HUBO 51 CASAS ARRASADAS Y 16 ESCUELAS INHABILITADAS

Darién logra un respiro, pero en Barú volarán dique

El Vicariato de Darién criticó que el Gobierno no haya cumplido la promesa de construir viviendas seguras para Sambú.

La provincia de Darién tuvo ayer un nuevo respiro al volver a sentir la calidez del sol. Luego de seis días de lluvias incesantes, el Sistema Nacional de Protección Civil (Sinaproc) levantó la alerta amarilla al declararla “área segura”, pero anunció que continuará la “alerta verde” en la provincia.

Ello significa que Sinaproc mantendrá un monitoreo 24 horas al día en las zonas vulnerables a inundaciones, mientras que los ministerios de Salud, Obras Públicas, Desarrollo Social y Desarrollo Agropecuario coordinan las evaluaciones de los estragos sufridos. En especial el Ministerio de Vivienda y Ordenamiento Territorial, cuyos responsables gestionan el pronto envío de materiales para resolver la pérdida de 51 casas arrasadas.

Ronald Checa, director regional del Sinaproc en Darién, resumió el impacto de las inundaciones y lluvias en 25 comunidades afectadas: 255 damnificados, 2 mil 677 afectados, 51 casas destruidas y 846 afectadas; y 16 escuelas inhabilitadas para clases.

Ayer, explicó, el único inconveniente de movilización era hacia el sector de Santa Fe, en la vía Panamericana, cuyo puente de acceso fue debilitado por la corriente del río Sabana. Los ingenieros de Obras Públicas reparaban este paso para reactivar el tránsito vehicular.

Al referirse a las afectaciones, Checa detalló que de los 25 poblados que sufrieron el embate del agua, 16 son del sector de Santa Fe, Sambú y Río Congo; mientras que de Jaqué fueron 9, en el distrito de Chepigana y poblados de la comarca Emberá-Wounnan.

reubicación difícil

Bethanio Chiquindama, cacique general de la comarca Emberá Wounnan, admitió la necesidad de que algunos poblados indígenas deben reubicarse por las inundaciones recurrentes, pero advirtió que mientras los pobladores no reciban respuestas en cuanto a servicios básicos (agua potable y vías de comunicación), difícilmente se reubicarán en lugares distintos de los ríos.

Explosiones en barú

Para mañana sábado, el Sinaproc prevé empezar a realizar explosiones controladas para liberar gradualmente los 7.3 millones de metros cúbicos de agua que están represados en el río Palo Blanco, 15 kilómetros al oeste de Puerto Armuelles.

La decisión fue tomada por expertos explosivistas, ingenieros y consultores del Sinaproc, Autoridad Nacional del Ambiente, Petroterminal Panamá, Autoridad del Canal de Panamá y del Servicio de Protección Institucional.

Derrame controlado

Debido al embalse del río Palo Blanco, creado por un alud de tierra la semana pasada, se evacuaron preventivamente unas 755 personas de los poblados de Balaspit, Blanco Arriba, Sangrillo, Majagua, San Antonio, Majagua Civil y Finca Higuito.

En algunos casos, hubo que sacar forzadamente con el Servicio Nacional de Fronteras a personas que aún se resistían a dejar sus casas y animales.

El director del Sinaproc, Arturo Alvarado, confirmó la decisión que se tomó ayer, entre todos los especialistas.

“Es un trabajo técnico con la apertura de un canal y empezaríamos a aplicar los trabajos el próximo sábado”, dijo la fuente.

Algunas familias se negaban a salir de sus viviendas, porque después les robaban sus gallinas y sus siembros, como es el caso de Eufemio Rodríguez Rojas y los otros cuatro miembros de su familia, quienes tuvieron que salir con la Policía Nacional.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

23 Ago 2017

Primer premio

8 3 0 1

ACCD

Serie: 19 Folio: 11

2o premio

3552

3er premio

1426

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código