CAMBIO CLIMÁTICO. CON LA CASA A CUESTAS

Lección animal

Los seres ´irracionales´ están tomando la delantera y no solo reconocen que el cambio climático está ocurriendo, sino que empezaron a adaptarse.

Ya no es cuestión de admitir si el cambio climático ocurrirá o no. Está aquí, y aunque los seres humanos aún seguimos actuando como si nada (pese a las evidencias), los animales que calificamos de “seres no racionales” nos están tomando la delantera. Ya empezaron a tomar medidas para adaptarse a él.

La semana pasada, el clima produjo al menos cuatro malas noticias. Hubo dos incidentes graves, con saldo de muertos, en sendos conciertos en ambos lados del Atlántico. Primero (17 de agosto), en la ciudad de Indianápolis, estado de Indiana, Estados Unidos, una fuerte e intempestiva tormenta con poderosas ráfagas de viento hizo caer el escenario cuando cientos de personas esperaban por la actuación de la agrupación de música country Sugarland. Cinco personas murieron y 40 más quedaron heridas.

Al día siguiente, cinco personas murieron y 140 más resultaron heridas, algunas gravemente, cuando una tormenta se abatió sobre el festival musical al aire libre de Pukkelpop, realizado cerca de la población de Hasselt, 80 kilómetros al este de Bruselas (Bélgica), informó Hugo Simons, jefe de emergencias de una localidad cercana.

Mientras, de vuelta a Norteamérica, una enorme pared de arena se tragó el área metropolitana de Phoenix por tercera ocasión desde comienzos de julio, tiñendo el cielo de chocolate claro.

Y el domingo 14, Nueva Zelanda fue azotada por una nevada que cubrió amplios sectores de Christchurch. Los meteorólogos explicaron que una “rara y sorpresiva ” tormenta proveniente del Antártico provocó una caída masiva de nieve sobre amplias regiones del país.

Las palabras clave aquí son: raro, sorpresivo, inusual y fuerte.

El planeta está pasando factura y el hombre paga con su copada tarjeta de crédito.

Asombrosa iniciativa

Por su parte, los animales ya están haciendo, literalmente, su “movida”.

El científico Chris Thomas, de la Universidad de York, divulgó un estudio en el que señala que los animales están huyendo del calentamiento global y sus consecuencias y tomaron la ruta al norte.

Los hallazgos de Thomas indican que no solo se están moviendo, sino que han aumentado la velocidad.

El estudio publicado por la revista Science (jueves 18 de agosto) reporta que unas 2 mil especies examinadas se alejan del Ecuador a una tasa promedio de más de 5 metros por día, cerca de 1.6 km por año. Los que no se mueven al norte, se mueven hacia las montañas, aunque más lentamente: 1.2 metro por año. Un estudio de 2003 encontró que, entonces, los animales se movían al norte a 500 metros por año, y hacia arriba a 60 cm por año.

“La velocidad –explica Thomas– es un tema importante”.

Camille Parmesan, de la Universidad de Texas, directora del estudio de 2003, explicó que “tiene sentido” porque ella recabó su data en la década de 1990 y la de 2000 fue mucho más caliente.

´Estampida´

Los resultados del estudio de Thomas indicaron que la mariposa C blanca de Gran Bretaña ya avanzó 217 km hacia el norte, aunque le tomó 21 años.

En una entrevista concedida a la agencia AP, Thomas explicó que una de las especies de más rápido desplazamiento es la araña británica silometopus, que en 25 años ha movido su hábitat más de 320 km hacia el norte, a un promedio de 13 km por año.

Imagínelo. Usted tiene hoy su casa en Bethania, y el 27 de agosto de 2012 la tiene que mover a Loma Cová, en el distrito de Arraiján, y el 27 de agosto de 2013 ya está en Vista Alegre, del mismo distrito.

El reporte del estudio de Thomas puede conseguirlo en el sitio de la revista Science: www.sciencemag.org

Cierre los ojos, el monstruo se irá

En su artículo Un planeta más caliente no significa más hambre, Michael J. Roberts aborda el problema del suministro de alimentos en el mundo, analizando el efecto del cambio climático en la agricultura y su repercusión en los mercados.

De esa lectura, ligada a la movida animal, él apunta a unas proyecciones hechas por el economista de Harvard, Martin Weitzman, según cuyos cálculos, restringir las emisiones de gas de efecto invernadero costaría en realidad solo una pequeña fracción del producto interno bruto mundial (entre 1% a 2%, si no es menos).

Sin embargo, los gobiernos no parecen estar apuntando en esa dirección, especialmente en estos tiempos de crisis económica.

El problema es que el calentamiento global ya es una realidad, y frente a eso tampoco los gobiernos ni los ciudadanos están actuando. Es como si hubiera cundido la idea de que con cerrar los ojos, el monstruo se irá.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Directorio de Comercios

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Loteria nacional

30 Abr 2017

Primer premio

1 8 9 3

CDDA

Serie: 12 Folio: 10

2o premio

3959

3er premio

0376

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código