CAMBALACHE

La Argentina del kirchnerismo: José A. Friedl Zapata

La Argentina del kirchnerismo: José A. Friedl Zapata La Argentina del kirchnerismo: José A. Friedl Zapata
La Argentina del kirchnerismo: José A. Friedl Zapata

“Hoy resulta que es lo mismo ser derecho que traidor, ignorante, sabio, chorro, generoso, estafador. Todo es igual, nada es mejor; lo mismo un burro que un gran profesor ... los inmorales nos han igualado”.

Pasaron ya 80 años desde que el dramaturgo y compositor argentino Enrique Santos Discépolo escribiera este famoso tango y hoy su texto incisivo sigue más vigente que nunca con su veredicto demoledor que encaja perfectamente en la dramática situación política, social y económica que atraviesa la Argentina, presa de una cúpula corrupta y sin valores éticos. Según un informe serio y detallado realizado por la ONG The World Justice Project, que analiza los índices de impunidad en actos de corrupción cometidos por funcionarios públicos en un país, la Argentina está en el puesto 92 de un total de 97 en el mundo. El más impune es Venezuela, seguido por Nicaragua, mientras que Dinamarca y Noruega se ubican en los mejores puestos. En la Argentina es evidente que bajo los gobiernos tanto de Néstor Kirchner, y más aún de Cristina Fernández, el país está sumido en uno de los capítulos más tenebrosos de su historia, que puede tener en cualquier momento un desenlace violento. Aparte de la Presidenta y el vicepresidente, diputados, senadores, gobernadores están involucrados en hechos delictivos, muchos de ellos investigados en la justicia, pero boicoteados una y otra vez por la cúpula gobernante.

Una de las peores herencias que dejará el kirchnerismo se caracterizará en lo que el filósofo argentino Alejandro Katz denomina “la arrogancia de la ilegalidad”, es decir, el rasgo de la indecencia de la clase política en el manejo de la cosa pública, no respetando las normas existentes y atreviéndose a exhibir los beneficios mal habidos como trofeos. Sin ir más lejos, actualmente la propia Presidenta está siendo investigada por enriquecimiento ilícito, por lavado de dinero y si en las próximas semanas un par de testigos citados a declarar decidieran hacerlo, no se podría excluir que la Presidenta termine detrás de las rejas. Hoy en día se calcula el patrimonio de Cristina Fernández en alrededor de $10 mil millones, así lo afirman entre otros el exvicegobernador de la provincia de Santa Cruz Eduardo Arnold, la senadora Elisa Carrió y otros especialistas que han estudiado detenidamente su patrimonio. Los datos provenientes de la investigación que lleva actualmente el juez federal Claudio Bonadío señalan que el patrimonio del matrimonio presidencial aumentó 46 veces entre 1995 y 2010, recordando que los Kirchner comenzaron a amasar su fortuna en la década de 1980 bajo la dictadura militar, comprando decenas de propiedades en la Patagonia como usureros de gente necesitada. En estas últimas semanas se ha descubierto el involucramiento de la Presidenta y su entorno familiar a través de testaferros en una operación de lavado de dinero por medio de la compra de lujosos hoteles en la Patagonia, que prácticamente permanecen vacíos, pero que aparecen en los libros contables como todos ocupados, una forma clásica de blanqueo de dinero para los fiscales que están investigando la causa.

Los delitos del vicepresidente Amado Boudou van desde la falsificación de documentos públicos hasta la compra irregular de una imprenta buscando, con la complicidad presidencial, el imprimir allí los billetes de la moneda argentina. El senador nacional y líder opositor Pino Solanas lo define como “ladronzuelo” y “delincuente” ... “robó las joyas de la corona y a la salida se llevó unos pollos”.

¿Y qué dice la Presidenta a todas estas acusaciones? Ataca e insulta a la oposición, a los jueces y a la prensa sin dar jamás una explicación a las gravísimas acusaciones en su contra. Eso sí, en sus constantes apariciones por la cadena nacional habla de los jueces como “secuaces de la oposición que la persiguen” y les rebaja su sueldo en la mitad y a los periodistas independientes los define como “los sicarios mediáticos”.

¿Encontrará la Argentina y sus cuadros políticos honestos el camino en las próximas elecciones a fines de 2015 para formar un nuevo gobierno que honre a su tradición de gran nación en el continente, llevando al banquillo de los acusados a los “chorros”, “los traidores”, “los estafadores”, como lo expresa Santos Discépolo, para iniciar un proceso de depuración política que el país se merece, o seguirá siendo el país del cambalache?

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

16 Ago 2017

Primer premio

7 8 9 4

DBDC

Serie: 14 Folio: 7

2o premio

6122

3er premio

5195

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código