COMITÉ DEL CONSEJO DE SEGURIDAD DE LA ONU EXAMINA CASO DEL BUQUE NORCOREANO

Cuba deberá acatar sanción

Un portavoz de la ONU explicó que si se confirma que en la carga había armas o materiales afines, se estará en presencia de una violación del embargo.
HALLAZGO. Otros dos contenedores fueron localizados bajo la gigantesca carga de azúcar. LA PRENSA/Bienvenido Velasco HALLAZGO. Otros dos contenedores fueron localizados bajo la gigantesca carga de azúcar. LA PRENSA/Bienvenido Velasco
HALLAZGO. Otros dos contenedores fueron localizados bajo la gigantesca carga de azúcar. LA PRENSA/Bienvenido Velasco

Aunque eventualmente podría plantear una controversia ante el sistema de la Organización de Naciones Unidas (ONU), el Gobierno de Cuba estaría obligado a cumplir toda resolución que adopte el Consejo de Seguridad si este determina que violó el embargo de armas impuesto a Corea del Norte con el envío al régimen de Pyongyang del cargamento bélico hallado este lunes en el buque Chong Chon Gang, detenido en el país.

Así lo explicó ayer a este diario Marcelo Kohen, miembro asociado del Instituto de Derecho Internacional y profesor de derecho internacional en el Instituto Universitario de Altos Estudios Internacionales y Desarrollo en Ginebra, a quien se consultó sobre el procedimiento que se seguiría en el caso de que la ONU determine que Cuba violó el referido embargo.

Kohen, que ha sido abogado y defensor de varios Estados ante la Corte Internacional de Justicia, detalló que el organismo del sistema de Naciones Unidas encargado de revisar el caso es el Consejo de Seguridad, que tiene un grupo de expertos en la materia y además creó un comité de seguimiento a las sanciones impuestas a los países miembros, entre estos, Corea del Norte.

“Es el Consejo de Seguridad el que podrá determinar si Cuba respetó o no las resoluciones y las medidas a tomar al respecto”, indicó. “Lógicamente, Cuba puede estimar que no incumplió tales resoluciones y podría surgir una controversia entre Cuba y las Naciones Unidas si el Consejo de Seguridad estima lo contrario”, acotó.

En el caso de que se plantee una controversia, precisó que “no hay mecanismos judiciales abiertos para resolver la cuestión”, por lo que, como se dijo, Cuba estará obligada a acatar el dictamen del Consejo de Seguridad.

Kohen citó que las resoluciones inherentes al caso de Corea del Norte son las siguientes: 1718, del año 2006; 1874, de 2009; y 2087 y 2094, de 2013, todas del Consejo de Seguridad.

Conforme al contenido de estas resoluciones, explicó que Panamá tenía derecho a actuar como lo hizo.

De hecho, la primera de esas resoluciones insta a todos los países miembros de la ONU a “inspeccionar la carga que circule ´hacia o desde´ Corea del Norte, entre otras medidas de cooperación para hacer cumplir las sanciones a Pyongyang por su desarrollo nuclear”, según publicó ayer el diario El País de España.

El periódico español citó un informe elaborado por la Cancillería panameña y divulgado ayer en conferencia de prensa –a la que este diario no fue convocado– por el titular de esa cartera, Fernando Núñez Fábrega.

De acuerdo con el referido informe, elaborado, según El País, por la Dirección General de Asuntos Jurídicos y Tratados de la Cancillería, Panamá estaba obligada a revisar la carga del buque norcoreano.

El informe cita las cuatro resoluciones citadas por Kohen, y explica que estas instan a Corea del Norte a que “abandone todas las armas nucleares y los programas nucleares existentes de manera completa, verificable e irreversible” y acate las obligaciones para la no proliferación de armas nucleares.

Detalla que la resolución de 2006 señala que todos los Estados miembros de la ONU “deben impedir el suministro, la venta o la transferencia directa e indirecta a Corea del Norte a través de sus territorios de todos los carros de combate, vehículos blindados, naves de guerra, aeronaves, sistemas de artillería de gran calibre, misiles o sistemas de misiles y piezas de repuesto, en un listado de armas convencionales y materiales”.

La de 2009, en cambio, exhorta a los integrantes de la ONU a “que inspeccionen”, en sus puertos marítimos, terrestres y aéreos, “toda la carga que esté destinada” a Corea del Norte o que “proceda de ese país”, en caso de que el Estado tenga “información que ofrezca motivos para creer que la carga contiene artículos cuyo suministro, venta, transferencia o exportación se prohíba” en las resoluciones previas del foro mundial.

Según El País, el canciller Núñez Fábrega dijo en la conferencia de prensa que “el problema de los cubanos es que quizá no vieron al principio el riesgo que estaban traspasando a otra nación. Estuvimos en diálogo con autoridades cubanas. Ellos simplemente quizá no vieron el peligro que estaban ocasionando a naciones amigas”.

Aclaró que “aquí no ha habido un problema entre Panamá y Cuba. El problema es que al mandar esa carga no declarada en una nave coreana, a través de las aguas panameñas, obviamente se ha tenido que interceptar en cumplimiento” del mandato de la ONU.

JURISDICCIÓN

Al referirse al caso de la embarcación norcoreana Chong Chon Gang, el embajador británico ante la ONU, Mark Lyall Grant, informó ayer a través de su cuenta de Twitter que, en efecto, como lo planteó Cohen, será el comité de sanciones del Consejo de Seguridad el que examinará el caso, informó la agencia de noticias Reuters.

“Gracias al buen trabajo de Panamá, el comité de sanciones de la ONU examinará lo que parece un cargamento ilegal de armas cubanas a Corea del Norte”, dijo.

El pasado miércoles, el embajador Lyall declaró a la agencia AP que “cualquier transferencia de armas a Corea del Norte, por cualquier razón, violaría las sanciones. Por lo tanto, hay que resolver varios interrogantes”.

A su vez, el portavoz de la ONU, Martin Nesirky, indicó que “si se confirma que el buque transportaba armas y/o materiales afines, y el envío era parte de una compra o venta, a o desde la República Popular Democrática de Corea, entonces eso sería ciertamente una violación del régimen de sanciones en relación con ese país”.

La intervención del Consejo de Seguridad en el caso fue solicitada por Panamá, el pasado martes, en una reunión a la que asistió la representación diplomática del país ante la ONU, encabezada por el embajador Pablo Thalassinos.

Por su parte, el ministro de Seguridad, José Raúl Mulino, confirmó el pasado miércoles que en caso de que el Consejo de Seguridad determine que hubo una violación a las resoluciones de la ONU inherentes a Corea del Norte, ese foro diplomático internacional tomará el caso y Panamá acatará cualquier dictamen que se establezca.

Cuba admitió que el material bélico hallado en el buque norcoreano –formado, entre otros, por dos aviones MIG-21, 9 cohetes y 15 motores de avión– es de su propiedad y era enviado a Corea del Norte para su actualización y devolución.

El Gobierno de Pyongyang, a su vez, reaccionó el miércoles y afirmó que los equipos forman parte de una transacción lícita, por lo que Panamá debe, a la brevedad posible, devolver la embarcación y la carga, y liberar a la tripulación.

Sobre el destino de la carga, sin embargo, el expresidente de Colombia Álvaro Uribe informó ayer, a través de su cuenta de Twitter, que maneja una información según la cual el cargamento no iba a Corea del Norte, sino a Ecuador, y que una parte se quedaría en su país.

Mientras tanto, Marie Harf, portavoz del Departamento de Estado de Estados Unidos, declaró ayer en conferencia de prensa que, aunque el Gobierno de su país desea hablar del caso a la brevedad posible con las autoridades cubanas, no ve el incidente como un asunto bilateral con la isla caribeña.

“No vemos esto como un asunto entre Estados Unidos y Cuba, sino que estamos centrados en que puede haber una violación potencial de sanciones del Consejo de Seguridad a Corea del Norte”, explicó.

ESTATUS

En cuanto a la situación de los 35 miembros de la tripulación, el fiscal primero de Drogas, Javier Caraballo, informó que todos los marinos siguen detenidos en la base del Servicio Nacional Aeronaval de Sherman, tras ser acusados de delitos contra la seguridad colectiva.

Reiteró que la investigación es incipiente y por tanto no se descarta que sean halladas drogas en la nave.

“Los norcoreanos se acogieron a su derecho de no hablar cuando tuvieron su oportunidad, incluso, contando con la asistencia de abogados”, afirmó tras reunirse con Mulino.

Según Reuters, el ministro también se reunió la mañana de ayer con el embajador de Corea del Sur, Cho Byoung-lip, quien, sin embargo, prefirió no dar declaraciones a los periodistas con el argumento de que la investigación está en proceso.

En cuanto a la inspección, fuentes judiciales informaron que ayer fueron descubiertos otros dos contenedores, cuyo contenido, empero, no fue revelado.

Las fuentes aclararon que estos dos contenedores no fueron revisados, debido a la fuerte lluvia que azotó ayer la costa atlántica, que además complicó las labores de acarreo de los 250 mil quintales de azúcar que cubren los equipos bélicos cubanos.

Mulino, que estuvo en parte de la inspección en horas de la tarde, tuiteó: “por mal tiempo en Colón, se retrasó labor en barco NC. Nada nuevo q informar. Solo se ha bajado más azúcar. No conf d prensa”.

A su salida del puerto de Manzanillo, esquivó a los periodistas locales y extranjeros que le esperaban afuera.

(Con información de Elio Núñez).

 ´Se alteraron al ir hacia el puerto´

La tripulación del buque norcoreano Chong Chon Gang nunca pensó que las autoridades panameñas descubrirían la carga que llevaba oculta debajo de 250 mil quintales de azúcar y por ello no opuso resistencia al abordaje de la nave.

Ramón López, jefe de Operaciones del Servicio Nacional Aeronaval (Senan), contó a la agencia de noticias AP que la operación de abordaje comenzó el miércoles 10 de julio, cuando el buque estaba a 14.8 kilómetros al norte del rompeolas de Colón.

Uniformados del Senan y funcionarios de la Fiscalía Primera de Drogas fueron los primeros en abordar, con información previa aportada por los servicios de inteligencia de Estados Unidos, que daban cuenta de que el buque llevaba drogas.

En los tres primeros días de inspección, sin embargo, los funcionarios no encontraron nada, aunque, según López, había “algo extraño” en el manifiesto, “que no nos decía qué tipo de carga llevaba”.

Frente a esa situación, la fiscalía ordenó llevar el buque a puerto el día sábado, y entonces comenzaron los problemas. “Desde que les dijimos que nos íbamos a mover a puerto, desconectaron el sistema eléctrico del barco [y] tuvimos que cortar el ancla [para poder desplazar el buque], porque ellos no estaban colaborando”, agregó el comisionado.

Según el funcionario, el capitán del navío fue el que causó el momento de mayor tensión, pues, de repente, entró a un baño y al salir amenazó con suicidarse cortándose el cuello con una –navaja. “Se hizo una pequeña cortada en el cuello, que fue más un rozón [...] Había un cabo nuestro al lado y pudo neutralizarlo y evitar que pasara a mayores [...]. Fue en ese momento cuando los otros marineros se alteraron y amotinaron, por lo que tuvimos que separarlos”, explicó.

Y mientras llevaban al capitán al hospital de Colón, el resto de la tripulación –integrada por 34 marinos norcoreanos– “se puso a gritar y a golpear la mesa, las paredes del barco, como exigiendo que los liberáramos [...] Pero no estaban esposados ni detenidos. Los habíamos separado por seguridad”.

López afirmó que en ningún momento hubo violencia contra el capitán, como denunció el Gobierno de Corea del Norte este miércoles en un comunicado.

Ya en el puerto de Manzanillo, los tripulantes fueron llevados al antiguo fuerte Sherman, donde opera una base del Senan, con excepción de dos, que quedaron a bordo de la nave para que fueran testigos.

Pero antes de llevar el buque al puerto, los funcionarios descubrieron una plancha de metal en una de las bodegas, debajo de la cual fue hallado el equipo bélico.

Rafael Luna Noguera

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia S.A.

Ediciones anteriores

Loteria nacional

21 Dic 2014

Primer premio

1 5 0 9

DDBC

Serie: 18 Folio: 10

2o premio

8354

3er premio

8458