derechos laborales

Los muertos presionan la industria

Casi 400 personas fallecieron en el derrumbe de un edificio en el que operaban fábricas textiles. Las empresas prometen ayuda.
negligencia. Este hombre llora desconsoladamente. La posibilidad de encontrar sobrevivientes es ya nula. REUTERS negligencia. Este hombre llora desconsoladamente. La posibilidad de encontrar sobrevivientes es ya nula. REUTERS
negligencia. Este hombre llora desconsoladamente. La posibilidad de encontrar sobrevivientes es ya nula. REUTERS

Las grandes empresas textiles están sufriendo ahora la presión de la tragedia de Bangladesh.

Menos de una semana después del derrumbe de un edificio que albergaba varios talleres textiles cerca de la capital bangladesí, Dacca, dos empresas cuyos productos se fabricaban allí se han comprometido a indemnizar a las familias de las víctimas.

La marca británica Primark tomó la iniciativa el lunes, sin precisar el montante de las ayudas financieras. Le siguió el grupo canadiense de gran distribución Loblaw, vinculado a ese edificio a través de su filial de ropa barata Joe Fresh, que prometió una ayuda “significativa”.

Gestos que recibió positivamente la ONG Oxfam, que llama a “las otras empresas que tienen locales en este edificio a seguir el ejemplo”, a escuchar en el futuro “la voz y las preocupaciones de los obreros” y a respetar las normas de seguridad en los talleres.

El sábado tuvo lugar una pequeña manifestación en Londres ante una tienda de Primark, en la que se corearon eslóganes como “Ama la moda, prohibamos los talleres de la miseria”, y “Vergüenza a Primark”.

El derrumbe del edificio, construido sin autorización legal, causó la muerte de 387 personas. “Si las marcas guardan silencio, corren el riesgo de parecer indiferentes al drama. Les interesa pronunciarse para aclarar la situación”, dijo a la AFP Benjamin Martin, de Publicis Consultant. “Ya no pueden fingir sorpresa”, agregó, sobre todo porque ha habido un precedente reciente: en noviembre de 2012, un incendio en una fábrica textil que trabajaba sobre todo para la estadounidense Walmart causó 111 muertos en la periferia de Dacca.

Para Julie Stoll, delegada general de la Plataforma por un Comercio Justo, “hay claramente un problema de transparencia y de trazabilidad” en el sector textil.

“Hace 10 años las repercusiones habrían sido menores, mientras que ahora van a quedar pruebas en las redes sociales”, según el experto de Publicis.

El grupo español Mango eligió justamente Facebook para enviar su pésame a las víctimas y precisar que no era cliente de la empresa Phantom, copropietaria de uno de los talleres de confección derrumbados, al que dice haber encargado solo muestras “cuya producción todavía no había empezado”.

Por su parte, el grupo italiano Benetton ha hecho saber que “solo se ha efectuado un único pedido a uno de los fabricantes implicados y que fue enviado varias semanas antes del accidente”.

Por el momento, las prácticas del sector textil “aún no son una prioridad para el consumidor europeo”, reconoce una gran asociación europea de consumidores.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

16 Ago 2017

Primer premio

7 8 9 4

DBDC

Serie: 14 Folio: 7

2o premio

6122

3er premio

5195

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código