SALUD. QUÍMICOS DISRUPTORES DEL SISTEMA ENDOCRINO.

´Obesógenos´ y kilos de más

El campo de investigación sobre los químicos ´obesogénicos´ es incipiente. Hacen falta estudios epidemiológicos muy especializados.

La causa fundamental del sobrepeso y la obesidad es un desequilibrio energético entre las calorías consumidas y gastadas, asegura la Organización Mundial de la Salud (OMS). Algunos estudios sugieren que mutaciones genéticas, falta de sueño, estrés, medicamentos y hasta patógenos pueden llevar a tener unos kilos de más.

Otra hipótesis sostiene que ciertos químicos en el ambiente (pesticidas, fungicidas, aditivos de pintura), en alimentos (conservantes) y en productos plásticos (bisfenol A, ftalatos), afectan el sistema endocrino (encargado de secretar hormonas que regulan las funciones del cuerpo) y causar sobrepeso u obesidad.

En la década de 1990, la oficina de Investigación y Desarrollo de la Agencia de Protección Ambiental (EPA) de Estados Unidos (EU) empezó un plan estratégico de investigación sobre estos “disruptores endocrinos”.

En 2006, el investigador Bruce Blumberg, de la Universidad de California, en Irvine, EU, acuñó el término “obesógenos” cuando descubrió que las ratas expuestas a tributiltina (compuesto derivado del estaño) tenían predisposición a engordar.

Se ha planteado la hipótesis de que los obesógenos influyen en la acumulación de lípidos y en cómo estos son consumidos por el organismo, alteran los mecanismos del apetito y la saciedad, y que su efecto es más grave en la etapa de desarrollo fetal y en infantes.

La doctora Myriam Fernández Ortega, profesora titular de la Facultad de Medicina de la Universidad de Panamá, explica que si se analizan algunos de estos químicos, la mayoría puede tener algo en común: una semejanza estructural con la de los estrógenos (hormonas).

En el núcleo de las células, los receptores reconocen a los estrógenos y se “pegan” a ellos, permitiéndoles activar o desactivar genes que regulan el metabolismo y la síntesis de enzimas involucradas en el mecanismo de las grasas. Se cree que los obesógenos imitan a las hormonas y “confunden” a los receptores, logrando alterar los procesos normales.

“Se han hecho estudios con ratas y con células adiposas aisladas expuestas a obesógenos, y se observa un mayor crecimiento o multiplicación. Es un campo nuevo de investigación y todavía no se tienen resultados concluyentes. Trasladar los resultados experimentales en ratas al ser humano es bastante arriesgado”, opina Fernández, quien considera que los obesógenos podrían influir en la obesidad, pero no son totalmente responsables de esta. “¿Cuántas personas han estado expuestas y no son obesas?”, plantea.

Menciona, por ejemplo, que la genisteína, un flavonoide con propiedades antioxidantes que se encuentra en la soya, tiene una estructura química parecida a la de un estrógeno, pero ¿cómo se explica que quienes consumen más soya son las poblaciones asiáticas, que no sufren tanto de obesidad como en occidente, donde se consume menos soya?

“Diría que es saludable, en la medida de lo posible, disminuir el uso de plásticos. Y para controlar el peso, reducir la ingesta de calorías y aumentar la actividad física. Es importante no bajar la guardia y decir: ´yo puedo seguir comiendo todo lo que quiera porque el problema son los obesógenos´. No hay que ´disculpar´ el estilo de vida que tenemos”.

El ambiente ´obesogénico´

Generalmente se atribuye el sobrepeso y la obesidad a una dieta inadecuada y a la falta de ejercicio, pero hay factores en el entorno que favorecen ambos males, como un trabajo sedentario y el exceso de comodidades que limitan la actividad física. Para Flavia Fontes, nutricionista del Ministerio de Salud, además existe una “manipulación” que lleva a un “estilo de vida inducido”.

“La gente consume más comida por la publicidad y asocia la felicidad a una bebida o caja de comida”, dijo. Según la OMS, el sobrepeso y la obesidad son el quinto factor principal de riesgo de defunción. En Panamá, el estudio Prefrec 2010-2011, realizado por el Instituto Gorgas en Panamá y Colón, mostró que el 61.8% de las personas tiene sobrepeso u obesidad. La Encuesta de Niveles de Vida de 2008 reveló que el 57% de la población adulta tenía exceso de peso.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

INTERNET Y EL SER HUMANO El olvido y la memoria, frente a frente

Michel Gondry, el genial director de cine francés, expone en su película Eterno resplandor de una mente sin recuerdos (2004) la posibilidad de usar la ciencia para borrar la memoria. Para olvidar. ...

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

16 Ago 2017

Primer premio

7 8 9 4

DBDC

Serie: 14 Folio: 7

2o premio

6122

3er premio

5195

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código