PRESIDENTE RECONOCE EXTENSIÓN DEL CONFLICTO A TODO EL TERRITORIO SIRIO

´Toda Siria está hoy herida´, dice Al Assad

El mandatario volvió a pedir a la ONU que investigue las acusaciones del empleo de gas venenoso en los combates.

El presidente sirio, Bashar al Assad, reconoció por primera vez, en una de sus escasas apariciones públicas difundida ayer, que la guerra civil se ha extendido a todo el país, mientras una explosión ante una mezquita en Damasco dejó al menos 16 muertos.

“Toda Siria está hoy herida”, dijo Al Assad en un encuentro con familiares de niños muertos en Damasco. “No hay nadie en todo el país que no haya perdido a un familiar, un hermano, un padre o una madre”, señaló.

“Pero nada es peor que la pérdida de un hijo. Sin embargo, lo que nos ocurre no puede hacernos débiles”.

Al Assad se reunió el miércoles con familiares de víctimas infantiles y las imágenes de video del encuentro fueron difundidas ayer por la agencia de noticias SANA.

Además, Al Assad volvió a pedir a las Naciones Unidas que investigue las acusaciones del empleo de gas venenoso durante los combates.

El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, señaló ayer en Nueva York su obligación de aceptar la solicitud siria y dijo que está preparando las investigaciones con la Organización para la Prohibición de las Armas Químicas (OPCW) y la Organización Mundial de la Salud (OMS).

“La comisión de investigación debe investigar las circunstancias denunciadas por el régimen sirio”, dijo Ban. Damasco pidió una “misión competente, objetiva e independiente y nosotros estamos obligados a investigar esas acusaciones”, añadió.

“Soy perfectamente consciente de que hay otras acusaciones del uso de gas químico”, dijo el surcoreano en referencia a la oposición, que habló de dos casos en Damasco y Aleppo en que el ejército utilizó gas venenoso. Los rebeldes opositores y el Gobierno se acusaron mutuamente de lanzar granadas con sustancias químicas.

Estados Unidos consideró que el uso de gas venenoso es una “línea roja” que no se puede traspasar. También Francia y Reino Unido están a favor de una investigación de las acusaciones por parte de la ONU. Rusia, sin embargo, está en contra.

Mientras tanto, continuó la violencia sobre el terreno. Una explosión ante una mezquita en Damasco dejó al menos 16 muertos, entre ellos un famoso clérigo suní cercano al régimen, informó el opositor Observatorio Sirio para los Derechos Humanos, que señaló que no está claro si el ataque fue provocado por un coche bomba o por un misil.

La agencia de noticias oficial SANA habló de 14 muertos y 40 heridos y dijo que la explosión fue provocada por un suicida con su coche bomba. La detonación se produjo frente a la mezquita Al Iman, en el barrio de Al Mazraa en la capital siria.

La televisión estatal responsabilizó a “bandas terroristas” –como denomina el régimen a los rebeldes de la oposición– de la muerte de Sheij Mohamed Saeed Al Bouti, que estaba dando un sermón en el momento del ataque.

Pese a ser suní, Al Bouti, nacido en 1929, era próximo al régimen de Al Assad, de la minoría alauita –una rama del islam chií– y había criticado las protestas prodemocráticas que comenzaron en 2011 y que han derivado en la actual guerra civil.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

20 Sep 2017

Primer premio

7 6 3 4

BAAB

Serie: 14 Folio: 4

2o premio

8739

3er premio

8290

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código