Literatura

Recuerdos de una guerra mundial

La novela ‘La niña que miraba los trenes partir’ se basa en hechos reales ocurridos durante la Segunda Guerra Mundial.

Temas:

Daniel Domínguez Z., periodista de ‘La Prensa’, conversa con el escritor uruguayo Ruperto Lugo en la librería El Hombre de la Mancha. Cortesía\Ysmael Requena Daniel Domínguez Z., periodista de ‘La Prensa’, conversa con el escritor uruguayo Ruperto Lugo en la librería El Hombre de la Mancha. Cortesía\Ysmael Requena
Daniel Domínguez Z., periodista de ‘La Prensa’, conversa con el escritor uruguayo Ruperto Lugo en la librería El Hombre de la Mancha. Cortesía\Ysmael Requena

La novela La niña que miraba los trenes partir, es la nueva obra del autor e ingeniero uruguayo Ruperto Long.

Este autor también ha publicado trabajos destacados como No dejaré memorias, El enigma del Conde de Lautréamont o Che bandoneón, entre otros.

La niña que miraba los trenes partir contiene cuatro historias ambientadas durante la Segunda Guerra Mundial, en las cuales sus protagonistas reflejan distintas perspectivas sobre el conflicto bélico.

La presentación del libro en Panamá fue realizada en la librería El Hombre de la Mancha, en la sucursal ubicada en el centro comercial Multiplaza.

A esta ceremonia atendieron figuras destacadas, como el embajador de Israel en Panamá, Gil Artzyeli; la embajadora de Uruguay, Ana María Bombau Zapettini y el periodista Daniel Domínguez, editor de la sección Vivir + del diario La Prensa, quien conversó con el autor en el evento sobre diversos temas relacionados al nuevo trabajo de ficción del escritor uruguayo.

LA NIÑA

El personaje de la novela se basa en una dama que realmente existe: Charlotte S. de Grünberg, la directora general de la Universidad ORT de Montevideo, en Uruguay.

Ruperto Long conoce a Charlotte S. de Grünberg desde hace aproximadamente 20 años, y ella, de pequeña, fue testigo directo del holocausto que sufrió el pueblo judío por parte de las fuerzas alemanas nazis capitaneadas por Adolfo Hitler.

“Un día, en circunstancias totalmente casuales, me invitaron a un coctel en la casa de un conocido. Al llegar a la reunión me di cuenta de que no había nadie, excepto ella. Después de agotar los temas de conversación habituales, se me ocurrió preguntarle dónde estaba ella durante la Segunda Guerra Mundial”, explicó el autor.

Lugo, luego de escuchar las anécdotas del conflicto bélico contadas por Grünberg, consideró que “había una historia de vida que merecía ser contada” y un par de días después la volvió a contactar para comentarle su deseo de contar sus experiencias en una novela.

EL PROYECTO

Charlotte S. de Grünberg respondió que no podía colaborar con este proyecto, debido a que ella nunca había relatado estas experiencias a nadie, ni siquiera a su esposo ni a sus hijos, y no quería hacerlo a través de un libro.

Sin embargo, luego de que Ruperto Lugo insistiera con la idea durante varios meses, Grünberg accedió a relatar sus recuerdos durante la Segunda Guerra Mundial para la obra La niña que miraba los trenes partir.

“El día en que me dijo que sí fue un día luminoso”, comentó el escritor uruguayo y señaló acto seguido que fue “el comienzo de un viaje de dos años, en el cual nos reuníamos una vez por mes y charlábamos sobre todas estas cosas”.

LA RECOLECCIÓN DE INFORMACIÓN

El autor explicó que, para complementar la información proporcionada por Charlotte S. de Grünberg y la búsqueda de diversos documentos referentes al tema, también realizó múltiples viajes para conocer los lugares en donde ocurren los hechos narrados en su libro.

Además, Long pudo ver fotografías tomadas durante la niñez de Charlotte S. de Grünberg en la Segunda Guerra Mundial.

“Para mí fue un viaje de descubrimiento y para ella fue un viaje de redescubrimiento”, aseguró Ruperto Lugo.

Uno de los personajes principales de la historia La niña que miraba los trenes partir está inspirado en un soldado voluntario de Uruguay que de verdad peleó en aquel conflicto global y que lo hizo en el ejército dirigido por Charles De Gaulle.

El escritor entrevistó en varias ocasiones a este veterano de guerra, quien compartió distintas anécdotas sobre lo experimentado durante las batallas.

En especial le compartió datos relacionados con el enfrentamiento contra los afrika korps, una fuerza militar alemana dirigida por el capitán Erwin Rommel, la cual estaba desplegada en África con el objetivo de apoyar a la milicia italiana que estaba siendo derrotada por el ejército inglés. Aunque eran menos que el enemigo, el grupo del uruguayo se comportó a la altura de las circunstancias.

El autor expresó que a pesar de que la historia oficial reconoce las grandes personalidades y batallas que ocurrieron durante este conflicto bélico, tiende a omitir las historias de “un muchacho con enorme idealismo que termina metido en un pozo en el medio del desierto durante un enfrentamiento”.

GALARDÓN

La niña que miraba los trenes partir es el quinto trabajo publicado por Ruperto Long, además, este libro fue galardonado por la Cámara Uruguaya del Libro como el Libro de Oro 2016 en la categoría de ficción, por ser la novela nacional más vendida durante 2016 en Uruguay.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

23 Ago 2017

Primer premio

8 3 0 1

ACCD

Serie: 19 Folio: 11

2o premio

3552

3er premio

1426

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código