowitz, un catedrático de Finanzas de la Universidad Estatal de San Diego que trabajó en el mercado de bienes raíces de China a fines de la década de 2000.

“Hacer que aumente la tasa de natalidad definitivamente estimulará la economía”, mencionó.

Kaplowitz pronosticó que el incremento de bebés proporcionará eventualmente “toda una nueva base de oportunidad” para compañías de productos de consumo de Estados Unidos y otras.

Una serie de escándalos sobre seguridad de productos chinos ha ayudado a impulsar la demanda de leche, alimentos y productos del cuidado del bebé importados, permitiendo a marcas extranjeras cobrar precios superiores.

servicios públicos

La nueva política en China que permite a las parejas tener dos hijos, ayudará a resolver el problema del envejecimiento de la población, pero también ejercerá presión sobre los servicios sociales.

El jueves, el Partido Comunista de China (PCCh) anunció luego de una reunión clave la decisión de eliminar la política de hijo único del país.

El cambio de la política pretende equilibrar el desarrollo de la población y hacer frente al reto del envejecimiento de la población, menciona un comunicado emitido luego de la V Sesión Plenaria del XVIII Comité Central del PCCh.

Muchos han indicado que China también necesitará impulsar su educación, atención médica y oferta de vivienda para responder al esperado baby boom.

“Deberá haber una mayor reforma social para manejar una población más grande”, declaró Yuan Xin, profesor de la Universidad Nankai de Tianjin. China necesitará más jardines de niños, escuelas y, más adelante, universidades.

Como los costos aumentarán para las familias que tengan un segundo hijo, el PCCh también reconoce la necesidad de limitar los costos de la educación.

En su comunicado, el Partido señaló que los honorarios de matriculación para escuelas secundarias bajarán gradualmente en los próximos cinco años.

Un caso similar es la atención médica. Aún cuando la política de dos hijos podría mitigar la presión de una sociedad que envejece, las inadecuadas instalaciones para los ancianos junto con un aumento en los nacimientos serán una pesada carga tanto para las familias como para las instalaciones médicas.

“Los servicios públicos, incluidos los relacionados con la salud reproductiva, así como la salud de mujeres y niños, deben mejorar”, indicó Li Bin, jefe de la Comisión Nacional de Salud y Planificación Familiar (Cnspf).

También se requerirá trabajar simplemente para persuadir a las parejas de que se reproduzcan. Actualmente, muchas se muestran renuentes.

“Los crecientes costos de vida, una mejor educación y el apoyo del gobierno para matrimonios tardíos, han impedido a muchas parejas tener hijos”, comentó Zhang Yi, de la Academia China de Ciencias Sociales.

CIFRAS DE INTERÉS

$16,000

es lo que cuesta aproximadamente mantener un hijo al año, según un padre de familia. Esto teniendo en cuenta alimento, ropa, niñeras, la educación y otros gastos.

15-64

años es la edad permitida para trabajar en China.

11

millones menos de personas contará la fuerza laboral del país entre 2015 y 2020, según Euromonitor.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

16 Ago 2017

Primer premio

7 8 9 4

DBDC

Serie: 14 Folio: 7

2o premio

6122

3er premio

5195

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código