Tribunal Electoral

$20 millones reciben los partidos

El PRD, con $6.5 millones, y CD, con $4.5 millones, son los dos partidos que más dinero recibirán en subsidio electoral.

$20 millones 55 mil 760 han recibido hasta la fecha los cinco partidos políticos del país en concepto de subsidio electoral o financiamiento público.

Para el proceso electoral de 2009, el Ministerio de Economía y Finanzas asignó $33.7 millones al Tribunal Electoral (TE) para cubrir el financiamiento público de los entonces ocho partidos políticos [Partido Revolucionario Democrático (PRD), Partido Panameñista, Cambio Democrático (CD), Movimiento Liberal Republicano Nacionalista (Molirena), Unión Patriótica (UP), Partido Popular (PP), Vanguardia Moral de la Patria y el Partido Liberal].

El pago de los $33.7 millones fue dividido en dos partes: el período preelectoral y el poselectoral. Durante el período preelectoral se asignó [a los partidos] el 40% de este presupuesto [13 millones 480 mil dólares], mientras que el otro 60% [$20 millones 220 mil] corresponde al poselectoral.

De acuerdo con un informe de auditoría del TE, en campaña los colectivos gastaron $13 millones 253 mil 994; los $226 mil 5 que no se utilizaron, pasaron a engrosar el renglón al que tienen derecho los colectivos luego de las elecciones.

LA DISTRIBUCIÓN DEL DINERO

Los $20 millones 446 mil se distribuyeron de la siguiente forma: $25 mil 265 fueron repartidos entre los candidatos independientes que participaron en los comicios de 2009. En ese entonces se postularon 17 candidatos a diputado de la Asamblea Nacional, 7 para alcalde, y 145 a representante de corregimiento.

Además, se repartió el 20% igualitario entre los cinco partidos que sobrevivieron a la contienda. Cada uno recibió $680 mil 691.

Lo que restó, $16 millones 336 mil 591, se distribuyó de acuerdo con los votos obtenidos por cada partido.

Los partidos que más dinero recibirán [porque sacaron el mayor número de votos en la contienda pasada] son el PRD [6.5 millones] y CD [$4.6 millones].

En tanto, el Panameñista ha recibido $3.5 millones; el PP, $1.3 millón; el Molirena, $1.7 millón, y UP, 1.5 millón, recursos que pasaron a las arcas de CD tras la fusión entre estas dos agrupaciones políticas el pasado 27 de marzo de 2011.

MÁS TRANSPARENCIA

Analistas políticos y representantes de la sociedad civil tienen opiniones divididas en cuanto al manejo del subsidio y a la fiscalización de este recurso por parte del TE.

Edwin Cabrera, del primer grupo, pregunta: ¿por qué el TE no publica los gastos, planillas y demás que hacen los partidos con estos fondos? ¿Cuántos informes hemos visto que ha publicado la Contraloría?

Según Cabrera, la clase política, sobre todo en oposición, es muy dada a hablar de transparencia como una forma de poner en duda la administración de los recursos del Estado, sin embargo, no aplica este principio con el subsidio electoral; de hecho, dijo, a algunos les molesta que se les pregunte al respecto.

“Creo que la sociedad debe debatir si eliminamos del todo este subsidio, o si por el contrario el Estado asume el 100% del financiamiento de los partidos políticos. La ventaja de esta última figura es que eso eliminaría las donaciones privadas, en ocasiones con dinero mal habido o con el propósito de manipular el poder político”, expresó.

La activista de la sociedad civil Giulia De Sanctis dice que el TE tiene que asumir la responsabilidad de financiar los partidos políticos para garantizar su existencia. “Sin partidos políticos no hay democracia”, asegura.

De Sanctis señala que el TE ha sido muy eficiente, transparente y estricto en el manejo de los subsidios a los partidos políticos. En todos estos años, recordó, solo se ha dado un incidente polémico: las denuncias por el manejo irregular del subsidio por parte del Molirena.

“Como sociedad debemos criticar no tanto el subsidio público, sino el financiamiento privado, el cual, y de acuerdo con experiencias en otros países, es difícil de controlar”, agregó.

Mientras que Teresita Yáñiz de Arias, del PP, considera que los subsidios permiten que los partidos que no tienen entre sus miembros gente acaudalada, y que no responden a grupos económicos poderosos ni se financian de fuente ilícitas, puedan promover la participación política de sectores populares y de la clase media que no tienen recursos.

Arias concuerda con Cabrera en que el tema debe ser manejado con transparencia y que los partidos y sus dirigentes deben rendir cuentas sobre su uso. “En ese sentido, el TE debe, como ha hecho hasta ahora, mantener estrecha vigilancia y controles severos para evitar el mal uso de estos fondos públicos”, resaltó.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

16 Ago 2017

Primer premio

7 8 9 4

DBDC

Serie: 14 Folio: 7

2o premio

6122

3er premio

5195

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código