TECNOLOGÍA

Empresas, individuos y redes sociales: Diana Medina

Hace unos días conversando con un cliente, este me decía que su organización no estaba preparada para entrar en el mundo de las redes sociales. Para él, el universo de Twitter, Facebook, Instangram, por solo nombrar algunas, estaba muy lejos de lo que su empresa podía manejar por el momento.

Efectivamente, hay muchas compañías que aun no se sienten capaces de asumir lo que significa tener al menos una cuenta en una red social. Eso no lo discuto, pues considero que estar presente “formalmente” en este mundo de permanente intercambio, requiere de una estrategia clara que esté directamente relacionada con el plan de negocios de la empresa, y eso a veces no es sencillo de visualizar.

El argumento que le presenté a mi cliente y que quiero compartir, es que es una fantasía pensar que la empresa no se encuentra ya en las redes sociales, aunque no haya decidido institucionalmente estar presente. Y es que cada una de las páginas de Facebook o cuentas de Twitter que posean los empleados de dicha organización, es potencialmente un vehículo a través del cual, información que impacta la reputación de la empresa, tanto de manera positiva como negativa, puede filtrarse. Y no estoy hablando solo de información confidencial, me refiero también a temas del día a día, desde actividades de voluntariado, pasando por procesos de reducción de personal, hasta las fiestas aniversario.

Según el informe publicado en junio de 2012 por ComScore, Inc., líder mundial en medición de audiencias de internet, para abril de 2012, la audiencia de las redes sociales en América Latina llegó a 127.3 millones de visitantes, aumentando un 12% respecto al año anterior. En el caso de Panamá, existe una estadística que data de noviembre 2011, levantada por la empresa Unimer. En ese censo se determinó que 1 de cada 3 panameños utiliza internet frecuentemente, es decir unas 645 mil personas de las cuales el 78% ingresa a redes sociales.

Es impensable prohibirle a los colaboradores que hablen de lo que deseen en las redes sociales. Muchas organizaciones, privadas y gubernamentales del mundo entero, entendieron esto y han desarrollado políticas que permiten fijar una base de acuerdo para el manejo de información vinculada a la compañía, a través de las cuentas personales en redes sociales.

Gran parte de estos documentos lejos de tener un tono punitivo, estimula el que sus colaboradores hablen de la empresa y manejen relaciones cercanas con clientes y proveedores, pero establecen un marco claro en cuanto a los temas y el tono de las conversaciones, además de una comprensión precisa acerca de las responsabilidades que esto conlleva.

El mundo de las redes sociales continuará creciendo y es importante que las organizaciones entiendan que las dinámicas de comunicación cambiaron. Hoy más que nunca, pensar que la compañía tiene el control de lo que de ella se habla es un error estratégico, hay que prepararse y tratar de minimizar los riesgos que afecten la reputación y la estabilidad de la empresa.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

24 Sep 2017

Primer premio

1 0 7 1

ACDA

Serie: 23 Folio: 11

2o premio

8324

3er premio

5691

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código