DESIGUALDADES

El reino de la irracionalidad: Rogelio A. Saltarín R.

En este reino tener es más importante que ser. Cada cinco años se elige un rey o una reina. Resultan irrelevantes las virtudes morales, éticas, académicas, cívicas o políticas del candidato. En el reino de la irracionalidad el ganador será quien esté dispuesto a gastar más dinero para comprar publicidad, chicha fuerte y votos. Es un reino pequeño pero muy rico. El PIB para el año 2010 fue de 20 mil 682 millones de dólares. Con una población que no llega a los 3.5 millones de súbditos, tanta riqueza sería suficiente para vivir felices para siempre. Empero, la realidad es otra.

Casi el 40% de la población vive en estado de pobreza y más de medio millón de personas sobreviven día a día en la pobreza extrema. Aproximadamente unas 170 mil familias no tienen acceso al agua potable. Si bien la tasa de desempleo es una de las más bajas de la región, unos 50 mil niños, en vez de estar en la escuela, tienen que trabajar para llevar pan a sus casas.

Con tan marcados niveles de inequidad, se esperaba del monarca electo acciones para mejorar la calidad de vida de la población: escuelas, centros de salud, obras de infraestructura, primordialmente en áreas rurales para que el desarrollo se asome en esas regiones, y el fortalecimiento tanto de la administración de justicia como de las instituciones que fomenten la participación ciudadana. Pero donde reina la irracionalidad el sentido común sobra.

Como ministra de Educación se nombra a una periodista a quien sus buenas intenciones no le alcanzan para atender responsablemente la problemática educativa. En lugar de construir más escuelas, hospitales y carreteras, se pretende gastar casi 2 mil millones de dólares en obras cuya prioridad es cuestionada (torre financiera, compra de corredores y tercera etapa de cinta costera). Los nombramientos de magistrados de la CSJ, todos polémicos, de manera alguna garantizan la independencia que requiere ese órgano del Estado y el ministro de Seguridad advirtió desde el día uno que este reino no iba a cogobernar con la sociedad civil.

Como si tanta irracionalidad no fuera lo suficientemente exótica, despiden al ministro de Relaciones Exteriores, vicepresidente del reino, por su desacuerdo con la segunda vuelta electoral; sin embargo, los responsables de las muertes causadas por una bacteria hospitalaria y de la escandalosa concesión de terrenos millonarios propiedad del Estado, aún permanecen en sus puestos. ¡Qué locura! Pareciera estar lejos el final de los días de este reino, porque la fuente de toda esta irracionalidad es el voto irracional de sus súbditos. A cambio de promesas de empleo, bolsas de comida, alcohol, zinc y Carnaval, año tras año seguimos votando por locos, figuritas mediáticas, búfalos y patacones. Es un escenario perturbador, pero en el limen de la desesperanza todavía se escuchan voces desde la resistencia civilista que nos recuerdan que aún nos quedan pitos, pailas y el voto responsable para poder salir de esta pesadilla.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

23 Ago 2017

Primer premio

8 3 0 1

ACCD

Serie: 19 Folio: 11

2o premio

3552

3er premio

1426

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código