hoyporhoy_2011-07-31

Bernardo Moreno fue secretario general de Álvaro Uribe, o sea, su ministro de la Presidencia. Anoche, Moreno durmió en la cárcel. Su vinculación al escándalo de los pinchazos telefónicos y las campañas de desprestigio emprendidas por Uribe contra políticos, periodistas y miembros de la sociedad civil no han dejado otra opción que encarcelarlo, tras las primeras pruebas aducidas por la fiscalía.  

Así ocurre en las democracias cuando, pasadas las orgías del poder, los gobernantes son llamados a rendir cuentas por los abusos cometidos mientras se creían intocables. Acá, en tierra caliente, muchas han sido las acusaciones sobre pinchazos contra opositores, amén de las campañas contra medios y personas que no inclinan la cabeza ante los caprichos del mandatario. Buena advertencia nos llega desde la frontera.  

El Gobierno ha sido muy enérgico denunciando las violaciones a la privacidad del correo de nuestro ministro de la Presidencia, pero jamás ha prestado atención a las acusaciones de violación a la privacidad de los particulares. De paso, ¿cómo justificamos ahora el “asilo” otorgado a quien en Colombia precisamente es acusada de ejecutar estas patrañas?

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Directorio de Comercios

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Loteria nacional

22 Mar 2017

Primer premio

3 5 0 5

BBCA

Serie: 4 Folio: 8

2o premio

7058

3er premio

6560

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código