Autoridades de salud trabajan en anteproyecto de ley

Regularán el uso de antibióticos

En Panamá, entre 5% y 10% de los fármacos registrados, es decir de 200 a 400 medicamentos, son antibióticos, según el Minsa.

La frase no pudo ser más categórica: “si no realizamos algo ahora, en 10 años un resfriado nos va a matar”. Así fue como el director de Farmacia y Drogas del Ministerio de Salud (Minsa), Eric Conte, justificó la elaboración de un anteproyecto de ley para regular el uso de antibióticos.

El borrador consensuado con todas las partes involucradas debe estar listo en seis meses, indicó Conte.

El funcionario aseguró que es necesario aumentar las medidas de bioseguridad, pero también regular el uso de estos fármacos.

En Panamá, entre 5% y 10% de los fármacos registrados (es decir, entre 200 y 400 medicamentos) son antibióticos, señalan informes de Farmacias y Drogas del Minsa.

“Si no logramos, como Estado, cambiar los hábitos de prescripción de antibióticos en nuestros médicos, en los próximos 10 años la esperanza de vida de los panameños se va a reducir a 30 o 40 años”, expresó Conte.

Hoy en día la esperanza de vida de los panameños es de 78 años de edad, según el último Censo Nacional 2010 de la Contraloría General.

El uso inadecuado de los antimicrobianos es un problema de salud pública que hay que corregir, porque aumenta tanto los gastos de tratamiento como el riesgo de muerte, señala la Organización Mundial de la Salud (OMS).

El 6 de abril de 2011, la OMS publicó un comunicado en el que advertía que la resistencia a los antimicrobianos es cada día mayor, por lo que muchas infecciones ya no se curan tan fácilmente.

PROPUESTA

El llamado de atención de la OMS llevó a la dirección de Farmacias y Drogas del Minsa a comenzar a elaborar un documento para combatir la resistencia, a través de medidas de bioseguridad.

Al principio la propuesta solo buscaba reforzar las medidas sanitarias, como el lavado de manos, el uso de ropa adecuada en las áreas críticas (cuidados intensivos), uso de guantes y equipo para tratar a los pacientes con algún riesgo de contaminación, entre otras.

Pero el brote de la bacteria Klebsiella pneumoniae carbapenemasa (KPC) resistente en el Complejo Hospitalario Arnulfo Arias Madrid de la Caja de Seguro Social (CSS) los obligó a modificar el objetivo original, y comenzaron a trabajar en un proyecto de ley que contenga tanto la parte educativa como la regulación del uso de estos fármacos, explicó Conte.

La norma no busca decirles a los médicos cómo hacer su trabajo, sino que los antibióticos se prescriban cuando realmente sea necesario. Además, llamó la atención de la población a terminar con la práctica de prescribirse medicinas, y peor, pasarlas unos a otros.

A lo interno del Minsa el proyecto lo están fortaleciendo con la intervención de Asesoría Legal, Dirección Nacional de Salud, Dirección de Provisión y Farmacias y Drogas, dijo.

El director de Farmacias y Drogas agregó que cuando terminen este proceso, y con el aval del ministro de Salud, Franklin Vergara, se va a llamar a los directivos de la CSS, y a los representantes de los patronatos de los diferentes hospitales.

REGULACIÓN OPORTUNA

Al terminar con esta etapa y previo consentimiento del ministro de Salud, la propuesta la presentan a las universidades, empresas farmacéuticas gremios médicos y de enfermeras.

La idea es enriquecer el documento que presentarán a la Asamblea Nacional, indicó el director de Farmacias y Drogas del Minsa.

Este diario consultó a la vicerrectora de la Facultad de Farmacia de la Universidad de Panamá, Rosa Buitrago, al igual que al presidente de la Asociación de Representantes y Distribuidores de Productos Farmacéuticos, Lucas Verzbolovskis, quienes mostraron su complacencia por la iniciativa del Minsa.

Buitrago dijo que la medida será sabia, siempre que la prescripción médica se genere bajo los parámetros de la OMS, sobre el uso racional de medicamentos, y su selección adecuada.

Algo que se logra, explicó Buitrago, con una identificación previa del microorganismo que causa la infección y su respuesta a determinados antibióticos.

Pero también consideró que algunas enfermedades infecciosas son tan graves, que no pueden esperar el resultado de esa identificación, y el tratamiento debe comenzar basado en los síntomas que origina la enfermedad y los microorganismos que usualmente la producen; luego hay que esperar los resultados de los estudios para determinar si se sigue ese tratamiento o se varía.

Verzbolovskis, a título personal, indicó que la regulación podría ayudar a combatir algunos hábitos de la población como automedicarse, intercambiar medicinas y no terminar los tratamientos, lo que puede conllevar a una resistencia por parte del organismo.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

24 Sep 2017

Primer premio

1 0 7 1

ACDA

Serie: 23 Folio: 11

2o premio

8324

3er premio

5691

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código