PARO MÉDICO

La fiebre no está en la sábana: Enrique Lau Cortés

Una huelga se da cuando se pierde la capacidad de solucionar conflictos por la vía pacífica, utilizando el diálogo y el sentido común, y se recurre entonces a medidas de fuerza para poder imponer determinada posición; sin embargo, en el combate de posturas antagónicas, al final, siempre hay daños colaterales y en este caso se afecta al paciente, que es una responsabilidad de todos.

Hemos apreciado en los medios de comunicación social, que la actual huelga médica gira en torno a la Ley No. 611 que permite a médicos especialistas extranjeros trabajar en nuestro país, al existir una demanda insatisfecha en consultas y servicios de médicos especializados, particularmente en el interior debido a la concentración de este recurso humano en la ciudad de Panamá.

Este enfoque se parece a la estrategia de aumentar el tamaño de los cuartos de urgencia de los principales hospitales públicos nacionales por estar sobresaturados o construir más hospitales porque los enfermos ya no caben o abrir nuevas salas de hemodiálisis para atender al creciente número de pacientes con insuficiencia renal crónica, en su mayoría producto de diabetes mellitus o hipertensión arterial sistémica no controladas.

Todos estos temas tienen en común que pertenecen a un enfoque centrado en la curación de enfermos, lo que nos lleva a minimizar la atención de medicina general y privilegiar a las especialidades.

En 1978, en el congreso celebrado en la ciudad de Alma-Ata, Kazajistán, se redefinió el concepto de salud y los factores que la afectan, como el agua potable, el manejo de las excretas, el ambiente y la pobreza, recomendando a los países miembros de las Naciones Unidas la adopción del modelo de atención primaria en salud.

Frente a esta crisis, creo que tenemos una gran oportunidad de retomar como estrategia nacional la atención primaria en salud, incorporando a la población en la solución de sus problemas sanitarios, empoderando al equipo básico, en especial a los médicos generales y familiares, para que se vinculen estrechamente con la población; este esfuerzo conjunto puede resolver el 80% de las necesidades de las personas a nivel primario.

El tema de la salud es tan importante que no puede ser sólo responsabilidad del gobierno o de los gremios médicos, también lo es de todos los trabajadores, de la población, de los que deben asegurar la calidad del agua o el manejo científico de los desechos líquidos y sólidos sin contaminar el entorno, de los vinculados con la preservación del ambiente, y muy especialmente, a los que lideran la lucha contra la pobreza.

La salud es un derecho humano, es una responsabilidad del Estado asegurarla, sin distinción de ninguna clase, lo que nos obliga a cerrar esa terrible brecha entre los que tienen mucho y los que no tienen nada, y se acuestan con hambre en este país rico; entre los que saben mucho y aquellos que saben poco; entre los que tienen acceso a la tecnología y los que no han visto aún una computadora.

No podemos permitir que ningún compatriota se vea imposibilitado de maximizar su talento por inequidad.

El pueblo tiene el derecho y el deber de participar individual y colectivamente en la planificación y aplicación de su atención médica y los gobiernos tienen la obligación de cuidar la salud de sus pueblos, compromiso que solo puede cumplirse mediante la adopción de medidas sanitarias y sociales adecuadas.

Contratar médicos especialistas extranjeros, frente a la actual crisis, es aplicar una solución coyuntural a un problema estratégico estructural que demanda un cambio en el modelo de atención, de un agotado y ya superado modelo curativo que usa gran cantidad de recursos para atender enfermos, por un modelo en el cual tenemos 35 años de rezago que busca prevenir enfermedades, resolverlas a tiempo para que no empeoren y promover estilos de vida saludables con acciones multisectoriales y multidisciplinarias cambiando el enfoque de curar enfermedades, por el de preservar la salud de toda nuestra gente.

Invito a que se inicie ese diálogo cuanto antes, por el bien de la población, ya que la fiebre no está en la sábana.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

16 Ago 2017

Primer premio

7 8 9 4

DBDC

Serie: 14 Folio: 7

2o premio

6122

3er premio

5195

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código