se reportan DOS MUERTeS EN CAPIRA y una en colón

Declaran estado de emergencia

Según los observadores meteorológicos, se prevé que el temporal que afecta al país se prolongará aún todo el día de hoy.

ANEGADA. Nótese cómo las aguas desbordadas de los ríos Caimito y Trapichito se aliaron para anegar gran parte de la periferia de La Chorrera y causar graves pérdidas de bienes. LA PRENSA/Ricardo Iturriaga ANEGADA. Nótese cómo las aguas desbordadas de los ríos Caimito y Trapichito se aliaron para anegar gran parte de la periferia de La Chorrera y causar graves pérdidas de bienes. LA PRENSA/Ricardo Iturriaga
ANEGADA. Nótese cómo las aguas desbordadas de los ríos Caimito y Trapichito se aliaron para anegar gran parte de la periferia de La Chorrera y causar graves pérdidas de bienes. LA PRENSA/Ricardo Iturriaga

Dos muertos por deslizamiento de tierra, además de comunidades aisladas por vía terrestre y cientos de damnificados en la sección norte del distrito de Capira es el saldo preliminar de las intensas lluvias que siguen azotando esa zona del país.

En el poblado de Nueva Arenosa, corregimiento de La Trinidad, Didacio Medina, de 74 años y su hijo, Santos Medina, de 34, perecieron tras ser sepultada su casa por un alud de tierra. Otra víctima fatal, por sumersión, fue Carlos Viergos, de 48 años, residente en Quebrada Ancha, de Colón, y quien cayó a la corriente de un río y pereció ahogado.

Mientras tanto, el corregimiento de Cirí de Los Sotos, en el límite con la provincia de Colón, quedó totalmente inundado, por lo que la población buscó refugio en la iglesia del pueblo, informó el representante Andrés Castillo.

El paso por carretera hacia esta área se dificultaba ayer debido al hundimiento de 150 metros de la vía hacia el poblado de Faldares.

La ayuda humanitaria hacia este poblado comenzó a ser transportada en dos helicópteros del Servicio Nacional Aeronaval (Senan), en horas del mediodía, en tanto que se instalaban centros de acopio de comida y ropa.

Para hoy, la diputada Yanibel Ábrego dijo que intentaría transportar por vía terrestre más insumos a las familias afectadas.

Caimito y Trapichito

En tanto, en La Chorrera, varios poblados contiguos al paso del río Caimito y afluentes quedaron bajo las aguas desde horas de la madrugada de ayer domingo.

Otros afluentes que se salieron de cauce fueron los ríos Trapichito y Velásquez, que arrasaron las barriadas Revolución y La Pesa.

Sectores como Trapichito, Raudal y Mastranto Final quedaron anegados por la crecida, al igual que la planta potabilizadora que se abastece del río Caimito, la cual está fuera de servicio.

La creciente de este río también obstaculizó el paso hacia varias barriadas ubicadas en el corregimiento de Herrera. En la barriada Flamingo se contabilizan, al menos, 20 casas inundadas.

Debido a la cantidad de damnificados, el director regional del Ministerio de Vivienda y Ordenamiento Territorial, Pascual Sánchez, informó que se habilitó la escuela Naciones Unidas como albergue temporal para ellos.

Ante la gravedad del desastre, el alcalde de La Chorrera, Temístocles Herrera, y la junta de festejos y efemérides patrias tomaron la decisión de suspender el desfile cívico con que se conmemora la independencia de Panamá de España.

La medida causó molestias entre quienes habían alquilado puestos de venta de comida, aduciendo que no tendrían forma de recuperar la inversión realizada.

Ello generó, incluso, diferencias de opinión entre el ministro de Desarrollo Social (Mides), Guillermo Ferrufino, y el alcalde Herrera y la junta de festejos, ya que el titular del Mides insistía que mucha gente humilde había viajado a La Chorrera e invertido en viandas para la venta y ahora no podría recuperarse. No obstante, se conoció que el Municipio tratará de devolverles los impuestos cobrados.

A la vez, en Arraiján, el paso por la carretera Panamericana se vio interrumpido al sobrepasar las aguas el nivel de la carretera, en el sector de Hato Montaña. En este punto quedaron afectados un centro comercial y las barriadas Villa Diana y Parques del Oeste, donde las familias lo perdieron todo, ya que el nivel del agua subió hasta el techo.

declaran emergencia

En horas de la mañana, el presidente, Ricardo Martinelli, visitó Capira, en especial el área norte, para expresar su pesar a la familia que perdió a sus pariente bajo una avalancha de tierra.

También navegó en un bote por el sector de Hato Montaña, donde se percató de los daños causados por la crecida.

A eso de la 1:00 p.m., Martinelli, llegó a la ciudad de Colón y recorrió nuevamente la devastada urbanización de Nuevo Arco Iris, donde unas 35 familias perdieron sus viviendas y enseres.

Tras ser informado de los daños en diversas provincias, el mandatario declaró “estado de emergencia” en las zonas de La Chorrera, Capira y Colón para agilizar la ayuda a las familias perjudicadas y gestionar la reparación de vías y puentes inutilizados por las lluvias.

Anteayer, unas 23 viviendas, de las 150 de que consta la barriada, habían sucumbido al hundimiento del terreno, pero ayer se sumaron otras 12. Socorristas acordonaron el área para evitar accidentes.

A su vez, en el corregimiento de Cativá, la quebrada Fantasma volvió a desbordarse para afectar a unas 150 familias del área.

Vía Transítmica

La vía Boyd Roosevelt volvió a verse obstruida por deslizamientos de tierra, a la altura del corregimiento de Limón. Un deslave se dio en Quebrada Ancha y otros dos en Río Gatún.

El ministro de Obras Públicas, Jaime Ford, que viajó a Colón para constatar los daños, indicó que se habían enviado cuadrillas y equipos para atender estas emergencias viales.

Costeños sufren

En la zona de costa abajo, la capa asfáltica de la vía que lleva al corregimiento de Escobal se hundió, e igualmente ocurrió en el sector de El Guabo y Batería 35, en el corregimiento de Achiote, distrito de Chagres. Muchos de los poblados quedaron incomunicados por el agua.

En Palmas Bellas, de Chagres, también se inundaron unas 20 viviendas; en Río Indio y Pueblo Nuevo también se dieron inundaciones que obligaron a sus residentes a escapar.

Los residentes de la costa arriba no se salvaron de los elementos. En Palenque, distrito de Santa Isabel, una tromba alcanzó la costa y voló los techos de una decena de viviendas.

En Darién, la primera vía en sufrir los embates de los aguaceros que caen sobre la serranía de Majé fue la que conecta la vía Panamericana con Río Congo Arriba. Una inmensa pared de roca se desprendió en parte y obstruyó el tránsito vehicular, dejando incomunicados caseríos como Las Lomas, La Pira, Chiricano y Platanilla.

Llega la ayuda

Donaciones de comida, frazadas, implementos de limpieza, leche, entre otros, comenzaron a llegar a los damnificados de las lluvias en las provincias de Colón y el oeste de Panamá.

Hasta el momento la oficina de bienes y donaciones del Despacho de la Primera Dama fue habilitado para recibir todas las donaciones para los afectados.

El precandidato presidencial opositor Juan Carlos Navarro solicitó a sus copartidarios solidarizarse y apoyar a los miles de damnificados.

En tanto, la Autoridad del Canal de Panamá (ACP) realizó ayer un operativo de vertido preventivo de agua en las represas de Gatún y Madden, debido a que el lago Gatún se encuentra a su máximo nivel como consecuencia de las lluvias.

La ACP alertó a los residentes de las comunidades localizadas en las riberas de los ríos y embalses de la vía acuática para que tomen las debidas precauciones.

Registro

Según datos de Sinaproc, en la provincia de Colón se han afectado 197 viviendas, mientras que en el sector oeste de la provincia de Panamá unas 650.

(Con información de Eric Montenegro, Migdalia Grinard, Yaritza Mojica, Isabel Castro y Ohigginis Arcia).

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia S.A.

Ediciones anteriores

Loteria nacional

17 Dic 2014

Primer premio

9 7 5 3

AACC

Serie: 7 Folio: 4

2o premio

9089

3er premio

0829