hoyporhoy_2013-05-28

La contratación por parte de la Defensoría del Pueblo a Imaginarium Studio podría convertirse en un caso bandera.

Para empezar, es un ejemplo diciente del poco celo con que los funcionarios administran las instituciones que dirigen.

Puede que sea prematuro hablar de corrupción o de complicidad, pero es fácil intuir la presencia de uno o ambos flagelos.

A la defensora y a muchos en posiciones como la suya habría que obligarlos a visitar la periferia y pueblos del interior para que se percaten de las necesidades apremiantes que se viven, a ver si así comprenden cuán grave es su laxitud.

Por otro lado, el informe de la secretaria ejecutiva del Consejo de Transparencia contra la Corrupción no solo señala las irregularidades de la contratación sino que, de paso, deja claro que tenemos una Contraloría inoperante, cuyo refrendo no ofrece ningún tipo de garantías.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

16 Ago 2017

Primer premio

7 8 9 4

DBDC

Serie: 14 Folio: 7

2o premio

6122

3er premio

5195

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código