SITIOS. VALOR HISTÓRICO Y TRADICIONAL

Un bazar que se marchita

La popular bajada de Salsipuedes comienza en la avenida Central y termina frente al Mercado Público, sector contiguo al conocido Barrio Chino.

Temas:

El sitio es asediado constantemente por compradores. En época escolar, la principal demanda son los libros de segunda mano que resultan económicos. El sitio es asediado constantemente por compradores. En época escolar, la principal demanda son los libros de segunda mano que resultan económicos.
El sitio es asediado constantemente por compradores. En época escolar, la principal demanda son los libros de segunda mano que resultan económicos.

Francisco es un residente del Casco Antiguo, en el corregimiento de San Felipe, quien toda su vida ha frecuentado la popular bajada de Salsipuedes con el fin de adquirir alguna prenda de vestir o un libro para su nieto.

Este hombre, de 64 años y testigo del crecimiento del país, asegura que no pierde el tiempo en los grandes centros comerciales, ya que con solo 5 o 10 dólares puede salir vestido de pies a cabeza por los económicos precios que consigue en ese bazar.

“No hay que buscar tan lejos, allí puedes encontrarlo todo”, resume Francisco.

No obstante, con algo de nostalgia lamenta que Salsipuedes se “marchita” poco a poco y que se está perdiendo entre los grandes almacenes de la avenida Central.

También hace un llamado a las autoridades, debido a que, más allá de la actividad comercial que hay en el lugar, existe cierta historia que lo rodea y que lo vuelve hasta místico para varias generaciones que lo han visitado.

De hecho, en este mercado de pulgas usted puede encontrar artículos que van desde un Álgebra de Baldor hasta hierbas y remedios caseros preparados por supuestos curanderos.

Las primeras referencias de Salsipuedes datan del siglo XVII. Precisamente, historiadores y académicos, como Alfredo Castillero Calvo y Ángel Rubio, dan cuenta de ello en sus escritos.

Incluso, otros conocedores del tema plantean que el famoso mercado coincidió con la llegada de los chinos.

Para Fermina Santamaría, directora de la Escuela de Historia de la Universidad de Panamá, este lugar era parte del arrabal de Santa Ana, al momento en que se trasladó la ciudad de Panamá Viejo hacia San Felipe.

Según la historiadora, hay muchas tesis sobre la denominación de Salsipuedes.

Por ejemplo, explica que era una calle limosa y abandonada, por lo que decidieron colocarle ese nombre. Aunque también subraya que en aquellos tiempos como San Felipe era el sector más pudiente de Panamá, a sus residentes se les recomendaba evitar pasar por esta calle después del atardecer, por el peligro que representaba atravesarla.

“Esa era un área de bastante pobreza”, comenta.

HISTORIA ACTUAL

Ahora mismo en el sitio hay varios quioscos; sin embargo, son estructuras en completo estado de deterioro y que requieren una inmediata intervención, pues muchas de ellas dan la impresión de que se quedaron atrapadas en el tiempo.

Esto lo reconocen autoridades como el alcalde de Panamá, José Isabel Blandón, quien anunció que en enero próximo se pondrá en marcha un proyecto de remozamiento del lugar.

Un censo elaborado por la Alcaldía de Panamá en el sitio detectó unos 21 puestos vacíos, que se adecuarán para ser ocupados, de manera que Salsipuedes vuelva a ser el área de buhonería favorita de muchos compradores capitalinos.

En total, el proyecto busca la reconstrucción de unos 80 quioscos en la zona como parte del plan de reordenamiento y modernización de esa arteria comercial.

En ese sentido, los nuevos quioscos serán de metal, con paredes de acero galvanizado, una puerta enrollable, también de acero galvanizado, y el techo de termopanel. Es decir, una combinación de acero calibre 26 galvanizado prepintado y un núcleo de poliestireno expandido.

Durante una reunión que sostuvieron autoridades alcaldicias con los vendedores del lugar, se mencionó que el proyecto de embellecimiento, remozamiento e intervención total del lugar comenzará el próximo mes de enero. Mientras eso sucede, darán mantenimiento a las estructuras ya existentes.

Para algunos vendedores como Marcelino Rodríguez hay que rescatar el sitio, porque envuelve mucha historia colonial y actual, de la parte metropolitana de la ciudad de Panamá.

Estos comerciantes recuerdan que por allí transitaban autobuses de zonas distantes como La Chorrera y Capira en 1960.

“Aquí hay restaurantes, relojerías, farmacias y salones de belleza. También polleras, discos compactos, cutarras y tembleques. Aquí está todo”, dijo Rodríguez.

Este hombre es optimista y espera que muy pronto Salsipuedes retome el valor que siempre tuvo para aquellos panameños, quienes sienten que allí encuentran lo que buscan.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

16 Ago 2017

Primer premio

7 8 9 4

DBDC

Serie: 14 Folio: 7

2o premio

6122

3er premio

5195

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código