NUEVA FORMA DE OÍR

Larga y silenciosa espera por un implante coclear

En la Caja de Seguro Social, 60 pacientes esperan por una cirugía coclear. Hay niños enla lista desde junio de 2012.

Miguel de Jesús Miranda es un niño de dos años y siete meses que ya enfrenta, junto con sus padres, un obstáculo difícil: aprender a vivir en un ambiente de silencio, ya que padece sordera profunda y requiere de un implante coclear.

Su madre Dionisia de Miranda cuenta que, a los seis meses de nacido, a Miguel de Jesús se le diagnosticó deficiencia auditiva, y desde entonces lo lleva a terapias de estimulación.

Es la segunda vez que Dionisia vive esta situación, pues su primer hijo Francisco –que actualmente tiene ocho años–, también es sordo. En 2010 fue operado en Chitré, provincia de Herrera, y gracias a donaciones logró obtener el implante coclear, porque para aquel tiempo esa cirugía no era parte de los servicios que cubría la Caja de Seguro Social (CSS).

Ahora la entidad tiene el programa de implante coclear, pero Miguel de Jesús está en lista de espera.

Él es el número 53 desde el 14 de junio de 2012, cuando fue recomendado para practicarse una cirugía de implante coclear en el hospital de Especialidades Pediátricas (HEP) de la CSS.

“Dos años han transcurrido y aún no lo han llamado para la operación”, dijo su madre, que explicó que en ese tiempo ha debido actualizar los exámenes médicos de su hijo, entre ellos, los auditivos y las resonancias magnéticas.

Además, el pequeño recibe terapia dos veces a la semana en un centro privado y en los próximos días asistirá al Centro de Orientación Infantil del Instituto Panameño de Habilitación Especial (IPHE), para empezar a compartir con otros niños oyentes.

Carrera contrarreloj

Se estima que el listado de espera en la CSS para un implante coclear ya sobrepasa los 60 pacientes.

La institución reanudó las operaciones en el interior del país en 2010, luego de casi siete años de suspendidas. En 2011 comenzó con el programa de implante coclear en el HEP, y en esa ocasión operaron a 10 niños menores de cinco años.

Sin embargo, los padres de familia mantienen una carrera contra el tiempo, ya que los infantes deben hacerse la cirugía antes de los cinco años para lograr que el desarrollo del lenguaje sea más efectivo.

Información contenida en ww.css.org.pa indica que los implantes cocleares son más efectivos cuando se instala el dispositivo antes de los cinco años, porque el desarrollo del lenguaje es mejor.

“La colocación del implante se debe hacer antes de una edad aproximada de 5-6 años, ya que el cerebro dispone de una alta capacidad de aprendizaje, que ocurre a la edad de cinco años para abajo”, se explica.

Con el implante, el niño puede desarrollar el habla casi como uno normal, si continúa con las terapias de estimulación auditiva.

De acuerdo con el censo de la Contraloría General de la República, en Panamá, el 11.3% de la población tiene algún tipo de discapacidad. De esa cantidad, el 3.2% tiene pérdidas auditivas, con rangos de media a leve y moderada. La cifra representa unas 38 mil personas sordas.

Requisitos

Para optar por un implante, el niño primero debe contar con el diagnóstico de un otorrinolaringólogo en el que se establezca que padece sordera profunda.

La jefa de servicios de salud de la Fundación Oír es Vivir, Ivis Reina, explicó que se hace un tamizaje auditivo –prueba aplicada al infante en el primer mes de vida– para conocer si tiene algún daño coclear.

En la fundación, desde 2008 se han realizado más de 9 mil tamizajes auditivos, es decir, un promedio de mil 500 por año.

Otro requisito para ser beneficiado es que el paciente haya utilizado audífonos, por lo menos durante seis meses, y haber recibido estimulación auditiva continua, ya que debe ir acostumbrándose a los sonidos.

“Una persona que nunca ha escuchado, es difícil que este tipo de dispositivo le funcione, por lo que se recomienda que entre más pequeño es el niño para la cirugía, mejores son los resultados en el desarrollo del lenguaje”, detalló Reina.

Una vez concluya la operación, el paciente sale del quirófano sin escuchar. Un mes después el dispositivo es encendido y allí empieza la tarea de los padres en mantener al menor en terapia; por lo menos, cinco clases por semana.

El implante del dispositivo se hace mediante una cirugía. El equipo consta de dos componentes; el interno (que se instala dentro del hueso mastoides, detrás de la oreja) y el otro es externo, que consiste en un micrófono con procesador y transmisor (ver infografía).

CSS rinde pocos datos

La información divulgada por la CSS sobre el programa de implante coclear que se impulsa en el HEP es escasa.

Lizka Richards, directora nacional de Prestaciones Médicas y Servicios de la CSS, manifestó que se han adquirido varios equipos para implante coclear; sin embargo, no precisó la inversión ni la cantidad de dispositivos comprados.

A pesar de que el programa se retomó hace cuatro años, hasta la fecha solo 15 niños han sido operados, según un informe publicado en la web de la institución.

Richards expresó que las intervenciones se hacen especialmente a niños, porque reciben mayores beneficios con el implante. En el caso de un adulto, los resultados son distintos porque su cerebro ya está desarrollado.

A nivel de los hospitales privados, la cirugía de implante coclear puede tener un costo superior a los $32 mil. Solo el dispositivo cuesta alrededor de $25 mil.

Adicional, el padre debe invertir en el mantenimiento del equipo mediante la compra de una garantía a la compañía proveedora, que puede rondar los $1,200 anual, y en las terapias que, en una clínica privada especializada, es de $20 por cada 30 minutos.

Integración de los sordos a la sociedad, un proceso

En Panamá, la población infantil con problema auditivos puede desarrollarse e integrarse a la sociedad, gracias a la educación.

Emma Barragán, directora de la Escuela Nacional de Sordos, explicó que los servicios que brindan son diseñados mediante el Programa Educativo Individualizado para crear habilidades y atender las necesidades y fortalezas de cada niño. Con respecto a los beneficios del implante coclear, manifestó que este dispositivo ofrece amplias posibilidades en el desarrollo del lenguaje y la comunicación.

En la Escuela Nacional de Sordos, de acuerdo con el informe de 2012, un total de 949 niños y jóvenes recibieron servicios de habilitación especial.

YARITZA GRICEL MOJICA

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

16 Ago 2017

Primer premio

7 8 9 4

DBDC

Serie: 14 Folio: 7

2o premio

6122

3er premio

5195

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código