GABINETES PSICOPEDAGÓGICOS

Integrando la diversidad: Katya Echeverría

Si la sociedad se transforma, la escuela, instancia social formadora de la niñez y juventud, tiene la obligación de hacer lo propio. Nuevos desafíos como la diversidad, la multietnicidad y la multiculturalidad, la desintegración y los nuevos esquemas familiares tienen incidencia en lo que ocurre en la escuela.

La función de la escuela cambia pues debe ejercer, cada vez más, roles que tradicionalmente le correspondían a la familia, desde funciones básicas como la alimentación y el papel de los comedores escolares hasta el ejercicio por parte de directores y educadores como progenitores alternos.

La violencia escolar, la inadaptación social y las necesidades educativas especiales (NEE) ponen en perspectiva la relevancia de una orientación más técnica, direccionada hacia la prevención, potenciación de habilidades y detección de situaciones de riesgo. Los gabinetes psicopedagógicos en los centros escolares se han convertido en los últimos años en una instancia clave del proceso educativo. Por décadas, han estado presentes en los centros educativos particulares, como consecuencia del compromiso de estas entidades de promover una formación integral que trascienda un proceso de instrucción académica riguroso.

Se completa así la formación académica, con la construcción de ciudadanía y de un capital humano con las competencias, habilidades, actitudes y destrezas que permitan su integración exitosa a la sociedad. Ante esta realidad, cobra importancia el trabajo interdisciplinario en las escuelas, donde psicólogos, pedagogos, docentes y directivos participan de espacios de reflexión y concretan estrategias y políticas escolares que ayudan a mejorar el manejo en el aula, en aras de promover la mejora escolar, evitar la desmotivación y la deserción.

El acompañamiento al docente por parte de psicólogos y pedagogos del gabinete ha demostrado su eficacia, aportando estrategias y ayudando al educador a conocer más de lo que puede requerir un alumno con NEE en el aula de clases para el logro de aprendizajes significativos, colaborativos y vivenciales exitosos para todos sus alumnos.

Los gabinetes psicopedagógicos, además de sus aportes y acompañamiento al equipo docente, consideran los estilos de aprendizaje y las inteligencias múltiples. Contribuyen con el alumnado por medio de la implementación de programas de crecimiento, desarrollo, autovaloración, prevención de adicciones, orientación profesional, catalizador de potencialidades y destrezas, hábitos y métodos de estudio, convivencia e integración escolar, entre otros.

El papel de orientación en la interacción estudiante-escuela-hogar es clave pues tiende un puente de entendimiento y ofrece un espacio de reflexión y guía que permite considerar de manera integral al estudiante, en sus múltiples facetas, de hijo, hermano, amigo e integrante de una sociedad. El desempeño académico y conductual está ligado a factores asociados que pueden estar incidiendo en su rendimiento, originados no solamente en el contexto escolar sino en el familiar y social, como cambios en la situación familiar, pérdida de personas significativas, transferencia de escuela o de país. En algunos casos, los conflictos o situaciones que presenta el estudiante exceden las posibilidades del centro escolar y, por ello, puede requerirse la intervención de especialistas externos. Entonces, el gabinete se encarga de ser el enlace entre estos especialistas, el equipo de docentes y directivos del plantel.

La exitosa experiencia de los centros educativos particulares ha sido adoptada por el Ministerio de Educación que, a través de su programa de servicios psicoeducativos, ha acentuado su papel en los procesos formativos de sus estudiantes a través de la implementación de programas y acciones a nivel de prevención y atención que promueven el desarrollo de habilidades y destrezas cognitivas, actitudinales, sociales y afectivas, que garanticen su adaptación, favorezcan el proceso enseñanza-aprendizaje y el crecimiento personal de los alumnos.

La dinámica social requiere una visión integradora de las múltiples aristas del estudiante como ser humano, en el que se considera a todos los actores y escenarios en los que interactúa. El gabinete psicopedagógico tiene un papel estratégico en amalgamar a actores y escenarios para humanizar aun más la acción formadora, enseñando a los adultos a escuchar, a identificar las emociones de niños y adolescentes, diseñando estrategias orientadoras para la formación del carácter y el discernimiento en la toma de decisiones. El objetivo final sigue siendo el mismo: conducir al alumno a la construcción de su proyecto de vida con conocimientos, integridad y equilibrio emocional.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

INTERNET Y EL SER HUMANO El olvido y la memoria, frente a frente

Michel Gondry, el genial director de cine francés, expone en su película Eterno resplandor de una mente sin recuerdos (2004) la posibilidad de usar la ciencia para borrar la memoria. Para olvidar. ...

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

16 Ago 2017

Primer premio

7 8 9 4

DBDC

Serie: 14 Folio: 7

2o premio

6122

3er premio

5195

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código