Peritos establecen que hubo mala praxis

Con la práctica de pruebas del Ministerio Público (MP) continuó el juicio oral seguido contra una ginecóloga-obstetra imputada por la muerte de cuatro bebés y de una madre, durante el ejercicio de su cargo en el hospital Aquilino Tejeira de Penonomé, entre 2011 y 2012.

Ayer, la audiencia se centró en los testimonios de tres peritos forenses del Instituto de Medicina Legal y Ciencias Forenses, quienes elaboraron informes sobre la atención que recibieron las pacientes al momento de ingresar a dicho nosocomio, y si se siguieron o no los protocolos establecidos para cada uno de los casos.

Con la sustentación de los informes dados por los peritos en la primera jornada del juicio, en los que se trataron los casos de Estefany Flores y Gladys Muñoz, quedó establecido que hubo mala praxis e impericia en los protocolos de atención de estos casos.

Orlando Moreno, abogado defensor, dijo con anterioridad que su cliente era inocente, y que lo iban a demostrar.

Se espera que en este juicio culmine la semana entrante.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia S.A.

Ediciones anteriores

Loteria nacional

17 Dic 2014

Primer premio

9 7 5 3

AACC

Serie: 7 Folio: 4

2o premio

9089

3er premio

0829