CAMINO A LAS ELECCIONES PRESIDENCIALES DE 2014

Tareas pendientes de Varela

Buscar la unidad en el partido, cambiar su discurso, y buscar una alianza son parte de los retos del panameñismo.
PROSELITISMO. Según analistas, el abanderado del Partido Panameñista, Juan Carlos Varela, deberá sumar más adherentes a su proyecto político. LA PRENSA/Ricardo Iturriaga PROSELITISMO. Según analistas, el abanderado del Partido Panameñista, Juan Carlos Varela, deberá sumar más adherentes a su proyecto político. LA PRENSA/Ricardo Iturriaga
PROSELITISMO. Según analistas, el abanderado del Partido Panameñista, Juan Carlos Varela, deberá sumar más adherentes a su proyecto político. LA PRENSA/Ricardo Iturriaga

“En el día de hoy acepto con determinación el reto que tenemos por delante”. Con estas palabras, Juan Carlos Varela aceptó de manera oficial ser el abanderado del panameñismo para competir por la Presidencia de la República en las elecciones de 2014.

Pero su elección el pasado domingo solo es el primer paso de la larga carrera que le espera hasta el 4 de mayo del próximo año. Concretar la unidad a lo interno del colectivo, cambiar su discurso, demostrar fortaleza y arrastrar votos son algunos de los principales retos que, según analistas políticos, debe superar antes de los comicios.

LA UNIDAD

“El primer gran objetivo es a lo interno: tiene que concretar la unidad”, opinó el analista político Edwin Cabrera.

Según Cabrera, a Varela le ha costado mucho restablecer la comunicación con Mireya Moscoso, particularmente. “Para mí es un absurdo que él no se ponga de acuerdo con Moscoso. El que tiene que lograr un objetivo es él, no Moscoso”, afirmó.

La expresidenta de la República es una dura crítica de la gestión de Varela, en el Partido Panameñista. Constantemente le envía sus dardos. “La candidatura que hay [la de Varela] en vez de ir subiendo, va bajando”, dijo en una oportunidad.

Moscoso, que no votó en las primarias pasadas, cuestiona la división que hay en el panameñismo, y critica que quienes deben “llamar a la unidad, lastimosamente no lo hacen, sino que apartan”.

A juicio del analista político, Varela tiene que sumar la mayor cantidad posible de panameñistas para que posteriormente toda esa gente, y mucha más, hable bien de su candidatura.

Pero, dice Cabrera, el también Vicepresidente de la República tampoco se puede quedar “el resto de la vida trabajando para él”, porque tiene que repuntar en las encuestas. “Tiene que hacer un giro en su campaña”.

Giro a la campaña

Con este punto coincide el analista político Renato Pereira. “[Varela] Le tiene que dar un giro a su campaña. Tiene que cambiar. No puede seguir diciendo las cosas que está diciendo. Tiene que haber una revolución en su discurso”, advierte Pereira.

Esto, agrega, le permitirá al panameñismo remontar en las encuestas y por consiguiente lograr el respaldo de diversos sectores y con facilidad concretar alianzas.

Pero Pereira dice que en este momento la única alianza posible de los panameñistas es la que le ofrece “Milton [Henríquez], presidente del Partido Popular (PP)”.

“No creo que el Partido Revolucionario Democrático (PRD), con Juan Carlos Navarro a la cabeza, desista para favorecer a Varela. Eso no va a ocurrir. El propio Navarro ha negado esa posibilidad. Esa alianza Panameñista, PRD y PP es un sueño de verano de mi amigo Milton Henríquez”, sostuvo.

La fecha límite que tienen los partidos para comunicar sus alianzas al Tribunal Electoral es el 28 de diciembre de este año, no obstante, fuentes políticas aseguran que en pocos días el Partido Panameñista anunciará la alianza con el PP.

Subir en las encuestas

El analista Jaime Porcell tiene una perspectiva similar a la de Pereira. “Lo primero que Varela necesita es subir en las encuestas”, sugiere. Esto, explica, le va a propiciar más apoyo de parte de sectores que están mirando las mediciones.

Para lograr eso, según Porcell, el candidato panameñista tiene que demostrar fortaleza, capacidad de arrastrar votos, capacidad organizativa y económica. Y la otra opción, comenta, es postular a una persona ajena a los partidos políticos como vicepresidente, para tratar de aglutinar a las fuerzas independientes.

Porcell apunta a que Varela tiene que adoptar una actitud que le permita diferenciarse, y demostrar al electorado que no tiene nada que ver con el actual gobierno. Con esto, dice, tomaría distancia de su paso por la administración del “Cambio”. El matrimonio entre el Partido Panameñista y Cambio Democrático se rompió en agosto de 2011.

Durante su discurso el pasado domingo, Varela se distanció de la actual administración. Dijo que luchó al ver que se afectaban los intereses del pueblo cuando estuvo en la alianza con CD. “Siempre he luchado contra la corrupción aunque esto me costara mi puesto y el de muchos de ustedes (panameñistas)”, afirmó.

Igualmente, Varela aseguró que a pesar de que trabajó con el Presidente [Ricardo Martinelli], no siempre estuvo de acuerdo con él.

Le apuntan al efecto Lorena Castillo

Con carisma, un discreto temple de acero y virtudes políticas en ascenso, la primera dama de Estados Unidos, Michelle Obama, está aportando una oportuna ola de brío a la maltratada imagen política de su esposo (Barack Obama) que buscaba la reelección en noviembre. De esta manera la Agencia Francesa de Noticias (AFP) describía en agosto de 2012 el protagonismo de la primera dama de Estados Unidos en la campaña de reelección de su esposo. En Panamá, aunque guardando las proporciones, el Partido Panameñista podría estar copiando esta estrategia que según analistas políticos contribuyó a la reelección del Presidente estadounidense. Lorena Castillo, que pese a ser la esposa del vicepresidente de la República y ahora candidato presidencial por el panameñismo, Juan Carlos Varela, se había mantenido en un bajo perfil en la política, el pasado domingo acaparó la atención por el empuje que le imprimió a la jornada interna del partido. Durante las elecciones presidenciales internas, Castillo, la periodista y madre, tomó un rol más prominente: la de activista. Recorrió varios centros de votación alentando a los electores para que acudieran a votar. “Lorena Castillo es un capital de empuje en la campaña de Juan Carlos Varela”, dice la exdiputada y militante del panameñismo Gloria Young. Y agrega que Castillo asumirá el rol que le corresponde no solo como esposa de un candidato a Presidente, sino como mujer militante del partido. “El trabajo de ella no va a ser pasivo”, dijo. Por su parte, el analista político Edwin Cabrera dice que Castillo se va a constituir en un activo importante en la campaña de Juan Carlos Varela, porque proyecta dinamismo, empuje, y además es periodista y sabe comunicar.

Isidro Rodríguez

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

INTERNET Y EL SER HUMANO El olvido y la memoria, frente a frente

Michel Gondry, el genial director de cine francés, expone en su película Eterno resplandor de una mente sin recuerdos (2004) la posibilidad de usar la ciencia para borrar la memoria. Para olvidar. ...

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

16 Ago 2017

Primer premio

7 8 9 4

DBDC

Serie: 14 Folio: 7

2o premio

6122

3er premio

5195

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código