CONCIENCIA CIUDADANA

Después que no nos pese: Belisario Herrera A.

Un hecho irrebatible es que nuestro pueblo durante todo el devenir republicano ha errado en escoger a los buenos gobernantes, anestesiado por los politiqueros que a flor de labios han ofrecido un lenguaje demagógico, no ausente de promesas engañosas. Un hecho patético lo tenemos, entre ceja y ceja, en el caso del presidente, Ricardo Martinelli, cuando para alcanzar el poder se valió de toda clase de argucias y patrañas y aún no cesa en ellas, como gobernante que para ganar aplausos y asentimientos de algunos advenedizos, sin escrúpulo alguno, toma dinero a manos llenas del erario público para repartir una serie de dádivas.

En tanto así procede el gobernante actual, como el mayor de los padrinos, no con dineros propios, sino con los del Estado, hace gala junto a sus conmilitones de una serie de negociados que durante el periodo presidencial que está próximo a fenecer, los harán más millonarios, sin que ninguna autoridad en el presente los obligue a rendir cuentas por tantas fechorías.

Ellos actúan en esa forma arbitraria, mientras residen en enormes mansiones y pueden conciliar el sueño al igual que los monarcas, pero el pueblo sufre todos los días la inseguridad y no pocos son asesinados por delincuentes para despojarlos de magros salarios con los que malamente pueden alimentarse ellos y sus familiares. Esa inseguridad que padecen, especialmente los ciudadanos más humildes, no parece encontrarse con un plan efectivo de las autoridades para erradicar esta militancia muy activa de los amigos de lo ajeno.

Añadamos que el Estado está obligado a velar por la seguridad de todos sus habitantes y aun cuando comprendemos que es tarea no fácil de realizar en forma efectiva, no escapa a nuestra comprensión que la mano que baja desde las alturas tan contaminada por la corrupción que impera en sus propias circunstancias, le resta autoridad moral para que esta se haga efectiva con la virilidad que corresponde.

Poca esperanza existe para que pasen a relevo los actuales gobernantes, cuando todos los días nos enteramos que desde el Presidente de la República hasta sus máximos colaboradores, colgados de la pretina del poder, que nada les impedirá dejar de utilizar todos los recursos del Estado para perpetuarse en él, por encima del rechazo que existe en el corazón de nuestro pueblo, donde la conciencia denota un propósito reivindicativo.

Apelo a ese reducto moral con que cuenta nuestra patria que, ante el licor y dinero fácil, ha demostrado un total rechazo y busca aliarse con sectores políticos libres de toda contaminación, a fin de no incurrir en nuevas equivocaciones, cuando ante nuestra conciencia tendremos que emitir nuestros votos en las nuevas elecciones de 2014, para que después cuando el mal esté hecho, no nos pese.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

INTERNET Y EL SER HUMANO El olvido y la memoria, frente a frente

Michel Gondry, el genial director de cine francés, expone en su película Eterno resplandor de una mente sin recuerdos (2004) la posibilidad de usar la ciencia para borrar la memoria. Para olvidar. ...

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

16 Ago 2017

Primer premio

7 8 9 4

DBDC

Serie: 14 Folio: 7

2o premio

6122

3er premio

5195

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código