15 personas han muerto desde que apareció la enfermedad en 1993

´Dengue grave´ amenaza a 400 mil panameños

El Minsa tiene bajo observación seis casos sospechosos de dengue hemorrágico o ´grave´. Un niño de ocho años falleció por este mal.
/deploy/DATA/laprensa/BBTFile/0/2014/12/03/0_201412039rbk3C.jpg /deploy/DATA/laprensa/BBTFile/0/2014/12/03/0_201412039rbk3C.jpg
/deploy/DATA/laprensa/BBTFile/0/2014/12/03/0_201412039rbk3C.jpg

Unos 400 mil habitantes están en riesgo de contraer dengue “grave”, “complicado” o hemorrágico, según informes del Ministerio de Salud (Minsa).

La cifra se desprende de la cantidad de personas que han contraído la enfermedad desde que apareció el mal en 1993 hasta la fecha, y por la proporción de afectados que la pudieron padecer, pero no presentaron síntomas. Si esas personas son picadas por un mosquito, tienen una alta probabilidad de contraer la enfermedad en su forma más grave, que puede ser letal.

Los informes del Minsa revelan que en los últimos 18 años se han confirmado 41 mil casos de dengue, de los cuales 99 han sido graves. Además, indican que por cada caso confirmado, 10 personas pudieron padecer la enfermedad sin presentar síntomas.

El primer caso de dengue hemorrágico de este año se presentó en la comunidad 24 de Diciembre, donde un niño de ocho años murió por esta enfermedad.

Mientras, el Instituto Conmemorativo Gorgas de Estudios de la Salud investiga la muerte de otra persona por esta causa, que vivía en San Miguelito.

A estos se suman cinco casos sospechosos que son monitoreados por las autoridades de Salud.

Itza Barahona de Mosca, epidemióloga del Minsa, explicó que el riesgo de contraer dengue “grave o complicado” aumentó debido a la circulación de tres de los cuatro virus del dengue (1, 2 y 3).

El año pasado, cuando se presentaron 180 casos confirmados de la enfermedad, circulaban los tipos de dengue 1 y 3, mientras que este año se incorporó el virus 2, el cual tenía seis años de no aparecer en el país.

En 2005, cuando se registraron 5 mil 482 casos de dengue clásico y siete de dengue hemorrágico, circuló el dengue 2.

El año en que se presentó la mayor cantidad de casos fue en 2009, con 7 mil 469 casos, de los cuales 46 fueron fueron graves y fallecieron siete personas.

Este año, hasta la fecha, indicó Barahona de Mosca, se han confirmado 240 casos de dengue clásico; de estos, uno ha sido complicado, un segundo está en investigación y otros cinco son casos sospechosos.

La funcionaria explicó que esta es la época del año en que aumentan los casos de dengue, producto del inicio de las lluvias, sin embargo, le preocupa el incrementó de “casos sospechosos complicados”.

Según informó, ya no se va a hablar de casos de dengue hemorrágico, sino de dengue grave o complicado, porque se ha comprobado que no siempre los casos graves vienen acompañados de hemorragias visibles, sino que pueden tener síndrome de shock por dengue u otras complicaciones.

Explicó que antes se hablaba de dengue clásico, dengue grave y síndrome de shock por dengue.

Sin embargo, como en América, y particularmente en Panamá, son pocos los casos de dengue hemorrágico –15 desde que apareció la enfermedad en 1993– se cambió la denominación para llamar la atención de la población y el personal de Salud para que la gente no espere a que haya sangrado para acudir al médico, debido a que la atención oportuna salva vidas.

SIGNOS DE ALARMA

La funcionaria indicó que los síntomas del dengue clásico son dolor de cabeza, dolor muscular, dolor en el globo ocular y en todos los huesos.

Pero indicó que si a estos síntomas los acompaña un dolor abdominal, parecido al “dolor de yegua”, fiebre que cesa de repente y la persona está fría, decaimiento, hinchazón de alguna articulación o si la persona se agita sin estar resfriada, hay que dirigirse, sin importar la hora, a un centro de atención médica.

PREVENCIÓN

Algis Torres, director de la Región de Salud de San Miguelito, Las Cumbres y Chilibre, y Jorge Hassán, jefe de la Región Metropolitana de Salud, indicaron que las campañas de prevención y control del dengue no tienen ningún efecto si la población no coopera con la eliminación de los criaderos del mosquito Aedes aegypti.

Torres indicó que de nada vale que se fumigue y se eliminen los vectores adultos, si las personas insisten en tener criaderos del mosquito transmisor del dengue.

Eduardo Sanjur, jefe de control de vectores de Boca la Caja, señaló que la mayoría de los criaderos del mosquito están en los medidores de agua que tienen fuga, en los floreros y en los platos que se colocan debajo de los maceteros para evitar que las plantas al ser regadas mojen el piso.

En tanto, el exministro de Salud Fernando Gracia señaló que ningún país está en condiciones de soportar una epidemia de dengue complicado, porque no se cuenta con la cantidad de salas de cuidados intensivos necesarios para brindar la atención médica. Agregó que las campañas de prevención deben ser permanentes y constantes cuando se está pasando de la estación seca a la lluviosa. “Sin embargo, el tema del control del vector es una responsabilidad compartida entre la sociedad y el Minsa”.

Barahona de Mosca, epidemióloga del Minsa, explicó que el 90% de la responsabilidad de eliminar los criaderos recae en la población.

Por su lado, el infectólogo e investigador Xavier Sáez- Llorens manifestó que lo que se ha descuidado es el mensaje permanente a la población, a través de los medios de comunicación.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Directorio de Comercios

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Loteria nacional

26 Mar 2017

Primer premio

5 5 2 9

ADAA

Serie: 4 Folio: 3

2o premio

1396

3er premio

7855

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código