PORTOBELO, COLÓN

Miles, con el Nazareno

El obispo de Colón pidió a los fieles no afanarse en la penitencia y sacrificio, sino en aborrecer el odio y la venganza, y perdonar.
La imagen del Cristo Negro de Portobelo ha acumulado la fama de milagrosa, dentro y fuera de Panamá. Anoche se dio la tradicional procesión. ESPECIAL PARA LA PRENSA/Migdalia Grenald. La imagen del Cristo Negro de Portobelo ha acumulado la fama de milagrosa, dentro y fuera de Panamá. Anoche se dio la tradicional procesión. ESPECIAL PARA LA PRENSA/Migdalia Grenald.
La imagen del Cristo Negro de Portobelo ha acumulado la fama de milagrosa, dentro y fuera de Panamá. Anoche se dio la tradicional procesión. ESPECIAL PARA LA PRENSA/Migdalia Grenald.

Al entrar a la Iglesia de San Felipe, en la histórica población de Portobelo, su mirada se siente. Sus ojos pareciera que cobraran vida ante los feligreses que el 21 de octubre de cada año, acuden a verlo. Es el Cristo Negro, conocido cariñosamente como El Naza. La imagen del Nazareno, vistiendo una túnica violeta, con una pesada cruz a cuestas.

Testimonios

Si bien antes se tuvo la percepción de que el Nazareno de Portobelo era el Cristo de los maleantes, eso ha cambiado radicalmente. Margarita Peñuela, vecina de Cativá, asegura que si fuera así no vendrían, todos los años, personas de todos los estratos del país y del extranjero, a rendirle culto.

Ella camina a la iglesia de San Felipe desde hace 10 años, cuando se le diagnosticó un cáncer uterino.

Recuerda que sintió mucho miedo de morir por esta enfermedad, pero escuchó a una amiga que le consejó encomendarse al Nazareno y pedirle frente a su imagen que le sanara.

“Y así fue. Luego de dos años de un tratamiento agresivo y mi fe en el Naza, me recuperé y soy un fiel testimonio de su poder”, afirmó.

Microcomerciantes

Mientras que unos viajan para pagar un favor y otros a pedir un milagro, para Eneida Paola Betegón este año fue un gran reto, pues instaló una pequeña fonda en la cual ofrecería comida a los miles de peregrinos y visitantes que abarrotarían Portobelo.

Penitencias

Frente a la autoflagelación que practican algunos creyentes en Portobelo, las que van desde latigazos, quemarse con cera ardiente, llevar pesadas cruces y andar a rodilla desnuda, el obispo de Colón, Manuel Ochogavia Barahona, pidió a los fieles no incurrir en estas penitencias extremas.

“Dios no pide tanto la penitencia y el sacrificio, sino ser capaces de que Cristo toque sus corazones, perdonar, vencer el egoísmo, el odio y la venganza, ser capaces de acoger el mensaje de conversión”, señaló el prelado.

En tanto, la Policía Nacional desarrollaba un fuerte dispositivo de seguridad para vigilar y atender las emergencias durante el operativo Portobelo 2014, en Colón, que incluyó 700 agentes. Socorristas del Sistema Nacional de Protección Civil, Cruz Roja, Cuerpo de Bomberos, Ministerio de Salud y agentes de la Autoridad de Tránsito y Transporte Terrestre participan en esta jornada, que concluirá hoy con el retorno de miles de peregrinos.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

24 Sep 2017

Primer premio

1 0 7 1

ACDA

Serie: 23 Folio: 11

2o premio

8324

3er premio

5691

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código