Corrupción

Expresidente alemán, acusado de cohecho

Juicio contra político empezará en noviembre. Se le acusa de haber aceptado favores de un empresario.
Christian Wulff y su esposa Bettina Wulff. El político negó las acusaciones al principio; al final tuvo que renunciar. AFP. Christian Wulff y su esposa Bettina Wulff. El político negó las acusaciones al principio; al final tuvo que renunciar. AFP.
Christian Wulff y su esposa Bettina Wulff. El político negó las acusaciones al principio; al final tuvo que renunciar. AFP.

El ex presidente alemán Christian Wulff será juzgado por el caso de presunto cohecho que le costó el cargo en febrero de 2012, informaron ayer martes fuentes judiciales.

Wulff, de 54 años, se convertirá en el primer ex jefe de Estado alemán que debe responder ante los tribunales. El proceso comenzará el 1 de noviembre en Hannover, norte de Alemania.

La Fiscalía General de Hannover demandó a Wulff en abril por su controvertida relación con el productor de cine David Groenewold, acusado a su vez de corrupción. Según los fiscales, Groenewold pagó en 2008 parte de los viajes de Wulff, entonces primer ministro de Baja Sajonia, a la famosa Fiesta de la Cerveza de Múnich: unos 750 euros (algo más de mil dólares).

El político de la Unión Cristianodemócrata (CDU) de Ángela Merkel aseguró siempre que no sabía nada del pago. Pero la fiscalía consideró que Groenewold usó el pago para ganarse el apoyo de Wulff a su nuevo proyecto cinematográfico, algo que efectivamente ocurrió.

Tras la acusación de la fiscalía, la apertura del juicio dependía de la corte de Hannover, que ayer transmitió a los abogados su decisión de iniciar el proceso en un escrito de 14 páginas, según supo la agencia DPA.

Los fiscales acusaban a Wulff de corrupción, pero el tribunal rebajó a cohecho el caso y disminuyó así la posible condena. El cohecho está penado con hasta tres años de prisión en suspenso o el pago de un multa, mientras que la otra opción prevé penas de hasta cinco años de cárcel.

Los abogados de Wulff lamentaron la decisión del juez. “Naturalmente no era el objetivo de la defensa”, reconoció el letrado Bernd Müssig. Otro defensor aseguró que el expresidente tendrá que acudir a los tribunales y declarar.

El escándalo Wulff estalló en diciembre de 2011, cuando el diario más leído de Alemania, el sensacionalista Bild, publicó que el entonces presidente alemán había recibido un crédito privado de un amigo empresario para comprarse una casa.

Wulff decidió renunciar a la presidencia el 17 de febrero de 2012, apenas 20 meses después de asumir el cargo y un día después de que la Fiscalía General solicitara suspender su inmunidad para poder investigarlo.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

23 Ago 2017

Primer premio

8 3 0 1

ACCD

Serie: 19 Folio: 11

2o premio

3552

3er premio

1426

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código