ENTREVISTA

´Los Presidentes no son reyes´

Representante de la SIP advierte de que el presidente Martinelli está asumiendo las mismas posturas de los chavistas al discriminar a medios.
PERIODISTA. El comunicador uruguayo Claudio Paolillo manifiesta que la publicidad estatal no puede ser distribuida antojadizamente por el que está al mando. LA PRENSA/Jazmín Saldaña PERIODISTA. El comunicador uruguayo Claudio Paolillo manifiesta que la publicidad estatal no puede ser distribuida antojadizamente por el que está al mando. LA PRENSA/Jazmín Saldaña
PERIODISTA. El comunicador uruguayo Claudio Paolillo manifiesta que la publicidad estatal no puede ser distribuida antojadizamente por el que está al mando. LA PRENSA/Jazmín Saldaña

Claudio Paolillo se considera un hombre de prensa. Empezó a ejercer el periodismo a los 17 años cuando en su país, Uruguay, no había ninguna universidad que enseñara sobre la materia. Con 35 años de profesión, manifiesta que ha pasado por todos los escalones de la carrera. Fue reportero, editor de sección, jefe de información política, y es cofundador del programa En Perspectiva.

“Fui periodista de calle, he hecho todas las cosas que hay que hacer en el periodismo”, asegura el hoy director del semanario Búsqueda.

Desde octubre de 2012 es el presidente de la Comisión de Libertad de Prensa de la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP), organismo desde donde le sigue el paso a la evolución de este derecho fundamental en los países de la región. Visitó Panamá para participar como jurado del XVII Premio Nacional de Periodismo, de la Fundación Fórum de Periodistas por las Libertades de Expresión e Información. La Prensa habló con él sobre periodismo y libertad de expresión en Latinoamérica y Panamá. El balance que dio no es alentador.

Dos semanas después de la celebración del Día Mundial de la Libertad de Prensa, ¿qué balance hace del tema en las Américas?

Es extremadamente preocupante, por varias razones. En América, no solo en América Latina, la primera se origina en la caída de la calidad del periodismo norteamericano. Cae a consecuencia de la desaparición de los diarios propiedad de las familias de la comunicación. Esos diarios pasaron a cotizar en bolsas. Ya no les interesa la calidad, invierten en bolsa para hacer dinero. Se han despedido periodistas, han mermado los corresponsales en el exterior y por tanto ha bajado la calidad. Un periodismo de baja calidad afecta la libertad de expresión.

El segundo problema es la violencia contra los periodistas, cuyo principal estandarte parece ser México como consecuencia de la actividad impune de los carteles del narcotráfico. Ese cáncer del narcotráfico contra los periodistas se ha extendido a Honduras, Brasil, Perú y a Centroamérica.

Y el tercer gran problema es la existencia de gobiernos que son elegidos democráticamente pero una vez en el poder se cargan a la República. Tienen legitimidad de origen porque el pueblo los eligió, pero ya en el poder no respetan la libertad de expresión, la separación de poderes, la independencia, las garantías individuales. Eso está ocurriendo en no pocos países. No solo hay populistas de izquierda, sino también populistas de derecha.

¿En qué países ocurre este fenómeno?

En el llamado eje bolivariano: Venezuela, Ecuador, Bolivia, Nicaragua, donde ya incluso se arma todo un andamiaje que justifica legalmente la paulatina desaparición de la libertad de expresión. Se prostituye ese derecho humano. Entran en esa categoría Gobiernos como el de Argentina, el de Honduras, y por lo que estoy viendo, el de Panamá.

¿Por qué el de Panamá?

He visto que el presidente de Panamá, Ricardo Martinelli, siendo un presidente de centro derecha está adquiriendo las mismas posturas, quizá no tan radicales, de los chavistas: desde el poder discrimina a medios a través de la publicidad oficial, y desde el poder adquiere medios. Uno de los factores que marca a estos gobiernos neopopulistas es su decisión de usar recursos públicos para adquirir medios, pero que son de testaferros de quienes están en el poder. Eso lo hace la señora Cristina Kirchner en Argentina, [Nicolás] Maduro en Venezuela y también lo hacía [Hugo] Chávez.

Lo hace el señor [Porfirio] Lobo en Honduras, Daniel Ortega en Nicaragua, y por lo que veo también lo está haciendo el señor Martinelli en Panamá.

Están en auge los medios paraestatales

Los recursos públicos no son de quien administra el Estado. Son recursos de la gente que paga sus impuestos. Todos los ciudadanos panameños son dueños del dinero del Estado. No es dueño el señor Martinelli, ni ningún otro Presidente panameño.

¿Cómo ve la SIP la situación de Panamá?

Es un país que ha cambiado mucho, que ha evolucionado quizá positivamente, con una economía en crecimiento, pero al mismo tiempo veo que hay un Presidente que es un empresario y los buenos empresarios ejecutan. Pero el problema es que cuando uno es Presidente no puede manejar el país como una empresa; cuando uno es Presidente tiene que manejar el país como Presidente. Estás sometido a la Constitución y a las leyes que rigen el país, y me parece que leyendo la prensa panameña da la impresión de que el empresario le está ganando al Presidente, pero el empresario debe dejar el sombrero afuera cuando asume el sombrero de Presidente. Si un Presidente se salta los carriles legales puede llegar a convertirse en un gobierno autoritario. Y en lo que a nosotros nos interesa, que es la libertad de prensa, veo con mucha preocupación la tendencia del presidente Martinelli a crear una especie de imperio mediático, un grupo amplio mediático para favorecer su punto de vista desde la Presidencia. Eso mismo está haciendo Kirchner.

¿Cómo afecta esto a la democracia?

Eso afecta a la democracia. Los Presidentes están por voluntad propia sometidos a la crítica, los Presidentes no son reyes, son ciudadanos puestos allí para administrar los asuntos del pueblo durante un tiempo determinado. Lo vi en la televisión, en un canal que es de su propiedad: “ahora me voy a divertir”. ¿Cuál es la diversión en la que está pensando? Él como Presidente no puede decir que ahora se va a divertir porque tiene medios. ¿Qué quiso decir con eso?, ¿qué va a hacer? Se queja de que lo critican... en el mundo democrático todos los Presidentes son criticados y tienen que aceptar las críticas. Para eso está la prensa. Una de las funciones vitales de la prensa y el periodismo es justamente cuestionar, no digo que sea la única, pero es una de las fundamentales. Los diarios oficialistas tienen muy poco público. Entre un medio oficialista y uno muy crítico, la gente prefiere el crítico.

¿Cómo ve el tratamiento que le dan los Gobiernos a la publicidad estatal?

Este es un problema que no existe en Estados Unidos, donde no hay publicidad del Estado, pero en América Latina, sí. La publicidad no puede ser distribuida antojadizamente por el que está mandando.

¿Premio y castigo?

Eso es manejo corrupto. La publicidad tiene que ser distribuida de acuerdo con criterios profesionales y técnicos. Según el público al que quiero llegar y según las audiencias a las que se quiere. El uso corrupto -y no estoy exagerando porque es un acto de corrupción- de los dineros públicos a través de la publicidad estatal es un gravísimo problema para la libertad de expresión. ¿Qué pasa?, el que recibe dinero del Estado a través de publicidad porque es amigo del Gobierno aunque no merezca recibirla, ese se está favoreciendo indebidamente y está compitiendo deslealmente con los otros medios que no la reciben eventualmente porque tienen posiciones críticas contra el Gobierno. No sé si esto sucede en Panamá, pero ya veo que el Presidente sí tiene un canal, y entiendo que un diario.

CLAUDIO PAOLILLO BLANCO

PERFIL.

Periodista, presidente de la Comisión de Libertad de Prensa de la Sociedad Interamericana de Prensa. Director del semanario uruguayo ´Búsqueda´. Sus columnas son publicadas en periódicos como ´La Nación´ (Paraguay), ´El Diario Exterior´ (España), ´La Prensa´ (Panamá) y en rotativos de Venezuela, Argentina y Ecuador. Docente universitario, es autor de los libros ´Con los días contados´ y ´La cacería del Caballero´

´Se quiere polarizar la labor de los medios´: Botello

Luis Botello, director senior del programa de proyectos especiales de desarrollo de estrategias para la expansión del Centro Internacional para Periodistas, manifestó que en Panamá se está viviendo “una gran tendencia” de querer polarizar la labor periodística, y de tratar de desvirtuar el rol de los medios en una sociedad libre y democrática”.

Botello, en conversación con este medio, reiteró también que en el país hay funcionarios o gente allegada al Gobierno que ha empezado a invertir en medios de comunicación, lo que, a su juicio, perjudica a la libertad de expresión.

“En una sociedad democrática y de libre mercado es natural que se vendan y se compren medios, lo que es preocupante es el hecho de que abiertamente algunos funcionarios traten de influir en el público a través de los contenidos de estos medios”, agregó. Otro de los aspectos que rechaza Botello es el uso de la justicia como órgano de presión contra la libertad de expresión. “Es uno de los mecanismos más perversos de restricción periodística porque se basa en la utilización de órganos democráticos, como es el sistema judicial, para persecución”.

La tendencia de comprar medios para acallar voces

En el discurso que pronunció Enrique Durand, periodista argentino con extensa experiencia en medios estadounidenses, advirtió sobre la necesidad de defender y preservar los valores del periodismo independiente, ante la avalancha de acciones de gobiernos autoritarios, que bajo el manto adquirido en elecciones democráticas, una vez que están en el poder tratan de usarlo para doblegar o acallar a la prensa. Como ejemplos de esta práctica citó la distribución discrecional de la publicidad y el uso de la justicia con fines intimidatorios.

Al igual que Paolillo y Botello, Durand hizo referencia a la tendencia de comprar o asumir control de medios de comunicación para oponerlos a la prensa independiente y tratar de acallar su voz. “Y la secuela de esa modalidad es que echa raíces a futuro para que la misma mentalidad autoritaria se perpetúe con la retención del poder después de que dejen el Gobierno, mediante el control de un fuerte sector de medios”. Durand, quien fue el presidente del jurado del Premio Nacional de Periodismo, organizado por el Fórum de Periodistas, también rechazó los 19 casos contra periodistas locales que actualmente están en la esfera judicial.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

20 Sep 2017

Primer premio

7 6 3 4

BAAB

Serie: 14 Folio: 4

2o premio

8739

3er premio

8290

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código