Avance: Cancillería de Panamá activa el Centro de Coordinación de Información tras terremoto en México.

ESPECTÁCULO DEPLORABLE

De aquí y de allá...: Daniel R. Pichel

Hace un par de semanas había decidido evitar los tópicos sobre política. El tema es deprimente y es poco lo que se puede aportar. La materia prima con que contamos en nuestro mundo político es de tan pobre calidad que sería como pretender construir un castillo en el aire. Mientras las decisiones estén supeditadas a las acciones de los ejemplares que pueblan nuestra fauna política, no es mucha la esperanza que nos queda. Sin embargo, hay algunas cosas que me parece sirven como explicación de por qué andamos como andamos.

Tan solo hace dos días, fuimos testigos de la metamorfosis que ocurrió entre los precandidatos del PRD. Después de haber acusado al supuesto favorito de las encuestas de ser un “caballo de Troya” del Presidente, que buscaba dividir y destruir el “partido de Omar” (snif, snif ...), parece ser que de repente, por arte de birlibirloque, todos aquellos que prometían defender los principios y llevar sus programas adelante, representando “el verdadero legado torrijista” resultan haber cambiado de opinión al mismo tiempo y pasan a apoyar a una sola figura “en aras de la unidad del partido”. A mí me importa un absoluto pepino lo que haga o deje de hacer esa gente. Hace mucho tiempo que tengo claro que después de haberlos visto durante sus años de gloria cuando aplaudían como focas entrenadas cada payasada que haría el gorila de turno, no está ni en mis planes ni en mis capacidades cívicas votar por semejantes especímenes. Pero el espectáculo es deplorable.

Y esto no se limita al PRD. En el partido de gobierno también fuimos testigos de la manera como el ministro, diputado, precandidato y quién sabe qué más se peleaba públicamente con su suplente en la Asamblea, a raíz de las inundaciones que ocurrieron en “su circuito”. Después de insultarse de la manera más agria posible, en menos de 48 horas habían hecho las paces en un acto que daba más la impresión de haber sido una orden del partido, al ver en aquella escaramuza una posible pérdida de imagen de su candidato mejor valorado (tampoco es que la “valoración” sea gran cosa).

Es que, cuando vemos esas metamorfosis repentinas, donde hay un radical cambio de opinión sobre elementos tan básicos en la toma de decisiones, como es la traición al partido, la procedencia de fondos o la utilización de dineros públicos, simplemente por razones politiqueras y electorales, no debe sorprender que los ciudadanos no creamos en absolutamente nada de lo que diga un político. Finalmente, ante la posibilidad de alcanzar la codiciada “papa”, cualquier valor se vuelve secundario, sin importar que se trate de minucias como la honestidad, el compromiso con la palabra empeñada o el apoyo a valores democráticos. Todo es secundario ante la posibilidad de embaucar de alguna manera a los electores.

Cambiando el tema, vale la pena comentar el voto panameño en la Asamblea General de las Naciones Unidas, en relación al cambio de estatus de Palestina. Me parece que la posición adoptada por nuestro país ha sido muy desafortunada, pues creo que se contrapone a los principios del Tratado de Neutralidad del Canal de Panamá.

Entendamos que tratar de justificar o no lo que ocurre en Medio Oriente no tiene sentido. Se supone que es una guerra que tiene miles de años de venirse peleando. Sin embargo, ya hoy es poco lo que queda de razones ancestrales. Las causas de que se sigan matando israelíes y palestinos en pleno siglo XXI tiene causas mucho más sencillas y recientes que el camino tomado por Moisés y su descendencia. Y el problema principal en todo ese conflicto se resume al odio. Odio visceral que se refleja tanto en la manera como Hamas dice abiertamente que el Estado israelí debe desaparecer, como en las actitudes del Gobierno de Israel, al seguir construyendo asentamientos en un territorio ocupado que hace pensar en que no existen planes de permitirle a Palestina tener un Estado con unidad territorial.

¿Quién tiene la razón? Es difícil tomar una postura neutra para sacar conclusiones. Si bien en 1948 se creó el Estado de Israel en el territorio donde históricamente habían vivido, no deja de ser cierto que a los palestinos se les quitó un pedazo de su territorio para meter allí a quienes ellos consideran “unos intrusos”. De allí, que hoy Hamas (que gobierna Palestina) sigue tirando misiles a Israel, quien devuelve las agresiones con una fuerza militar muy superior a la que emplean contra ellos. La consecuencia, un montón de muertos de ambos lados, que son la verdadera causa de que se bombardeen al día siguiente. Y así, una y otra vez.

Al margen de todo esto, me parece absurdo que Panamá tome una postura de apoyo a ninguna de las partes cuando lo que nos correspondería es abstenernos, siguiendo la lógica que implica la prioridad nacional de mantenernos neutrales en diferencias internacionales, por tener el Canal por nuestro territorio. Ya el Presidente mencionó el rol de Israel como custodio de Jerusalén (lo cual lógicamente no sentó bien en la comunidad árabe), y ahora se da un voto contra Palestina. Francamente, si Panamá es una nación donde conviven judíos y musulmanes, en franca armonía, no entiendo la necesidad de apoyar a uno de ellos en una diferencia que no va a solucionarse digan lo que digan. Las posibles explicaciones para esa decisión de Panamá son diversas e incluyen desde presiones de la comunidad hebrea local, el hecho de haber tenido un canciller de origen hebreo, presiones de Estados Unidos o simple falta de visión. Al margen de cuál sea la justificación que trate de utilizarse, la postura más lógica de nuestro país hubiera sido la de abstenerse, tal cual hicieron más de 40 países. @drpichel

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

17 Sep 2017

Primer premio

7 8 4 2

ACBC

Serie: 13 Folio: 13

2o premio

1718

3er premio

2529

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código