SISTEMA DE SALUD PÚBLICO

Hospital Docente no cumple su objetivo

Además de brindar servicios médicos, el Hospital Regional Docente 24 de Diciembre debía capacitar a futuros médicos, pero no es así.

Además de que los pobladores del este de la capital recibieran atención médica, la idea era que los futuros galenos de Panamá contaran con un lugar muy práctico para su aprendizaje.

Con esos dos objetivos fue construido el Hospital Regional Docente 24 de Diciembre, abierto al público el 21 de febrero de 2011, sin embargo un año después la historia es otra: no funciona en un 100% y los estudiantes de medicina no pueden hacer sus prácticas allí.

En la Facultad de Medicina de la Universidad de Panamá (UP) son conscientes de ello, sobre todo porque tanto las autoridades de Salud como las universitarias firmaron un convenio para poner en marcha lo que sería el proyecto más ambicioso en docencia médica dentro de un nosocomio.

Enrique Mendoza, decano de la Facultad de Medicina de la UP, así lo reconoce. “El Hospital Regional Docente de la 24 de Diciembre todavía no ha expresado su potencial como institución de entrenamiento de estudiantes de medicina y de internos y residentes”, manifestó el decano de la facultad.

Las razones, según él, radican en que el hospital no está funcionando a su máxima capacidad de salas y servicios, y además parece tener un déficit de médicos especialistas y enfermeras. También está el hecho de que falta la reglamentación de la ley que creó el hospital.

Hay que recordar que en 2010 la Asamblea Nacional, mediante la Ley No. 77 del 15 de noviembre, aprobó la creación del Hospital Regional Docente 24 de Diciembre como entidad de gestión pública bajo la dependencia del Ministerio de Salud (Minsa).

No obstante, dicha norma no se ha reglamentado como cuestionan las autoridades universitarias.

Dentro de la ley se contempló un comité de gestión del nosocomio, el cual estaba presidido por el ministro de Salud Franklin Vergara, así como otros integrantes: el rector de la UP, Gustavo García de Paredes; el director de la Caja de Seguro Social, Guillermo Sáez Llorens; Asamblea Nacional, Club de Leones de Panamá Este y otros.

De acuerdo con Mendoza, se requiere de que este hospital funcione a su máxima expresión clínica y quirúrgica, para que los estudiantes aprendan y se cumpla con la función docente.

Es decir, las salas y servicios deben estar funcionando a su máxima capacidad con los funcionarios médicos y de enfermería que amerita y debe haber liderazgo académico, clínico y de gerencia en las autoridades designadas.

Las autoridades universitarias sostienen que el problema no es de estructura, ya que el hospital docente tiene auditorios y aulas de clases, salas de hospitalización y quirófanos, así como consultorios para la consulta externa y cuarto de urgencias. Solo le faltaría una biblioteca virtual, detallan.

En ese sentido, plantean que con la crisis de la bacteria KPC y la suspensión de las cirugías en el Complejo Hospitalario Metropolitano se perdieron tres meses de entrenamiento para los médicos residentes quirúrgicos.

Por lo que de estar funcionando como hospital docente el de 24 de Diciembre se hubiera evitado ese vacío en el cumplimiento de los programas de las residencias quirúrgicas.

“Aproximadamente 3 mil estudiantes de las Facultades de las Ciencias de la Salud de la Universidad de Panamá se beneficiarían con el hospital. Es de urgencia que este hospital adquiera su carácter docente”, concluyó Mendoza.

A finales de 2011 la entonces directora, Raquel Gutiérrez de Mock, dijo que el nosocomio funcionaba en un 30% porque carecían de personal médico y de enfermería necesario para ponerlo en marcha en un 100%. Además porque necesitaban un presupuesto aproximado de entre $27 millones y $40 millones anules. Para el año 2011 solo recibieron $6 millones.

En Minsa dieron sus excusas, aunque el director general de Salud, Eduardo Lucas Mora, reconoció que sí hay atrasos en la implementación del plan docente para el mencionado hospital.

Mora explicó que hace poco conversaron con representantes de la Facultad de Medicina de la UP, y solo están a la espera de que empiecen las clases en el centro de enseñanza superior.

“Es cierto, el año pasado la rotación no se hizo efectiva, pero este año sí se hará”, agregó el funcionario sobre el centro hospitalario de segundo nivel de complejidad que cuenta con 257 camas.

El director general de Salud recordó que mientras se construía el hospital no se planificó en cuanto a la formación de recursos médicos especialistas, laboratoristas y enfermeras que allí trabajarían.

“Se practica todo tipo de atención, pero no en un 100%. Estamos en más de un 50% por ciento de la capacidad del hospital. Y dependerá mucho de la contratación del recurso humano para llegar a un nivel óptimo”, acotó Mora, quien calcula que faltan 12 enfermeras y tres médicos internistas en ese centro de atención.

En la actualidad los hospitales docentes son: Santo Tomás, el Complejo Hospitalario Arnulfo Arias Madrid, Hospital del Niño, el Instituto de Salud Mental y el de Especialidades Pediátricas en Panamá. En Chiriquí, José Domingo de Obaldía, y en Colón, el hospital Manuel Amador Guerrero.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

23 Ago 2017

Primer premio

8 3 0 1

ACCD

Serie: 19 Folio: 11

2o premio

3552

3er premio

1426

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código