MERCADEO

Mr. Imagen: Álvaro Lasso Lokee

Esto no es un concurso, ni mucho menos un premio. Es para referirnos a personalidades que les gusta vender su imagen y tratar de alcanzar algunas metas con publicidad y que buscan gozar de alguna reputación favorable.

Las imágenes, muchas veces, son solo apariencias prefabricadas que no necesariamente reflejan lo que verdaderamente tratan de “vender” ante su mercado.

Hay empresas que le dan mucha importancia a este renglón e invierten millones en publicidad y relaciones públicas para plantar su imagen en el mercado que se proponen conquistar y permanecer favorablemente en la memoria de sus clientes. Las proyecciones de estas imágenes son herramientas positivas y creadas pero también son susceptibles de ser falseadas con tal de venderse como la 5ª Maravilla. Estas proyecciones se explotan comercialmente sobre todo en las compañías o productos pero también los artistas y políticos hacen uso de este enfoque.

Una imagen con buenos asesores y las proyecciones apropiadas le pueden producir muchos beneficios y ganancias a los productos pero si cometen errores o su publicidad no está acorde a lo que trata de vender, su reputación sencillamente se va al suelo y se extingue su imagen positiva.

Estos conceptos los tienen claro los publicistas y cuando una figura que los representa daña esa imagen, ya sea, porque abusa de drogas o se le conoce algún prejuicio racial, por dar un ejemplo, se acaba el contrato y se inician nuevas contrataciones a quien puede reemplazarlo.

Lo positivo de las imágenes es que se usan para mercadear y garantizar calidad en los productos y lo negativo de esta situación, que a veces, resulta lo opuesto a lo que se trata de vender.

Un tema que ha sido estudiado y se sigue tomándose como objeto de análisis, fue la propaganda e imagen que utilizaron los nazis en Alemania para conseguir adeptos a sus acciones políticas. Los encargados de divulgar la propaganda del Tercer Reich explotaron, desde el saludo hasta el uniforme que utilizaban, entre otras cosas. Lograron su objetivo y obtuvieron apoyo para concretar su ideología racista. En nuestro país, se crearon los Batallones de la Dignidad en los tiempos de Noriega con un falso nacionalismo que buscaba callar a los opositores del señor que estuvo detenido por lavado y tráfico de drogas.

En Latinoamérica y muchos países del mundo sus habitantes deben tener cuidado con las falsas propagandas que se realizan para crear imágenes, que pueden estar basadas en creaciones y falsas expectativas que no necesariamente están apegadas a la realidad.

Con relación al tema de las publicidades estatales nos llama la atención que se invierte mucho dinero para decirnos algo propio de sus funciones. Las obras son parte de las tareas y obligaciones de los que administran y consideramos que deben ser reglamentadas, desde su frecuencia, los horarios, los medios de comunicación que se utilizan y la cantidad de dinero que se debe invertir al año. No se debe utilizar cantidades millonarias y de forma desproporcionada.

Hay instituciones que de cuando en cuando tienen una publicidad y otras cansan de tanto salir. Aparte que la imagen no será mejor por decir que todo está bien. Muchos productos y empresas obtienen su reputación por su calidad y los usuarios se encargan de publicitarla gratuitamente. Esa es la mejor.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

16 Ago 2017

Primer premio

7 8 9 4

DBDC

Serie: 14 Folio: 7

2o premio

6122

3er premio

5195

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código