transporte. usuarios se las ingenian para conseguir taxis

La súplica diaria por un taxi

Abordar un taxi en Panamá y San Miguelito es cada día más difícil. El usuario queda atrapado entre tranques, cierres de calles y la cultura del "no voy".
QUEJAS. Hasta agosto de este año se han reportado 2 mil 686 denuncias por malas prácticas de los taxistas. LA PRENSA/Ricardo Iturriaga QUEJAS. Hasta agosto de este año se han reportado 2 mil 686 denuncias por malas prácticas de los taxistas. LA PRENSA/Ricardo Iturriaga
QUEJAS. Hasta agosto de este año se han reportado 2 mil 686 denuncias por malas prácticas de los taxistas. LA PRENSA/Ricardo Iturriaga

El “no voy” de los taxistas ya no es una frase que se escucha exclusivamente los días de quincena, décimo o festivos. Ahora, en cualquier momento, la expresión retumba en los oídos de los usuarios que por necesidad utilizan el servicio de transporte selectivo.

En Panamá hay cerca de 600 mil usuarios que a diario requieren del transporte público para movilizarse a sus diferentes destinos.

Cuando hay tranques en el área metropolitana, transportarse en taxi es casi imposible, ya que la respuesta suele ser negativa. No importa si la carrera es corta o larga.

Resulta que para los usuarios el término “selectivo” no encaja, ya que los taxis deben ser compartidos hasta con tres pasajeros o más. Lo cierto es que con tal de llegar a su destino, la mayoría de los usuarios aceptan las reglas del taxi colectivo.

Irlanda Rodríguez, una usuaria que a diario utiliza taxi para desplazarse desde su trabajo, ubicado en la vía Ricardo J. Alfaro, hacia su hogar en Las Colinas de San Miguelito, ha optado por preguntarle al taxista hacia dónde se dirige él en lugar de pedirle que la lleve a donde ella quiere. Después de varios intentos es que logra conseguir un transporte.

Otra técnica aplicada por los usuarios es unirse y ofrecer al taxista dos carreras pagadas por un solo viaje. Esta es la fórmula que practican dos enfermeras que a diario abordan un taxi desde Multicentro, en Paitilla, hacia la terminal de transporte de Albrook.

Sin embargo, otros usuarios no corren con tanta suerte y deben esperar por más de 30 minutos hasta conseguir a un conductor de taxi de los 29 mil 999 que hay en el área metropolitana, dispuesto a hacer el viaje.

La expresión “no voy” en los taxistas de Panamá no es problema nuevo. La frase fue popularizada en la década de 1990 en la famosa marca de suéteres My name is Panama, la cual se caracterizaba por mofarse de los problemas del pueblo panameño.

Sumado a este problema, existen algunas flotas de taxis que no están bien adecuadas para brindar un servicio de calidad, por ejemplo, olores desagradables, sin acondicionadores de aire, música a volumen alto y forros de los asientos sucios o en mal estado.

Esta situación se registra a pesar de que el pasado 5 de agosto, la Autoridad del Tránsito y Transporte Terrestre (ATTT) aumentó la tarifa mínima de taxi para la provincia de Panamá a un dólar con 20 centésimos, según lo establecido en la Resolución JD N°19 publicada en Gaceta Oficial.

El artículo 137, punto E del Reglamento de Tránsito, establece que los conductores que brinden el servicio de transporte público o selectivo no pueden negarse a llevar pasajeros.

La ATTT en reiteradas ocasiones ha exhortado a los usuarios a presentar sus denuncias a la línea caliente 311, registrándose hasta agosto de este año 2 mil 686 denuncias por el “no voy” de los taxis.

En tanto, el Reglamento de Tránsito establece sanciones de 75 dólares para los taxistas que se niegan a llevar pasajeros.

Tranques no dejan circular

El dirigente del transporte selectivo de la provincia de Panamá, Rafael Reyes, explicó que los tranques vehiculares son una de las razones más importantes por las cuales los taxistas a veces se niegan a llevar a los pasajeros a su destino.

Reyes reconoció que no es una buena práctica, pero debido a los trabajos de mantenimiento vial que se están realizando, la construcción del Metro y la rehabilitación de las carreteras, la red vial de la capital y sus accesos en el este, norte y oeste se hacen intransitables, lo que conlleva pérdidas por el gasto de combustible.

Otra razón es la inseguridad a la que se exponen los taxistas al llevar pasajeros a zonas consideradas peligrosas, incluso hasta el límite de perder la vida. Por ello Reyes pide más atención a la seguridad en las calles. Recordó que varios taxistas han muerto haciendo su trabajo.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

19 Jul 2017

Primer premio

0 5 6 6

AAAA

Serie: 19 Folio: 8

2o premio

6522

3er premio

2296

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código