BALANCE NEGATIVO

Obama, el chico bueno de la película: Gil Moreno

Yo veo a Barack Obama como el muchacho ingenuo de la película y lleno de buenas intenciones. A las claras se ve que su encuentro con Raúl Castro (porque nada me indica que Fidel no estuviera en medio del asunto) no será beneficioso para ellos, porque es evidente que seguirán su revolución contra viento y marea.

No nos llamemos a engaño, cualquier persona sensata sabe que Raúl y Fidel seguirán con sus ideas absurdas, queriendo revivir doctrinas que fueron un rotundo fracaso en la mayoría de los países en que se implantaron. El reinicio de las relaciones diplomáticas entre Estados Unidos y Cuba lo único que hará será fortalecer un socialismo que ya estaba en las últimas... En consecuencia, nada hace pensar que con ese encuentro las cosas cambiarán, al contrario, continuarán las persecuciones, las intimidaciones y los carcelazos contra todo aquel que se oponga a ese sistema esclavista.

La reciente visita de Nicolás Maduro a la isla y su encuentro con Fidel son indicativos de lo que digo. Más bien, se interpreta como un apoyo de los gobernantes de Cuba al Gobierno de Venezuela ¿Qué le habrá aconsejado Fidel? Porque se sabe que él es quien dirige el destino de la isla, y él es el consejero oficioso de Evo Morales, de Daniel Ortega, de Rafael Correa, de Nicolás Maduro y de otros gobernantes que no quieren dejar el poder.

Otra cosa que llamó la atención fue que a su llegada Obama no fue recibido por Raúl Castro –como se esperaba–, sino por el canciller de Cuba, quien no llenaba las expectativas por tratarse del presidente de Estados Unidos. Esta actitud poco caballerosa fue interpretada por muchos como un acto grosero y un desplante a un visitante tan distinguido.

Como están las cosas en Cuba, no se necesita ser muy listo para comprender que lo que menos piensan sus gobernantes es echar marcha atrás, dar un golpe de timón o reemplazar el llamado socialismo por una democracia participativa.

Según The Miami Herald, este viaje es un error histórico de Obama, porque él ha incumplido su promesa de que solo visitaría a Cuba, si mostraba progresos en materia de derechos humanos.

No lo harán porque ellos saben que, de ser así, los días de la mal llamada revolución estarían contados y sus dirigentes serían sentados en el banquillo de los acusados. Entonces, ¿por qué quieren engañar a Obama y al mundo entero, poniendo condiciones –como la devolución de la base naval de Guantánamo– y valiéndose de toda clase de eufemismos para no dar la cara?

Lo que se quiere es que hablen claro, sin tapujos ni evasivas. Muchos piensan que Obama se despidió, desilusionado, pero con la esperanza de que vendrán días mejores para la juventud cubana que se levanta.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

INTERNET Y EL SER HUMANO El olvido y la memoria, frente a frente

Michel Gondry, el genial director de cine francés, expone en su película Eterno resplandor de una mente sin recuerdos (2004) la posibilidad de usar la ciencia para borrar la memoria. Para olvidar. ...

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

16 Ago 2017

Primer premio

7 8 9 4

DBDC

Serie: 14 Folio: 7

2o premio

6122

3er premio

5195

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código