RESTAURACIÓN DE LA CATEDRAL

Supervisión de la obra no abarca todo el tiempo de la rehabilitación

Organizaciones como Calicanto y el Movimiento por la Identidad Panameña cuestionaron el contrato otorgado a Sosa Arquitectos.

Temas:

La orden de proceder para empezar los trabajos de restauración de la Catedral Basílica Santa María la Antigua fue entregada en diciembre de 2016. Se espera que la obra esté lista para finales de 2018. La orden de proceder para empezar los trabajos de restauración de la Catedral Basílica Santa María la Antigua fue entregada en diciembre de 2016. Se espera que la obra esté lista para finales de 2018.
La orden de proceder para empezar los trabajos de restauración de la Catedral Basílica Santa María la Antigua fue entregada en diciembre de 2016. Se espera que la obra esté lista para finales de 2018. Luis García

La licitación del Instituto Nacional de Cultura (INAC) relacionada con la gerencia de proyecto para la restauración de la Catedral Basílica Santa María la Antigua de Panamá, en el corregimiento de San Felipe, fue calificada por organizaciones defensoras del patrimonio como un “acto público a la ligera”.

Este proceso fue adjudicado directamente a la empresa Sosa Arquitectos por siete meses prorrogables y un monto de $49.6 mil, un año después de que se otorgara la orden de proceder de las obras civiles, que deben tomar 24 meses aproximadamente y que lleva a cabo el Consorcio La Antigua por $12 millones.

Incluso, la semana pasada el Ejecutivo solicitó una adenda de extensión de tiempo sobre este proyecto a la junta directiva del INAC.

Según expertos en el tema y organizaciones como el Movimiento por la Identidad Ciudadana, la Asociación de Vecinos y Amigos del Casco Antiguo y la Fundación Calicanto, la gerencia del proyecto es “importante”, porque viene a velar para que el consorcio que desarrolla la restauración, es decir, el Consorcio La Antigua, cumpla con el cronograma y las especificaciones técnicas estipuladas en el contrato.

Además, plantean que lo ideal siempre es que un gerente de obra esté desde el principio hasta el final de la duración del proyecto.

LA CRONOLOGÍA

El proyecto de restauración de la Catedral recibió orden de proceder en diciembre de 2015 por parte del INAC y a principios de 2016 comenzaron algunas obras en la estructura antigua dentro de San Felipe.

Sin embargo, no fue hasta 2017 que se vino a contratar la gerencia del proyecto por siete meses prorrogables.

La semana pasada, la Secretaría de Metas, que ahora es la responsable del proyecto, comunicó que su intención es que la restauración esté lista para el segundo semestre de 2018.

Para Hildegard Vásquez, directora ejecutiva de la Fundación Calicanto, es “preocupante” cómo se dejan los bienes del Estado en profesionales que no son los idóneos para esas obras.

“Tomás Sosa no es arquitecto restaurador y no tiene el conocimiento para hacer ese tipo de inspección”, acotó la también arquitecta y experta en restauración patrimonial.

A su vez, reiteró que “sin empuje real” la Catedral Basílica Santa María la Antigua quedará peor de lo que estaba cuando comenzaron los trabajos el año pasado.

Sobre este tema, la exdirectora del INAC y directora del Movimiento por la Identidad Panameña, Ana Elena Porras, sostuvo que este tipo de actos públicos deben llevarse a licitación para que más empresas idóneas puedan presentar propuestas.

Por otra parte, Porras criticó el “historial” en el tema patrimonial que tiene la empresa que inspecciona y gerencia la obra, representada por Tomás Sosa.

Porras se refirió específicamente a la participación de Sosa en la restauración del histórico P.H. Plaza Independencia, donde posteriormente la Sala Tercera de la Corte Suprema de Justicia dictaminó que hubo violaciones a las normas históricas y los permisos de construcción aprobados. Este inmueble es propiedad del inversionista del Casco Antiguo Rodney Zelenka.

En aquel momento, la Fundación Calicanto y el Consejo Internacional de Sitios y Monumentos (Icomos, por sus siglas en inglés) presentaron las denuncias.

De hecho, Sosa compareció el pasado 7 de abril ante la Sala Tercera de la Corte Suprema de Justicia en calidad de testigo a fin de reconocer su firma y la copia cotejada del documento denominado “Ampliación del Informe Técnico sobre vestigios Arquitectónicos-Históricos de un posible piso adicional construido en la finca 3038”, conocida como el edificio P.H. Plaza Independencia.

Adicionalmente en esta diligencia, Sosa contestó varias preguntas relacionadas con la aprobación de planos y dimensiones de dicha obra.

La directora del Movimiento por la Identidad Panameña, quien también forma parte de la junta directiva del INAC desde hace un mes, dijo que ese contrato de gerencia de proyecto no debió ser avalado.

Mientras, Fernando Díaz, director de la Asociación de Vecinos y Amigos del Casco Antiguo, resaltó lo “valiosa” que es la gerencia de proyecto, sobre todo si se trata de uno de los edificios más emblemáticos del Casco Antiguo.

“El tema de premura para lograr una fecha temprana de finalización del proyecto terminó por convencer de que debían ir por ese camino. Un proyecto se tiene que hacer con orden y planificación, y no partiendo de una fecha de culminación”, agregó.

EVALÚAN EMPRESA

Por su parte, el secretario de Metas, Jorge González, indicó que en estos momentos evalúan el trabajo de Sosa para determinar si extienden el contrato o simplemente se convoca una nueva licitación al respecto.

González dijo que uno de los puntos a evaluar sería la “trayectoria” de Sosa.

“Si estamos satisfechos por el trabajo de la empresa de Sosa, con mucho gusto buscaremos las vías administrativas para continuar con sus servicios. De lo contrario, buscaremos otros profesionales que reúnan los requisitos”, indicó.

El secretario de Metas hizo un llamado a todos los expertos en el tema patrimonial a que si desean participar en esta obra que se acerquen a la entidad, pues serán tomados en cuenta.

“Como los contratos que tienen que ver con la Catedral, incluyendo el de gerencia de proyecto, pasaron ahora a la Secretaría de Metas, pedí al INAC que no concediera prórroga. La decisión la tomaremos nosotros”, puntualizó.

CONTRATO ‘URGENTE’

En tanto, Tomás Sosa sostuvo que el INAC tenía una urgencia para poder resolver los problemas que existieran en la Catedral. “Como yo ya tenía una relación previa con el INAC –de otros proyectos–, ellos solicitaron mis servicios y yo acepté”, dijo.

De hecho, Sosa fue inspector de obra en el proyecto Ciudad de las Artes, en Curundú, que está paralizado.

También añadió que están en la iglesia desde enero pasado, “con el objetivo de poner orden y se logró”.

Además, planteó que una vez se termine dicho contrato, el INAC o la Secretaría de Metas verán si hacen otra contratación directa o llaman a una nueva licitación.

Así mismo, señaló que no tiene nada que decir ante las críticas, ya que se trató de una “situación de urgencia” en este caso, y que no es la primera vez que el INAC realiza este tipo de actos.

Se intentó obtener una versión de las autoridades del INAC, pero al cierre de la edición no hubo respuesta.

(Con información de Rosalía Simmons).

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

28 May 2017

Primer premio

8 2 9 1

ABAB

Serie: 24 Folio: 8

2o premio

6198

3er premio

1304

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código