Casco Antiguo

DECLARACIÓN. El sitio fue declarado Patrimonio Histórico de la Humanidad por la Unesco en 1997. El Gobierno actual decidió extender la cinta costera bordeando el Casco Antiguo, aunque esto pueda sacar la mágica ciudad de la lista de patrimonios. LA PRENSA/Ana Rentería DECLARACIÓN. El sitio fue declarado Patrimonio Histórico de la Humanidad por la Unesco en 1997. El Gobierno actual decidió extender la cinta costera bordeando el Casco Antiguo, aunque esto pueda sacar la mágica ciudad de la lista de patrimonios. LA PRENSA/Ana Rentería
DECLARACIÓN. El sitio fue declarado Patrimonio Histórico de la Humanidad por la Unesco en 1997. El Gobierno actual decidió extender la cinta costera bordeando el Casco Antiguo, aunque esto pueda sacar la mágica ciudad de la lista de patrimonios. LA PRENSA/Ana Rentería

Al caminar por las calles del Casco Antiguo -o Casco Viejo, como también se le dice-  se siente el encanto, la magia y la grandeza de una historia y arquitectura que ha permanecido en sus estructuras y que le han valido para ser parte del  patrimonio de la humanidad, y que  atrae a muchos nacionales y extranjeros. Sentarse a comer un “raspao” (granizado) en la Plaza Mayor o tomarse una copa de sangría en la Plaza Bolívar es cautivador.  ¡Y qué decir de un atardecer soleado en Las Bóvedas!, repleta de turistas que buscan satisfacer su curiosidad por la  cultura.

EL ORIGEN

La historia del Casco Antiguose remonta al ataque del pirata Henry Morgan en 1671 a la ciudad de Panamá en Panamá Vieja.  “Se evaluaron a conciencia dos posibilidades; reconstruirla o reubicarla en un área más protegida naturalmente, con mayores posibilidades de defensa y con mejores características para ser una ciudad puerto”. Se optó por la última. La ciudad se trasladó con sus órdenes religiosas, sus calles y sus plazas en 1673, según el documento San Felipe- 90 años de fundación, publicado en 2005. Fue construida dentro de una muralla para su defensa,  que luego  fue derribada en 1856, “cuando las autoridades  estimaron que era tiempo de demoler parte de la muralla para hacer uso de las tierras que comprendían la explanada”.

La arquitectura del sitio está basado “en estilos arquitectónicos del siglo XIX e inicios del siglo XX, el más importante el neoclásico”, explica una  publicación de la Junta Comunal de San Felipe.

Las tendencias proceden de Francia, España e Italia. La italiana se aprecia en los principales edificios públicos: El Teatro Nacional, El Palacio de Gobierno y Justicia, La Corte Suprema de Justicia (actual Instituto de Arte y Cultura Inac). La Presidencia de la República era la casa de la marina con una fuente interna, cuyo estilo español predomina. 

El Casco Viejo fue declarado conjunto monumental en 1976 y  patrimonio histórico de la humanidad, en 1997, por la Ley 9 del 27 de agosto de 1997 bajo la administración del presidente de Panamá Ernesto Pérez Balladares.

EL NUEVO CASCO

El Casco ha cambiado mucho en 340 años de existencia. Sus primeros años fueron de lujo, pero a finales de la década de los 70  fue una zona abandonada y hasta peligrosa. Poco a poco el barrio ha sido reconstruido y ahora es el orgullo de muchos  panameños y también extranjeros. A Elpidio Mora, que  trabaja en la zona desde 1981, le ha tocado ver muchos de estos cambios. “Todavía habitaban  familias de estrato social bajo y medio”. Recuerda que los residentes usaban  canastas para “transportar los productos con una soga” desde los apartamentos más altos. Según Elpi   dio, el lugar ha perdido su esencia. “Tenemos un lugar que poco a poco va quedando sin personalidad, pues se va pareciendo a cualquier lugar turístico del mundo”. Ahora  los parques están llenos de paraguas, sillas y mesas y “los niños de las escuelas antes de entrar a clases tienen que ver el triste espectáculo de encontrar botellas vacías y colillas de cigarrillos a la puerta de sus escuelas”.

En la actualidad, “un inmueble en el Casco Antiguo puede costar $250 mil hasta $1 millón, solo por estar  en esta zona patrimonial” (“Martes Financiero”, La Prensa, 27/11/2009 . Hay unos 900 edificios de valor histórico y arquitectónico;  “el 87% de las propiedades es privado, un 11% del Gobierno y un 2% pertenece a la Iglesia católica”.

Es el caso de Danny Suaya, el dueño de Manolo Caracol, restaurante que ya tiene 13 años.  “La gente vive en comunidad, todos nos saludamos, hay solidaridad, compañerismo”. Tanto es su amor por el sitio que decidió mudarse allí hace tres años.

Gloria Smith  tiene 9 años de residir en el barrio y además es guía turística independiente. “Yo vivo la situación general del Casco, lo bueno, lo malo y lo feo”, dice sentada en una banca en la Plaza Mayor, frente a la Catedral Metropolitana. “En esta plaza hubo muchas gestas patrióticas”. Sebastián Paniza, arquitecto y residente de San Felipe desde antes de que fuera declarado Patrimonio Histórico de la Humanidad por la Unesco, cuenta que su casa perteneció a su abuelo. “Siempre tuve la intención de rehabilitarla para vivir en ella. Lo que más me llamó la atención [del Casco Antiguo] es su escala humana”.

Patricia Pinzón reside y se dedica al negocio de bienes raíces y restauraciones en la zona. Su familia es “casqueña” y desde pequeña se enamoró del Casco Antiguo. “Cada esquinita tiene un significado y un cuento amarrado a mi familia”. 

RESTAURACIONES

“Cuando me mudé ya el Casco Antiguo estaba muy deteriorado. Luego fue declarado Patrimonio Nacional y con unas normas y especificaciones mediante ley para su intervención se comienza a dar el movimiento de rehabilitación y restauración del barrio”, afirma Paniza, quien es arquitecto y director en Panamá del Consejo Internacional de Monumentos y Sitios (Icomos, por sus siglas en inglés).

Según Paniza al momento de mudarse observó cómo algunos inversionistas trabajaban en obras de rehabilitación de viviendas y “hasta este momento la inversión ha sido por parte de la empresa privada”.

La arquitecta Hildegarde Vásquez reside desde hace 17 años en el área,  es presidenta de al Fundación Calicanto y miembro de Icomos y Avaca “La restauración de un edificio consiste en hacer un análisis de la historia y establecer los procesos constructivos a utilizar para realzar la edificación en su estado original”, apunta.

La documentación puede ser a través de fotografías y libros de texto para poderlo traerlo a la actualidad. La arquitecta aclara que han habido rehabilitaciones (se coloca una estructura moderna sobre una existente) y restauraciones (se utilizan los métodos constructivos originales). Según la experta la Casa Góngora y el Arco Chato son buenos ejemplos de restauraciones. Pero la mayoría de los proyectos que hay en la zona son rehabilitaciones. “Los arquitectos que restauramos, tenemos que saber que vino alguien primero”. Según Vásquez,  no se ha llegado ni a un 50% de edificios restaurados en el Casco.

A su criterio, no es la restauración la que hace al edificio. “Restaurar un edificio para que esté vacío no es una buena restauración”, por eso el restaurador debe estar consciente del tipo de población y el respeto de la calidad de vida de las personas que allí habiten.

Para Gloria Smith el edificio La Reformada en Plaza Herrera es ejemplo de una restauración bien hecha. “Fue el primer edificio hecho en piso y concreto dentro de la República de Panamá”, cuenta la guía turística.

La vecina indica que será ubicado un hotel boutique que “ha sido restaurado de una manera dinámica”.   “Aquí hay restauraciones millonarias y hay muchas pendientes”. Entre otras menciona la del Arco Chato y la de la Compañía de Jesús, en calle 3a y Avenida A  y Calle 7, respectivamente.

LA PRESERVACIÓN

Hay un Manual de Normas y Procedimientos para la restauración del Casco Antiguo que es el Decreto ejecutivo 51 del 22 de abril de 2004 que rige todas las construcciones desde las aceras hasta los edificios. Hay cuatro categorías con diversos niveles de protección de 1 a 4. “Todos los edificios que caen en categoría 1,2 y 3 deben respetar las alturas existentes”. Significa que no se puede añadir más pisos. En la categoría 4 se incluyen los edificios construidos después de 1950 o los terrenos baldíos en los que se puede construir hasta  cuatro lozas. 

Hace un año comenzó el proyecto de Preservación de Patrimonio Histórico de la Ciudad de Panamá, que contempla la colocación de adoquines en el Casco Antiguo para recuperar las vías deterioradas.

Se reemplazará la red combinada de aguas servidas y pluviales, con  la construcción de drenajes pluviales y la adecuación del sistema de aguas servidas para la correcta evacuación hacia el Sistema de Saneamiento de la Ciudad y la Bahía de Panamá.

Este proyecto se realiza para  desarrollar el sistema de recolección y tratamiento de las aguas residuales de la ciudad de Panamá. El proyecto será inaugurado en  junio, según el ministro de Salud, Javier Díaz, La Prensa,  29/11/2012 .

Este diario trató de obtener la posición del Ministerio de Obras Públicas (MOP) mediante cinco correos electrónicos y cinco llamadas telefónicas, pero al cierre del reportaje no teníamos respuesta.

El pasado domingo 24 de marzo La Prensa comunicó que “los trabajos de preservación del patrimonio histórico en el Casco Antiguo que lleva a cabo el Ministerio de Obras Públicas (MOP), a través de la constructora Odebrecht, deben estar finalizados en noviembre de este año, informó el ministro de Obras Públicas, Jaime Ford”.

AFECTACIONES

A pesar de que los vecinos y residentes están al tanto de que estas obras serán para su beneficio, han generado malestar y pérdidas económicas. Ver La Prensa, 1/4/2012. Zaira Lombardo vive y tiene un comercio de artesanías en el Casco Antiguo. Mientras enciende una vela de citronela, para ahuyentar a los mosquitos, cuenta que “ama vivir en el Casco Antiguo, pero que este no es uno de sus mejores momentos”.

“Sabemos que es para el bien de todos, pero debieron haber tenido un plan de rescate para los comerciantes. Ha sido difícil; esto es un desastre, sin forma ni planeamiento, todo a lo loco”.

El propietario de Manolo Caracol dice que su negocio se vio afectado por meses mientras colocaron las vallas de construcción.

Ahora la calle en donde está su negocio fue abierta y “mejoró, pero sin llegar a los niveles de los años anteriores”. Dice que el gobierno debería hacer una campaña para invitar a las personas a que visiten “El Casco” y explicarles por cuáles calles entrar.

Wildford Lamastus es el dueño  de Café Bajareque y llegó desde Boquete para ofrecer productos de café boqueteño. Lamastus comenzó a trabajar en su proyecto y  recibió la noticia de que cerrarían las calles. “Estoy de acuerdo con todas las mejoras, pero se han demorado más de lo estimado”.

El comerciante ha perdido mucho dinero y ha mantenido el negocio con “su propio dinero”. Su esperanza está en que con las mejoras se incrementarán sus ventas. Sebastián Paniza explica que además de los comercios que han tenido que cerrar sus puertas, “el proyecto no se ha desarrollado de la mejor manera”. Entre otros defectos dice que los ladrillos “están puestos muy diferentes”. Hildergarde Vásquez está preocupada por estas calles de ladrillos. “No tienen ningún tipo de mortero ni unión, solo una arena que se corre con las lluvias”. Y lo ideal es que se construya con arena y un poco de cemento para que no se desplomen.

APOSTAR POR EL ARTE

“El Gobierno le da la mano a todos los Cascos Antiguos del mundo, pero aquí todo lo que tiene que ver con arte o cultura es secundario. No les interesa nada que tenga que ver con arte ni cultura”, explica Zaira Lombardo. 

Patrizia Pinzón añade que hay un plan maestro, “pero los planes funcionan con luces largas a 30 a 50 años. En un país como el nuestro el gobierno cambia cada 5 años y con eso el liderazgo de todas las instituciones y cada una viene con su librito”.

Al ser designado patrimonio,  Avaca (Asociación de Vecinos y Amigos de Casco Antiguo) ha trabajado de “generación en generación y de administración en administración” para revisar los parámetros de lo que se ha hecho y lo que se debía hacer.

Pinzón indica que fue difícil haber pasado de una administración que tenía historiadores y sociólogos a este grupo que “no tenía esas cualidades y que todavía  no ha entendido de qué se trata el trabajo”.

“La oficina del Casco Antiguo parece un fantasma, que no existiera”, se queja Zaira Lombardo. El trabajo de la oficina no es eficiente y no hay adónde llevar a los turistas. “En un lugar turístico es triste, y eso le toca la oficina del Casco Antiguo, para eso están allí”.

A su criterio las actividades que organiza esta entidad no son satisfactorias y los domingos se pone música inadecuada con el volumen muy alto, en lugar de algo representativo, folclórico.

Carlos Martínez, director ejecutivo de OCA, dice que esta es una “oficina técnica de apoyo y asesoría a los procesos de restauración y puesta en valor del sitio”. Comenta  que deben cumplir con ese objetivo y apoyarse en la Autoridad de Turismo y en la Policía de Turismo, “encargada de darle orientación y seguridad a quienes visitan el Centro Histórico”.

Además el mercado de las pulgas que se realiza los domingos “genera ingresos adicionales para los artesanos y no es una actividad bulliciosa”.

DÍA A DÍA

Los vecinos entrevistados coinciden en que uno de los principales problemas que enfrentan es la falta de estacionamientos, ya que en muchas ocasiones los servicios no quieren realizar instalaciones en sus casas o en los negocios los camiones no llegan a despachar mercancía.

Los únicos dos estacionamientos que se pueden ubicar es que el que está en frente del Teatro Nacional que cuesta 60 centavos la hora y el del mercado San Felipe Neri, que del corazón del Casco Antiguo puede tomar unos 15 minutos a pie.

El que está debajo del nuevo tramo en la avenida Eloy Alfaro tiene vehículos del Estado y hay policías del Servicio de Protección Institucional (SPI) que lo custodian.

“Me molesta ver los carros de los empleados públicos estacionados en donde no deben”, cuenta Suaya. Sugiere servicios de carros pequeños tipo golf que traigan a las personas dentro de la zona y estacionen sus carros afuera.

Otro problema que los afecta es la recolección de basura. Patricia Pinzón indica que Avaca ha colocado tanques de basura, lo que es “un beneficio para todos incluyendo a los ministerios y la Presidencia”.

También se han tenido que encargar de crear conciencia entre los residentes y los comerciantes para que depositen la basura donde es. “Esperemos que Odebrecth limpie y concluya los trabajos porque muchas veces no coordinan con el camión de la basura y se riega”, opina Pinzón.

Lesbia Machado, jefa de Proyectos Especiales de la Autoridad de Aseo indica que se han reunido en varias ocasiones con los dueños de comercios en donde les establecieron un horario para sacar la basura que es dos veces el día.  “Muchos comercios han sido multados por la mala deposición de la basura”.

La Autoridad de Aseo implementó un horario en San Felipe, “tenemos personal de recolección, otro que limpia las patas de los tanques y hay un funcionario que coloca veneno a los tanques para las moscas, hay inspectores cuidando el área”, apunta la funcionaria.

Por otro lado, Pinzón indica que han tenido que hacer operación de perros callejeros porque la gente va a dejar y abandonar mascotas allá.

Otra situación: los mosquitos y alimañas. “Fumigamos los parques porque las plazas están plagadas de pulgas y garrapatas, por lo que los dueños de mascotas tuvimos que hacerlo”, cuenta Pinzón.

“Hay edificios antiguos que se caen a pedazos y la oscuridad y humedad son escenarios perfectos para los mosquitos”, señala Zaira Lombrado. “Deberían fumigar mínimo cada dos semanas”.

Jorge Hassán, director de la Región Metropolitana de Salud, reconoció que en el Casco Antiguo se ha dado una proliferación de mosquitos Culex por el cambio de estación, “pero que ya se están tomando las medidas al respecto”. 

Hassán indica que se fumiga por la madrugada y la noche para bajar los índices de infestación.

A residentes como Gloria Smith y Sebastián Paniza, se les dificulta el transporte, ya que el nuevo sistema de Metrobus no pasa por las rutas. Para poder tomar un taxi hay que ir hasta las afueras. El secretario general de la Autoridad de Tránsito y Transporte Terrestre, Nicolás Brea, manifestó que en el Casco Antiguo existe una restricción por parte de Patrimonio Histórico para el paso de vehículos grandes que no es de ahora, sino que data desde el 2008.  Esta medida no era acata por el antiguo sistema de transporte, pero como ahora existe una mejor organización se está cumpliendo con lo estipulado y por eso se eliminó la ruta calle 12.

EXPECTATIVAS

A Danny Suaya le gustaría ver más visitantes en el Casco, sobre todo a panameños.  “Muchos no vienen por la falta de estacionamientos o porque dicen que no es seguro”. A Gloria le gustaría ver programas para la tercera edad “hay muchos ancianos en la desidia”. La Casa La Boyacá se restauró para alquilarla a las personas de la tercera edad que pagan una mensualidad simbólica. “Pero hoy está siendo habitada no solo para esas personas. Además debería haber una enfermera o un doctor que vaya dos veces a la semana”, destaca.

También sugiere que las autoridades realicen más actividades por la niñez. A Vázquez le gustaría que se designaran más edificaciones para viviendas de interés social. “Necesitamos más en el Casco Antiguo”.

SEGURIDAD

Los residentes se sienten seguros. “Se ha incrementado muchísimo; en la actualidad el gobierno ha destinado a los miembros del SPI estar las 24 horas en el área. En Panamá es el área más segura”; dice Sebastián Paniza. “La seguridad es excelentemente buena”, sostiene Suaya. Cuenta que antes de que la zona fuera declarada Patrimonio Histórico de la Humanidad sí era una zona “anaranjada”.  Suaya dice que otro asunto que pudiera ser corregido son los “bien cuidaos”, y que no deben permitir que estén por las calles acosando o molestando a los visitantes.

SITIOS HISTÓRICOS

Gloria Smith, como guía turística, recomienda la Iglesia de la Merced, aparte de lo místico de misas recomienda las horas santas de los lunes. Además de los museos que tienen actas de nacimiento, bautizos, matrimonios y defunciones de personalidades como Tomás Herrera, el acta de matrimonio de Manuel Amador Guerrero y el acta de matrimonio del poeta Ricardo Miró. También se destacan objetos pertenecientes a la iglesia católica de Panamá Viejo. La Iglesia San José con su altar de oro, la Plaza Herrera y la Catedral Metropolitana, aunque sus puertas cerraron con las restauraciones. Entre otras atracciones que tiene la segunda ciudad de Panamá están la Plaza Bolívar en donde hay una gran cantidad de restaurantes, la Plaza de Francia y el Paseo Esteban Huertas.

Los edificios oficiales son el Palacio Presidencial o Palacio de las Garzas, Palacio Nacional de Gobierno y Justicia, (actual Inac), Palacio Bolívar, Teatro Nacional, Casa de la Municipalidad y el Museo del Canal Interoceánico de Panamá.

Los edificios civiles con patio interno son la Casa Góngora, la Casa Boyacá, la Casa Arillaga Arechua, Casa de los Monogramas, Casa de San Francisco, Casa Art Decó, Condominio Paseo las Bóvedas, Mansión Obarrio y Museo Endara.

Entre los monumentos religiosos están la Iglesia de San José, Iglesia de San Francisco de Asís, Iglesia de San Felipe de Neri, Iglesia de Santana, Compañía de Jesús, Convento de Santo Domingo y el Arco Chato.

SENSIBILIZADOS

Vale la pena destacar que en Casco Antiguo hay varias agrupaciones dedicadas a realizar actividades para beneficiar a los residentes. Entre ellas está Calicanto cuya misión es salvaguardar el Patrimonio Histórico y Humano del Casco Antiguo y la Asociación de Vecinos y Amigos del Casco Antiguo (Avaca), que coloca tanques de basura pintados por artistas nacionales, organiza limpieza de calles y playas, campañas educativas con las escuelas. Y la OCA que realiza diversas actividades entre ellas escuela para padres de familia en sus oficinas.

DE INTERÉS

El Hospital más cercano es el Santo Tomás y el supermercado Rey de Plaza Amador  y El Machetazo de Santa Ana. La estación de bomberos más cercana es la Juan Antonio Guizado o estación N°2 Panamá centro, en Plaza Amador, frente al Supermercado Rey.

Hay una estación de policía en el antiguo Deni y un centro de Salud al lado de la Catedral Metropolitana.

Con información de Ohiginnis Arcia y Didier Gil.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

20 Sep 2017

Primer premio

7 6 3 4

BAAB

Serie: 14 Folio: 4

2o premio

8739

3er premio

8290

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código