AGENTES DE CAMBIO

Solo se vela por un Panamá mejor...: Luis Díaz Abad

Me gusta creer que vivo dentro de un mundo utópico, que está lleno de fantasías que reemplazan mi cruda realidad. Donde es placentero vivir, pues aquí todo va bien y no hay manera posible de ir mal.

Me gusta creer que no hay violencia en mi país y que ningún niño se acuesta con hambre en Panamá. Creer que nadie muere y que la vida dentro de mi pequeño paraíso terrenal es completamente segura, ya que nadie tiene la necesidad de robar. Aquí todos están empleados y bien remunerados. No hay pobres ni ricos; solo una misma sociedad, libre de desigualdad.

Me agrada la idea de que en Panamá la corrupción es un mito que solo existe en cuentos de terror y que todo va de maravilla. Que vivimos en un lugar donde no hay robos ni crímenes y donde nunca oirás de un taxista la frase “no voy” para tal lugar. Una sociedad moralizada, completamente libre de eso que algunos llaman maldad.

Aquí en mi mundo, ir a visitar a mi madre un domingo por la tarde es tarea sencilla. No me molestaré en absoluto, pues siempre tengo agua y no habrá tranques para llegar. Cuando esté allá, gozaré de la placentera brisa de ciudad. No habrá ruidos incómodos, ni smog que respirar. Todo es más tranquilo que en la realidad. Cuando regrese a casa, no tendré que preocuparme por la imprudencia de peatones, o de conductores distraídos con sus smartphones. Aquí las personas hablan de frente y miran hacia delante, distinto a nuestra cruda realidad.

Los titulares principales de la prensa local anuncian que Panamá tiene un futuro prometedor, por su excelente educación, que han decidido derrumbar todas las cárceles porque ya no hay delincuentes, ladrones o asesinos que arrestar. Ya todo eso es cosa de un pasado que quizás nunca existió y que ya no vale más la pena recordar.

En mi país ya no existe el “juega vivo”. Respetamos todas las leyes y procedimientos. Aquí impera la tolerancia, la paciencia y el amor. No hay shows políticos ni atentados contra la libertad de expresión; solo existen críticas constructivas que nos llevan a un lugar mejor. Tampoco se recuerda el rencor, solo se vela por un Panamá mejor...

Por desgracia, este Panamá, solo existe dentro mis sueños, que están muy alejados de su no fortuita realidad. Aquella realidad en la que me despierto a diario, con la esperanza de encontrar un cambio y lograr de mi hermosa tierra una utópica realidad.

Empecemos todos a construir un cambio, empezando por nosotros mismos. Panamá no es un país desarrollado, pero, ¿Sabes qué es lo más bello de vivir en un país en vía de desarrollo? Que tú mismo puedes hacer la diferencia para llevarlo al desarrollo. Eres tú quien puede hacer la diferencia para lograrlo. Eres tú quien puede ser ese agente de cambio que nos ayude a salir de esta situación. Todo está en nuestras manos, solo hay que intentarlo.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

INTERNET Y EL SER HUMANO El olvido y la memoria, frente a frente

Michel Gondry, el genial director de cine francés, expone en su película Eterno resplandor de una mente sin recuerdos (2004) la posibilidad de usar la ciencia para borrar la memoria. Para olvidar. ...

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

16 Ago 2017

Primer premio

7 8 9 4

DBDC

Serie: 14 Folio: 7

2o premio

6122

3er premio

5195

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código