INCLUSIÓN. Exigen RESPETO Y MEJOR CALIDAD DE VIDA.

´Ya basta de tanta caridad´

La población del mundo con discapacidad ha crecido de 10% a 15% en los últimos seis años, según la Organización Mundial de la Salud.

La invitación a cenar terminó con un sabor agridulce. Victoria convidó a su amigo Carlos, que es ciego, a un restaurante de la localidad. El mesero al verlo con el bastón blanco de una vez identificó que tenía una discapacidad visual.

La atención se centró en Carlos para que tomara asiento; sin embargo, a la hora de solicitar el menú, en el local no contaban con la carta escrita en braille.

Más tarde, cuando el dependiente fue a tomar el pedido, no le preguntó a Carlos qué deseaba, sino que lo hizo a su acompañante. Ante esto, Victoria le aclara que la discapacidad de su amigo es visual y no para expresarse.

La reacción del mesero fue peor cuando Carlos pidió una copa de vino. “¿Y los ciegos también beben licor?”, expresó el dependiente.

Otra persona con discapacidad que ha vivido malos ratos por comentarios negativos de las personas, es Jimena. Cuando salió embarazada, varios de sus compañeros de trabajo le preguntaron: “¿quién fue el que te hizo ese daño? Dímelo para llamar a la línea 147 y acusarlo de violación”. Jimena es ciega.

Esta situación demuestra que aún en Panamá, además de los obstáculos físicos para las personas con discapacidad, son frecuentes las barreras actitudinales, que terminan siendo discriminatorias.

Las experiencias de Carlos y Jimena las viven personas con otros tipos de discapacidades. Un ejemplo es Ernesto, que es sordo y labora en una institución estatal. Ernesto cuenta que la mayoría de sus compañeros lo conocen como “el mudo”, y no por su nombre.

Para Enock Menéndez, del departamento de Promoción y Sensibilización de la Secretaría Nacional de Personas con Discapacidad (Senadis), las barreras actitudinales son peores que las físicas, porque se incurre en una atención por caridad o asistencialismo, más que por el derecho que tiene una persona con discapacidad a integrarse a la sociedad.

En tanto, el asesor de la Federación Nacional de Personas con Discapacidad, Wilbert Franceschi, sostiene que las barreras actitudinales son las que más limitan a quien tiene una discapacidad, porque son puestas por “personas normales” y se perciben en la falta de oportunidades.

Según Menéndez, hay cosas sencillas, pero que por desconocimiento no se practican. Por ejemplo, cuando el mesero le sirve el plato a un ciego, debe explicarle la distribución de los alimentos conforme a las manecillas del reloj, pero no lo hace.

Un informe del departamento de Participación Ciudadana de Senadis destaca que en 2006, según la Primera Encuesta de Personas con Discapacidad, en uno de cada tres hogares hay una persona con discapacidad.

El documento también reconoce que se ha logrado que haya rampas, estacionamientos, ascensores, sillas de ruedas disponibles en los comercios y otros, pero destaca que esta población pide: “ya basta de caridad” y reclama “más oportunidades”.

´Senadis no existirá en 30 años´

El director de la Secretaría Nacional de Personas con Discapacidad (Senadis), Ramón Alemán, expresó que en 30 años esta entidad no deberá existir, porque no es necesario que haya una institución que haga políticas para estas personas, sino que debe ser un concepto integrado a la sociedad. Agregó que los políticos deben tomar en cuenta a este sector de la población y velar por las políticas sociales.

El Censo de Población de 2010 revela que en Panamá hay 21 mil 377 personas ciegas, 15 mil 191 sordas y otras 29 mil 280 con deficiencias físicas.

Mientras que cifras de la Organización Mundial de la Salud (OMS) estiman que alrededor del 15% de la población mundial tiene alguna discapacidad, es decir, unos mil millones de personas, pero advierten de que la tendencia es que esta cantidad se incremente.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Blogoterapia Seis desafíos logísticos que Panamá debe enfrentar

Desde el entrampe del puerto de Corozal hasta el chasco del apagón del Aeropuerto Internacional de Tocumen  la peor amenaza a nuestro desarrollo logístico con los nuevos hábitos de la politiquería criolla.
LA PRENSA/Archivo

La logística parece que es la clave para la ventaja competitiva de Panamá y la forma más efectiva que tiene el país para insertarse en la economía mundial. En principio lo estamos haciendo bien pero hay amenazas ciertas e inminentes que pueden truncar nuestro desarrollo logístico.

He identificado los 6 desafíos que pueden debilitar nuestra plataforma logística:

1. El cambio climático: no solo los fenómenos climáticos extremos tienen un efecto directo sobre el movimiento de carga y pasajeros y la complementariedad regional que Panamá ofrece se ve afectada por los huracanes, sequías e inundaciones que afectan a nuestros vecinos. Además, si se derriten más los polos y glaciales del mundo, la afectación directa a nuestros puertos y aeropuertos será muy sería. La apertura de la ruta polar por el Norte también desviará importantes volúmenes de carga que actualmente transitan el Canal de Panamá.

2. La ruta de la seda: por siglos caravanas de comerciantes, incluyendo a Marco Polo recorrieron los caminos que unían Europa con la China. Ahora, este país está impulsando un megaproyecto de cientos de miles de millones de dólares para crear una red de súper carreteras, ferrocarriles, oleoductos y gaseoductos que moverían carga y pasajeros de Europa hasta Asia y viceversa. Este es un proyecto que seguramente tomará décadas pero irá retirando carga de los puertos y del Canal panameño.

3. Manufactura digital: ¿por qué hay tantas fábricas en Asia? La respuesta es que los costos laborales, ambientales y regulatorios son más baratos y eso permite producir más eficientemente en estos países lo que significa mayor transporte de mercancías desde los centros de fabricación hacia los centros de consumo que en su mayoría están ubicados en Occidente de allí que el Canal de Panamá y los puertos panameños, la zona libre de Colón, Panamá Pacífico se benefician de esta localización mundial de la fabricación y de consumo. Hay una tecnología de manufactura que está apunto de romper con todo esto. Se trata de la impresión 3D, que permite fabricar solo cuando se necesita, lo que se necesita y con una calidad extraordinaria todo tipo de mercancías. Esta tecnología va a ser clave en la recuperación de los sectores manufactureros en Occidente. Eso significa menos carga por el Canal, menos trasbordo en los puertos, menos negocio para Zona Libre.

4. El desarrollo económico asiático: Asia se empieza a convertir en el gran consumidor de sus propios productos. Esto significa menos carga y menos transito por Panamá.

5. La falta de capital humano en Panamá: el sector logístico ha podido crecer fundamentalmente con la mano de obra existente en el país. Su crecimiento en el futuro dependerá de poder generar valores agregados para las operaciones logísticas. Aspectos como la trazabilidad y rastreabilidad de los productos y mercancías supervisada, de comercio electrónico, el ensamblaje a la carta por la operación de nuevos servicios financieros vinculados a la logística, todos estos requieren de mano de obra sumamente especializada que no tiene el país. Aunque, existe capital humano en otros países, no necesariamente será fácil atraerlos a Panamá porque hay una guerra mundial con este tipo de talento. Para ponernos al día en esta materia, se necesitaría cientos de millones de dólares en formación de personal, y sobre todo en la creación de escuelas e institutos de logística que contribuyan al desarrollo futuro del país.

6. Los pecados de la clase política panameña: desde el entrampe del puerto de Corozal hasta el chasco del apagón del aeropuerto internacional de Tocumen la peor amenaza a nuestro desarrollo logístico con los nuevos hábitos de la politiquería criolla, ya sea por ineptitud o por corrupción o intereses creados o tráfico e influencias están estrangulando el desarrollo logístico del país.

Cada proyecto que se retrasa, cada infraestructura con sobre costos, cada sector al que se le restringe la competencia terminan perjudicando nuestra competitividad y la oferta de negocios que puede ser Panamá. Esto nos ancla al subdesarrollo en todos los sectores, no solo en materia logística, sino en todos los otros temas de importancia nacional. Este es el principal reto que debemos resolver.

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

20 Sep 2017

Primer premio

7 6 3 4

BAAB

Serie: 14 Folio: 4

2o premio

8739

3er premio

8290

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código