Destacado: 'La Prensa’ es finalista al premio Gabo 2017

SOCIEDAD CIVIL INSISTE EN QUE EL FUNCIONARIO DEBE SER INVESTIGADO Y SANCIONADO

´Cambio de Pérez, una burla´

A la alta oficialidad de la Policía Nacional no le sorprende que haya cambios en la institución y tampoco cuestiona la designación de Julio Moltó.

NUEVO JEFE. Julio Moltó, atrás del ministro Demetrio Papadimitriu, quien habla con los periodistas, tiene ahora la responsabilidad de dirigir la Policía Nacional. LA PRENSA NUEVO JEFE. Julio Moltó, atrás del ministro Demetrio Papadimitriu, quien habla con los periodistas, tiene ahora la responsabilidad de dirigir la Policía Nacional. LA PRENSA
NUEVO JEFE. Julio Moltó, atrás del ministro Demetrio Papadimitriu, quien habla con los periodistas, tiene ahora la responsabilidad de dirigir la Policía Nacional. LA PRENSA

Como una “burla para el país” fue calificada ayer por la sociedad civil la decisión del presidente, Ricardo Martinelli, de sacar a Gustavo Pérez de la Policía Nacional (PN) y nombrarlo jefe del Consejo de Seguridad.

Carlos Lee, presidente de la Alianza Ciudadana pro Justicia, dijo que, tal como solicitó el jueves de la pasada semana, la sociedad civil pide que Pérez sea investigado y sancionado, ya que al rechazar públicamente el proyecto de ley que pretendía la creación de una oficina única de asuntos internos para la fuerza pública, pasó por encima de su superior e impulsor de esa norma, el ministro de Seguridad, José Raúl Mulino, y desconoció una resolución del Gabinete aprobada el 28 de febrero pasado.

“Nuestro planteamiento es el mismo: Pérez debe ser investigado y procesado, porque violó la Constitución y la ley. Con sus declaraciones, que contravinieron una decisión del Consejo de Gabinete, cometió un hecho grave. Trasladarlo al Consejo de Seguridad es dejarlo dentro del sistema”, dijo.

Consideró que con la llegada de Pérez al Consejo de Seguridad la población debe estar más preocupada que con su estadía en la PN, ya que el primero de esos entes ha sido señalado por llevar una campaña de persecución y escuchas ilegales a políticos.

El constitucionalista Ernesto Cedeño calificó como un “error técnico” la nueva designación de Pérez, ya que, según explicó, este no puede asumir la secretaría ejecutiva del Consejo de Seguridad porque el artículo 24 del Decreto Ejecutivo 263 del 19 de marzo de 2010, que lo creó, establece entre los requisitos para el cargo la “reconocida probidad” de los aspirantes.

“Para todo el país es sabido que Gustavo Pérez ha sido cuestionado como flagelador de la Carta Magna, conforme a la aseveración de José Raúl Mulino y, a mi juicio, sí violó la Constitución al cuestionar la decisión del Gabinete”, dijo.

“La impresión que se ha dado es que en este país no hay democracia, que aquí el ´gorilismo´ manda. El director de la PN no ha sido un director que ha respetado la institucionalidad democrática y ha irrespetado no solo al Presidente, sino a todos los panameños que hemos luchado por la democracia”, dijo, a su vez, el exdirector del Consejo de Seguridad Javier Martínez Acha en la administración de Martín Torrijos. Un alto oficial de la PN, que pidió reserva de su nombre, opinó que los cambios en la entidad no son nuevos y que, de hecho, están acostumbrados a ellos y por tanto “nada nos sorprende”.

Sobre la llegada de Moltó, dijo que este es un “profesional completo y tiene una personalidad muy buena”.

Ámbito político

Para el vicepresidente, Juan Carlos Varela, el nombramiento de Moltó en la PN “es un mensaje equivocado al crimen organizado y a los maleantes”, porque “ha sido cuestionado por las escuchas ilegales”.

Según Varela, Moltó tendrá que responder ante la justicia por usar equipos que estaban destinados a combatir el crimen organizado y el narcotráfico, para grabaciones políticas.

“Es una rotación para seguir haciendo más de lo mismo, que es espionaje telefónico y manejo político de la fuerza pública, en vez de un manejo institucional. Es una ofensa a los oficiales de carrera que han estado comprometidos con la institucionalidad”, acotó.

Por su parte, el diputado y secretario general del panameñismo Alcibiades Vásquez opinó que “se ha perdido una bonita oportunidad para designar a un director de carrera en la PN, que debió salir del seno de la institución”.

El diputado de ese mismo colectivo José Isabel Blandón, en tanto, dijo que las nuevas designaciones en los estamentos de seguridad son síntoma de que el Presidente se ha quedado sin gente, ya que no hace cambios, sino rotaciones. “Es preocupante la designación de Moltó, ya que no tiene el currículo necesario y es además el supuesto responsable de las escuchas ilegales a opositores”, sostuvo.

Mientras, el presidente del Partido Revolucionario Democrático (PRD), Francisco Sánchez Cárdenas, calificó como un error del presidente Martinelli trasladar a Pérez al Consejo de Seguridad, al tiempo que expresó su temor de que pueda utilizar las escuchas telefónicas como arma política.

Opinó que la decisión de remover a Pérez de la PN fue acertada, ya que violentó normas constitucionales y legales al hacer declaraciones que no le competen.

No obstante, consideró que ponerlo en el Consejo de Seguridad “es un error”, puesto que ya este señor ha demostrado que no respeta ningún aspecto legal y el Consejo de Seguridad es un ente muy importante.

En cuanto a la crisis surgida por las diferencias entre Pérez y Mulino, el expresidente de la república Ernesto Pérez Balladares dijo no creer que la renuncia de este último genere inestabilidad en el gobierno, pero reconoció que sí crea un mal ejemplo de cómo no debe manejarse una situación difícil.

Para el precandidato presidencial Juan Carlos Navarro “el gobierno va de tumbo en tumbo”; mientras que para el también aspirante a la candidatura presidencial del PRD Samuel Lewis Navarro, la salida de Mulino “ha marcado un punto que debe llevarnos a todos a mantenernos atentos”.

A su vez, el analista político Edwin Cabrera opinó que haber cambiado a Pérez para el Consejo de Seguridad “no es un buen mensaje y menos aún cuando dijo que hablaba en representación de los otros dos estamentos de seguridad. No entiendo cómo Mulino reconsideraría, si igual van a coincidir ambos en ese Consejo”.

El enroque

La noticia sobre la salida de Pérez de la PN, su designación en el Consejo de Seguridad y su reemplazo por el hasta ayer director de este, Julio Moltó, fue anunciada por el presidente, Ricardo Martinelli, en un acto del Súper 99 la mañana de ayer.

Después, en la tarde, lo confirmó a través de un comunicado, en el que además explicó que el propósito de dichos cambios es “mantener el trabajo eficiente de los estamentos de seguridad”.

En la nota, sin embargo, no se dio información sobre el reemplazo del ministro de Seguridad, José Raúl Mulino, quien renunció el pasado viernes y dijo que entregaría el despacho el 15 de este mes.

Sobre esta salida, la ministra de Trabajo, Alma Cortés, dijo ayer que espera que Mulino reconsidere su renuncia. “[Mulino] es un hombre de posturas, de convicciones. Vamos a ver qué se va a analizar esta semana en el Consejo de Gabinete y ojalá el ministro Mulino, luego de que reciba las explicaciones correspondientes, pueda reconsiderar esa decisión”, indicó.

Sin embargo, fuentes cercanas a Mulino informaron que no está dispuesto a cambiar de opinión.

Pérez y Moltó, por su lado, no respondieron las llamadas que se les hicieron durante la tarde de ayer, para que dieran su opinión. (Con información de Eduardo Mendoza, Rafael Luna N., Elio Núñez, Isidro Rodríguez y Gustavo A. Aparicio)

De asesor a jefe de la Policía

Julio Moltó fue gerente de Mi Diario entre 2007 y 2009, y gerente de nuevos medios de Corporación La Prensa entre 1996 y 2007. Luego ocupó el cargo de asesor del Presidente, después de lo cual pasó al cargo de secretario del Consejo de Seguridad.

Fue criticado en febrero pasado por ordenar la suspensión de las comunicaciones durante las protestas indígenas, y se le señala por los pinchazos telefónicos.

Elio Núñez

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Rescatistas panameños se encuentran en México, con el objetivo de reforzar las labores de rescate y asistencia humanitaria.
Cortesía/Sinaproc

TRAS SISMO DE 7.1 GRADOS Panamá lidera uno de los equipos de rescate en México

Panamá lidera este jueves 21 de septiembre de 2017 uno de los grupos que –con el uso de equipo liviano– se encuentra apoyando las labores de búsqueda y rescate bajo los escombros de los edificios que colapsaron en la ciudad de México, tras el potente sismo de 7.1 grados ocurrido esta semana.

Así lo dio a conocer el director general del Sistema Nacional de Protección Civil (Sinaproc), José Donderis, quien detalló el apoyo que está brindando el grupo de socorristas panameños, conformado por 35 especialistas.

El equipo de rescatistas panameños participó este miércoles 20 de septiembre en tareas de rescate en estructura colapsadas en el área de Linda Vista, en la ciudad de México. Allí se localizaron tres cuerpos y este jueves acaban de ser reasignados a dos sectores más, contó Donderis.

 


"Esperamos localizar a personas con vida en las próximas 48 horas, ya las tareas de rescate en superficie terminaron", agregó el funcionario.

Donderis dijo también que se prepara a un segundo equipo USAR (Urban Search And Rescue) Panamá, que fue asignado al área entre las calles de Quéretaro y Medellín. Este equipo va a trabajar en conjunto con los bomberos del estado de Tijuana, detalló el jefe del Sinaproc.

Más de 50 sobrevivientes han sido rescatados de varios sitios de desastre en ciudad de México, desde que el sismo de magnitud 7.1 sacudió la tarde del martes el centro del país, dejando hasta ahora al menos 245 muertos y mil 900 heridos.



Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

20 Sep 2017

Primer premio

7 6 3 4

BAAB

Serie: 14 Folio: 4

2o premio

8739

3er premio

8290

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código