Metas ambiciosas

Temas:

La mortalidad materna es uno de los puntos débiles en el cumplimiento de los Objetivos del Milenio por parte de Panamá. Otros indicadores parecen estar más cerca de lo propuesto. La mortalidad materna es uno de los puntos débiles en el cumplimiento de los Objetivos del Milenio por parte de Panamá. Otros indicadores parecen estar más cerca de lo propuesto.
La mortalidad materna es uno de los puntos débiles en el cumplimiento de los Objetivos del Milenio por parte de Panamá. Otros indicadores parecen estar más cerca de lo propuesto.

En septiembre de 2000, 189 países firmaron la Declaración del Milenio de las Naciones Unidas. Bajo la aceptación de ese documento, se comprometían a erradicar la pobreza extrema en todas sus formas para 2015.

Para verificar los avances en el cumplimiento de ese propósito, se establecieron una serie de objetivos y metas con un plazo específico, denominados Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM).

Estos ocho puntos eran precisos: erradicar la pobreza extrema y el hambre; lograr la enseñanza primaria universal; promover la igualdad entre los sexos y la autonomía de la mujer; reducir la mortalidad de los niños menores de 5 años; mejorar la salud materna; combatir el VIH/sida, el paludismo y otras enfermedades; garantizar la sostenibilidad del medioambiente y fomentar una asociación mundial para el desarrollo.

En 2003, Panamá presentó su primer informe, en el que se hacía un diagnóstico de la situación de país frente a los objetivos planteados. Así, se señalaba que debía hacerse un “esfuerzo extraordinario” para lograr la reducción de la pobreza extrema. También se señalaba que la educación primaria universal era un “objetivo posible para 2015”.

Reconocía la persistencia de la desigualdad entre hombres y mujeres en temas de tomas de decisiones y nivel salarial, señalaba la preocupación de la mortalidad infantil en provincias y comarcas, pese a algunos avances en otras zonas del país, y recomendaba también prestar atención a la mejora de la salud materna, entre otras observaciones.

En 2005, el segundo informe daba cuenta del seguimiento de las metas, aunque no reflejaba cambios importantes.

PREOCUPACIONES

Para 2009, el país presentaba su tercer informe, en el que ya se prefiguraban con más claridad las debilidades en el cumplimiento de las metas propuestas.

La reducción de la mortalidad infantil y materna, el mejoramiento del sistema de salud sexual y reproductivo y el combate contra el VIH/sida eran entonces el talón de Aquiles del país.

La tasa de mortalidad en menores de cinco años era de 20.8 por cada mil nacimientos vivos, y se había establecido que para el año 2015 debía reducirse a 8.2. En los 17 años anteriores no se habían detectado avances en el tema.

El informe recomendaba fortalecer las intervenciones de salud en las comarcas indígenas, donde la situación era más crítica, e incorporar elementos étnico-culturales en el Plan Nacional de Salud.

En el tema del VIH/sida, Panamá figuraba como el tercer país en Latinoamérica en prevalencia entre hombres de 15 a 49 años. El informe recomendaba a este respecto la promoción de un cambio drástico en los comportamientos sexuales de riesgo, considerando que la transmisión sexual es la primera causa de infección.

No obstante, el informe mencionaba algunos datos positivos, como que entre 1997 y 2008 el país logró reducir el porcentaje de personas que vivían en situación de pobreza extrema –pasando de 19.66% a 12.63%–. Otro dato positivo fue que la cobertura de la enseñanza primaria era del 100%.

El 17 de septiembre de 2014, Panamá presentó su cuarto informe de cumplimiento de los ODM.

“Panamá en los últimos años ha experimentado un alto crecimiento económico, lo cual representa un contexto favorable para el logro de las metas; sin embargo, la existencia de importantes brechas y desigualdades son un obstáculo para avanzar más rápido y asegurar que todos los grupos humanos y regiones puedan alcanzar las metas en igual medida”, indicó entonces el coordinador residente de la ONU en Panamá, Martín Santiago,

La mortalidad materna era uno de los puntos débiles. Hasta 2014, el país reportaba 64.9 muertes maternas por cada 100 mil habitantes, una situación que castigaba más a la comarca Ngäbe Buglé, donde la tasa es cinco veces mayor (250 por 100 mil nacimientos vivos), según el informe.

El próximo mes de septiembre, Panamá deberá rendir el informe final de los ODM. Entonces se sabrá si las metas del país fueron cumplidas o no.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

16 Ago 2017

Primer premio

7 8 9 4

DBDC

Serie: 14 Folio: 7

2o premio

6122

3er premio

5195

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código